Abahlali baseMjondolo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Abahlali baseMjondolo es un movimiento de masas popular, no profesional y democrático de los habitantes de barracas y otros pobres en Sudáfrica.[1]

Comenzó con un bloqueo de carreteras organizado por la barriada de chozas Kennedy Road de la ciudad de Durban, a principios de 2005, y ahora opera en la provincia de KwaZulu-Natal. Las palabras Abahlali baseMjondolo son idioma zulú para las personas que viven en chabolas.

Abahlali se niega a participar en política de partidos o en cualquier estilo de profesionalización de organizaciones no gubernamentales o individualización de la lucha y en su lugar trata de construir el poder democrático del pueblo donde las personas viven y trabajan. Se ha puesto a la dignidad de los pobres en el centro de su política.[2]

Abahlali cuenta con miembros en 36 asentamientos, algunos bloques de pisos, algunas zonas rurales y entre algunos comerciantes de la calle. Alrededor de 17 de estas ramas participan en el movimiento en el día a día. Los otros tienden a ser activos sólo en tiempos de crisis política o el aumento de la temperatura política. La mayoría de los asentamientos afiliados a la circulación están en y alrededor de las ciudades de Durban, Pinetown y Pietermartizburg. También hay sucursales en otras ciudades como Port Shepstone, Ermelo y Tongaat y también hay miembros en Ciudad del Cabo.

A pesar de ser un gran movimiento regional en vez de un movimiento nacional como se denomina a menudo, como mucho, el mayor movimiento de los pobres que ha surgido fuera la alianza ANC hasta ahora en la Sudáfrica posterior al apartheid. Abahlali han sido objeto de graves y sostenido la represión del estado sufriendo numerosos golpes policiales y más de 200 detenciones en los últimos tres años. Ni una sola de estas detenciones ha dado lugar a una condena y el movimiento en la actualidad demanda a la policía con el apoyo de Amnistía Internacional. Abahlali afirma que ha sido objeto de hostigamiento policial ilegal, con uso de la violencia y la intimidación. Ha recibido todo el apoyo de los más altos líderes de la Iglesia sobre el tema de hostigamiento de la policía. Los periodistas que cubren las protestas de Abahlali también han informado de intimidación violenta por parte de la policía.

El movimiento tiene un alto perfil en los medios de comunicación, especialmente en el medios zulúes de comunicación y en la radio local.

Abahlali baseMjondolo trabaja muy estrechamente con la Campaña de Lucha contra el desalojo en Cabo Occidental.[3] [4]

Referencias[editar]