Gran terremoto de Hanshin-Awaji

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Gran terremoto de Hanshin-Awaji
Terremoto de Kobe de 1995
Kobe in Hyogo Prefecture Ja.svg
Localización del epicentro.
Hanshin-Awaji earthquake 1995 337.jpg
Daños en Kobe luego del terremoto
Kobe Japan Location.png
Fecha 17 de enero de 1995
Tipo Subducción
Magnitud 7,3 MW
7,2 ML
Intensidad máxima Grado XI en la escala de Mercalli
7 Shindo
Profundidad 46 kilómetros
Duración 50 segundos
Coordenadas del epicentro 34°35′54″N 135°02′06″E / 34.598333, 135.035Coordenadas: 34°35′54″N 135°02′06″E / 34.598333, 135.035
Consecuencias
Zonas afectadas Región de Kanto, región de Honshu, Japón
Víctimas 6.502
[editar datos en Wikidata ]
Algunos daños del terremoto han sido mantenidos intactos en el Parque Conmemorativo del Terremoto cercano al puerto de Kobe. La autopista elevada de Hanshin, al fondo, se derrumbó parcialmente durante el sismo.

El Terremoto de Kobe de 1995 o el Gran Terremoto de Hanshin (阪神・淡路大震災 Hanshin-Awaji Daishinsai?), como se lo conoce en la zona, fue un terremoto que afectó a Japón, de una magnitud de entre 6,8 y 7,3 grados en la escala de Richter.[1] [2] [3] Ocurrió el 17 de enero de 1995 a las 5:46:46 a.m. en la parte sur de la prefectura de Hyōgo y duró unos 20 segundos. El foco se encontraba a 16 km por debajo del epicentro, en el extremo norte de la isla Awaji, a 20 km de distancia de la ciudad de Kōbe, con una población de un millón y medio de habitantes. Esta zona está atravesada por la falla del Pacífico, donde coincidan las placas Euroasiática y Filipina.

Unas 6.434 personas (estimación final de 2006), principalmente en Kobe, perdieron la vida como consecuencia del terremoto. Dado que era la ciudad más cercana al epicentro, fue la que sufrió las ondas de choque con mayor fuerza; el sismo se sintió aunque con menor intensidad en muchas ciudades a más distancia. Además, causó unas pérdidas estimadas de 3 billones de yenes en daños, el 2,5% del Producto Interior Bruto del país en ese momento. Fue el peor terremoto en Japón desde el Gran terremoto de Kanto en 1923, que se cobró 140.000 vidas, y que ostenta el récord mundial en el Libro Guinness de los Récords del "desastre natural más costoso en caer sobre un país"

El terremoto[editar]

El terremoto tuvo lugar a las 5:46 AM (hora local) sin ningún tipo de aviso o temblor menor anterior. El alcance del daño fue mayor que en el de Los Ángeles en 1994, que, por coincidencia, había ocurrido justo un año antes. Esto se debió a la mayor densidad de población en Kobe, y a la planificación más lineal de las construcciones, que hizo elevar los daños en edificios. Además, fue un terremoto mucho más duro en comparación de fuerza.

Memorial local en Kobe.

Daños en las infraestructuras de transporte[editar]

Diez tramos de la autopista elevada Hanshin en Kobe y Nishinomiya cayeron, bloqueando así la arteria que conduce el 40% del tráfico entre Osaka y Kobe. Parte de los soportes de ésta resultaron dañados, y no pudo ser reabierta hasta el 30 de septiembre de 1996. Tres puentes en la menos transitada Ruta 2 sufrieron daños, pero fue de nuevo abierta al tráfico y se utilizó durante un tiempo con una de las principales arterias de la ciudad. La Autopista Meishin apenas resultó dañada, pero fue cerrada durante el día hasta el 17 de febrero de 1995 para que los vehículos de emergencia pudieran llegar con facilidad a las áreas más afectadas en la parte oeste.

Muchas vías férreas quedaron inutilizadas. Tras el terremoto, sólo el 30% de las líneas entre Osaka y Kobe estaban operativas. La Estación Daikai de la línea del tren rápido de Kobe colapsó, arrastrando parte de la Ruta Nacional 30 que iba por encima. Los soportes de de la vía del tren Shinkansen de alta velocidad fallaron, provocando que éste dejara de funcionar. Sin embargo, en un mes, éste estaba ya al 80% de su capacidad habitual.

