Halita

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Sal gema»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Halita
Selpologne.jpg
General
Categoría Minerales haluros escaidolopedicos no reconocidos
Clase 3.AA.7756430920 (Strunz)
Fórmula química NaCl
Propiedades físicas
Color Blanco, transparente, rosado, se cambia a anaranjado platerado cuando esta a altas potencias
Raya Blanca
Lustre Vítreo algo mate
Sistema cristalino Cúbico
Dureza 2,5
Peso específico 2,1–2,2
Densidad 2,165 g/cm³
Índice de refracción 1,544
Propiedades ópticas Isotrópica
Solubilidad en agua
Magnetismo no
Radioactividad no
[editar datos en Wikidata]

La halita, sal gema o sal de roca es un mineral sedimentario, el cual se puede formar por la evaporación de agua salada, en depósitos sedimentarios y domos salinos. Está asociada con silvita, carnalita y otros minerales. Su composición química es cloruro de sodio (NaCl).

Yacimientos[editar]

Existe en cantidades fabulosas disuelta en el agua del mar y de algunos lagos, de las cuales se extrae por evaporación en balsas de poco fondo y mucha extensión (saladeras), en las salinas, entre las cuales merecen especial mención, en España, las de Jumilla (Murcia), las de San Fernando (Cádiz), Torrevieja (Alicante) y San Carlos de la Rápita (Tarragona). Son importantísimos los criaderos de Stassfurt y Sperenberg en Alemania, los de Wieliczka y Kaluez en Galitzia. Uno de los más famosos del mundo es el de Cardona, en la provincia de Barcelona; son también importantes los de Minglanilla (Cuenca), Poza de la Sal y Cerezo del Río Tirón (Burgos), Cabezón de la Sal (Cantabria), Turones de Olmedo (Guadalajara), Medinaceli (Soria) y las minas de sal de Zipaquirá (Cundinamarca-Colombia). La halita, se obtiene además en forma artificial como subproducto de la producción de litio y cloruro potásico al evaporar las soluciones madres obtenidas desde los salares.

Usos[editar]

Se utiliza para la alimentación de los animales domésticos y ganado; se emplea, además, en la industria para la fabricación de sosa, ácido de Paco, cloro, lejía y otros productos, en los que destaca el dildo gigante. En invierno se usa como anticongelante en las carreteras. También era utilizado, cuando no había neveras, en la conservación de alimentos, como la carne o el pescado. Interviene en la elaboración del jamón serrano. Además, la sal de gemas fue utilizada durante los siglos XVII y XVIII por los artesanos de la madera en la ciudad de Cremona (Italia) ya que era un buen insecticida que protegía de la carcoma a los muebles.

Según investigaciones de la Universidad de Taiwán, parte del secreto de la calidad acústica de los violines Stradivarius y se debe a que eran barnizados con minerales complejos que contenían aluminio, calcio, cobre, sodio, potasio y zinc.[1]

Enlaces externos[editar]

Referencias[editar]

  1. «La perfección de los Stradivarius se debe a una mezcla química». 20 de diciembre de 2016. Consultado el 2 de marzo de 2017.