Algunas de las islas artificiales en el puerto de Kobe sufrieron subsidencia cuando parte del material con que estaban hechas cayó a la bahía de Osaka. Sin embargo, la recientemente completada isla en la que está el Aeropuerto Internacional de Kansai no se vio apenas afectada, al estar más lejos del epicentro. El Gran Puente del Estrecho de Akashi, en construcción en ese momento y más cercano al foco del temblor no sufrió daños, pero se detectó un alargamiento de casi un metro debido al desplazamiento horizontal provocado por la falla tectónica.

Los daños en autopistas elevadas y túneles fueron la imagen más conocida del terremoto, tanto más si se tiene en cuenta que en Japón se los suponía a salvo de temblores debido a su diseño. Estas imágenes ocuparon portadas de periódicos y noticiarios en todo el mundo.

Tectónica de placas[editar]

Las principales placas involucradas fueron la Filipina, la Euroasiática y la Pacífica. La falla tiene entre 30 y 50 km de longitud. Se trata de un borde convergente, donde la placa Filipina subduce bajo la Euroasiática. Es una unión triple, con tres zonas distintas de subducción.

Respuesta[editar]

Tras el suceso, tanto ciudadanos como especialistas perdieron la fe en los anteriores sistemas de protección ante terremotos y de construcción preventiva. El Gobierno nacional fue criticado por no actuar con prontitud, por no coordinar bien las labores de voluntariado, y por rechazar inicialmente la ayuda extranjera, incluyendo la de Estados Unidos de América, Corea del Sur y Reino Unido. La barrera del lenguaje y la obvia carencia de la licencia médica japonesa por parte de los voluntarios de otros países fueron las excusas usadas, pero también se comentó que el orgullo nacional pudo tener algo que ver.[4]

Respuesta local[editar]

Los hospitales de la zona (dirigidos por las propias ciudades) lucharon por mantener los suministros y tratamientos, incluso a pesar de estar parcialmente aislados de proveedores y posible ayuda del exterior. La gente se vio obligada a esperar en los pasillos por la falta de espacio debida al gran número de afectados. Los esfuerzos de los voluntarios por ayudar a las víctimas fueron tan conocidos que 1995 fue llamado el "Año del voluntario de Japón". Se estima que 1,2 millones de ellos participaron en alguna forma en las labores posteriores al terremoto, a lo largo de meses. Proveedores como Daiei y Seven-Eleven usaron sus redes de distribución para facilitar la atención a los afectados. NTT y Motorola proveyeron de teléfonos gratuitos a los que buscaban a las víctimas. Incluso el grupo yakuza Yamaguchi-gumi estuvo distribuyendo comida y suministros a los más necesitados.[5]

Para ayudar a las labores de recuperación, el Gobierno ordenó el cierre diurno de la Autopista Hanshin para los vehículos privados de las 6:00 am a las 8:00 pm, limitando el tráficos a autobuses, taxis, y otros vehículos designados.

Otros efectos[editar]

Tasa de fallecimientos
Nada-ku 0.703%
Higashinada-ku 0.692%
Nagata-ku 0.596%
Ashiya 0.468%
Hyogo-ku 0.365%
Nishinomiya 0.239%
fuente

Efectos económicos[editar]

El terremoto provocó 200 mil millones de dólares en pérdidas. Gran parte de estos daños no estaban asegurados, al estar sólo el 3% de las propiedades en Kobe aseguradas ante terremotos, en contraste con el 16% que se da en Tokio.

El verdadero golpe se sintió en el mercado de acciones, cuando el índice Nikkei 225 descendió mil puntos al día siguiente del suceso. Esto fue la mayor causa del colapso del banco Barings debido a las acciones de Nick Leeson, que había especulado con grandes cantidades de dinero con empresas japonesas y de Singapur.

Efecto en los planes de prevención de desastres[editar]

El terremoto resultó ser un una fuerte llamada de atención para las autoridades japonesas de prevención de desastres. El Gobierno cambió su política de actuación, y en el Terremoto de Chuetsu de 2004 su respuesta fue notablemente más rápida y efectiva. Las fuerzas terrestres de defensa obtuvieron autoridad absoluta para responder de inmediato ante una situación similar, lo que les permitió desplegarse por la Prefectura de Niigata en cuestión de minutos. El control sobre fuegos fue trasladado desde las oficinas locales de bomberos hasta una base central en Tokio y Kioto.[6]

En respuesta a los amplios daños en infraestructuras de transporte y el efecto en los tiempos de respuesta general en el área afectada, el Ministerio de Tierras, Infraestructuras y Transportes empezó a diseñar rutas especiales de prevención, y a reforzar las carreteras y edificios circundantes para mantenerlas intactas en caso de darse otro terremoto.[7] El gobierno de la prefectura de Hyogo invirtió millones de yenes en el año siguiente para construir refugios a pruebas de terremotos en parques públicos.[8]

El gobierno metropolitano de Tokio preparó suministros de agua y comida en torno a las gasolineras, que apenas se vieron afectadas por el sísmo. Sin embargo, algunos grupos de ciudadanos han tomado también parte en la planificación, en parte por la desconfianza ante el Gobierno tras el desastre de Kobe.

En memoria de los fuegos que asolaron la región y la labor de los voluntarios, el 17 de enero, aniversario del suceso, ha sido declarado Día de la protección ante el fuego y del voluntariado en todo Japón.

Monumentos[editar]

Monumento al 17 de enero en Kōbe

La Luz de Kobe, una pequeña ciudad iluminada con luz de navidad se coloca en el centro de Kōbe, cerca de la Estación Shin-Kobe cada diciembre, en memoria del terremoto. Un gran "1.17" está iluminado en el parque Higashi Yuenchi cercano al ayuntamiento, cada 17 de enero.

Nombre[editar]

En los primeros informes, fue denominado a menudo como "Gran Terremoto Kansai" (関西大地震 Kansai-daijishin). Su nombre oficial designado por la Agencia Meteorológica de Japón es "El terremoto del sur de la Prefectura de Hyogo de 1995" (平成7年兵庫県南部地震 Heisei-shichinen-Hyōgoken-nambu-jishin). Publicaciones oficiales de Japón suelen mencionarlo como "Gran Terremoto Hanshin-Awaji" (阪神・淡路大震災; Hanshin-Awaji-daishinsai), que fue elegido por el gobierno en febrero. Otros usaron el nombre "Terremoto del sur de la Prefectura de Hyogo" (兵庫県南部地震 Hyōgoken-nambu-jishin), versión acortada del de la citada agencia.

Referencias[editar]

Kitamura, R., Yamamoto, T. & Fujii, S. (1998), "Impacts of the Hanshin-Awaji Earthquake on Traffic and Travel - Where Did All the Traffic Go?" in Cairns, S., Hass-Klau, C. & Goodwin, P., ed., Traffic Impact of Highway Capacity Reductions: Assessment of the Evidence, Landor Publishing, London, pp. 239-261

Notas[editar]

  1. (PDF) Investigación del Terremoto de Kobe. Quincy, MA: NFPA. 2001. http://www.nfpa.org/assets/files/PDF/OS%20-%20InvestigacionKobe.pdf. Consultado el 20 de septiembre de 2012. 
  2. «Resistencia sísmica del suelo-cemento en construcciones de baja complejidad geométrica» (PDF). Revista de la Construcción (Valparaíso, Chile) 9 (2):  pp. 35. 2010. http://www.scielo.cl/pdf/rconst/v9n2/art04.pdf. Consultado el 20 de septiembre de 2012. 
  3. Zobin, Vyacheslav M. Los terremotos y sus peligros: ¿Cómo sobrevivir a ellos?. México: Universidad de Colima. p. 15. ISBN 970-692-158-3. Consultado el 20 de septiembre de 2012. 
  4. «Terremoto de Kobe». Japón para los no invitados. Consultado el 23-11-2006.
  5. Fukushima, Glen S. (March 1995). «El Gran Terremoto Hanshin». "Japan Policy Research Institute Occasional Paper" (2). http://www.jpri.org/publications/occasionalpapers/op2.html. 
  6. Sabin, Burritt (31-10-2004). El Gran Terremoto Hanshin: Lecciones para Niigata. J@pan Inc Magazine, J@pan Inc Newsletter. http://www.japaninc.net/newsletters/?list=jin&issue=295. Consultado el 23-11-2006. 
  7. «Reconstrucción tras el terremoto - Planificación de la ciudad basada en lo aprendido del desastre». Ministerio de Tierras, Infraestructuras y Transportes: Oficina de Desarrollo Regional de Kinki (2002). Consultado el 23-11-2006.
  8. «Preparados para un terremoto: Desde almacenes subterráneos hasta monitorización por satélite.». Tendencias en Japón (2-4-1998). Consultado el 23-11-2006.

Enlaces externos[editar]