Nombre botánico

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Artículo introductorio: Nomenclatura (biología)
Véase también: Anexo:Nombres botánicos según la abreviatura del autor

En botánica, el nombre botánico es el nombre asignado a cada planta. Según la naturaleza de la planta a nombrar, se le asigna un nombre científico (si es una planta silvestre) o bien un nombre de cultivar (si es una planta cultivada) o un nombre de híbrido (si es un híbrido).

A los taxones de plantas silvestres se les asigna un nombre científico según los principios de la nomenclatura, establecidos en el Código Internacional de Nomenclatura Botánica. Los nombres de las plantas cultivadas y de los híbridos poseen sus propias reglas, escritas en el Código Internacional de Nomenclatura para Plantas Cultivadas, que funciona como un complemento del anterior.

El objetivo de la nomenclatura botánica es tener un nombre inequívoco y universal para cada especie y para cada taxón en general y, en lo posible, para cada cultivar y cada híbrido.

A continuación se exponen las reglas para nombrar a los 3 tipos de plantas.

Nombres científicos[editar]

Artículo principal: Código Internacional de Nomencaltura Botánica

Los principios de la nomenclatura rigen los nombres científicos[editar]

La nomenclatura es la subdisciplina de la taxonomía que reglamenta los nombres de los taxones.

Hay un solo nombre para cada taxón, que es aquél válidamente publicado que se atenga a los principios de la nomenclatura.

Los principios de nomenclatura, comunes a todos los códigos, son: que el taxón no haya sido nombrado antes, que su nombre esté en latín y no haya sido utilizado ya en otro taxón, y que esté asociado a una descripción y a un ejemplar "tipo".

Para que los nombres científicos sean válidamente publicados, el nombre, la descripción y la ubicación del ejemplar tipo deben publicarse en una revista científica con referato (esto es, con peritos en el tema que revisan las publicaciones para aceptarlas, corregirlas o rechazarlas).

Los principios de nomenclatura establecen que, si el mismo taxón es "válidamente publicado" más de una vez, solo será válido el nombre que se publicó primero.

Además, el nombre del taxón debe estar sujeto a ciertas reglas que se exponen a continuación.

Reglas básicas de los nombres científicos[editar]

El nombre científico asignado al taxón depende de la categoría taxonómica a la que pertenezca.

Por arriba de la categoría de especie, los taxones tienen un nombre uninominal (compuesto por una sola palabra), y el sufijo (la última parte del nombre) está dado por la categoría taxonómica a la que pertenece (ver cuadro en el artículo principal para ver qué sufijo se utiliza en cada categoría taxonómica). Los nombres se escriben siempre con mayúsculas. Cuando se trata de géneros, es convención escribirlos en una tipología diferente al resto del texto (itálicas o subrayados).

  • Por ejemplo: familia Aceraceae, género Acer.

En la categoría de especie los nombres son binominales (están compuestos por dos palabras). La primera palabra es el nombre del género, la segunda es el nombre que caracteriza a la especie, llamado epíteto específico. Es convención escribirlos en una tipología diferente al resto del texto, como sucede con los géneros. El nombre de género va siempre en mayúscula, el epíteto específico va siempre en minúscula.

También hay reglas para nombrar subgéneros, subespecies y otras categorías taxonómicas intermedias menos utilizadas, que también son observadas por los Códigos Internacionales de Nomenclatura.

Nombres de las plantas cultivadas[editar]

Las plantas cultivadas suelen tener una historia de hibridación, selección artificial de rasgos atípicos u otros procesos, que proveen la necesidad de darles un nombre de cultivares. La palabra cultivar está basada en una combinación de las palabras "cultivada" y "variedad", y en la literatura más antigua puede encontrarse el sinónimo variedad(es). Los cultivares no deben confundirse con las variedades botánicas, que usualmente representan razas silvestres que ocupan regiones geográficas definidas o bien poblaciones silvestres morfológicamente diferenciadas.

El término cultivar se aplica a un ensamblaje de plantas cultivadas que se distingue claramente por caracteres particulares (morfológicos, fisiológicos, citológicos, químicos, etc.) que se transmiten, través de reproducción sexual o asexual, de generación en generación (Brickell, International Code of Nomenclature for Cultivated Plants, 1980).

En el Código Internacional de Nomenclatura para Plantas Cultivadas se encuentra el conjunto de reglas que controlan la nomenclatura de los cultivares. Los nombres de los cultivares pueden darse en cualquier lengua excepto en latín, que se reserva para los nombres científicos, y deben escribirse con mayúscula inicial. Cuando se dan con el nombre específico deben escribirse entre comillas simples. Antiguamente podían ir precedidos de la abreviación "cv.", pero en la actualidad el código lo considera incorrecto. Los nombres de los cultivares pueden ussarse después del nombre del género, después del nombre de la especie o bien después del nombre vulgar de la especie. Por ejemplo, los siguientes son nombres equivalentes que se refieren al mismo cultivar, aunque solo el último se considera correcto:

Para más información, ver Jeffrey (1977).

Nombres de los híbridos[editar]

Cuando dos especies distintas se cruzan y generan descendencia que puede reproducirse por sí misma, se considera que se ha formado un híbrido. Los híbridos pueden surgir en forma espontánea en la naturaleza, y sus nombres son regulados por el Código de Nomenclatura Botánica. Cuando el ser humano provoca su aparición en forma artificial en el laboratorio, entonces su nomenclatura es regulada por el Código Internacional de Nomenclatura para Plantas Cultivadas.

Los híbridos entre dos especies del mismo género pueden ser nombrados poniendo los nombres de las especies que lo conforman en orden alfabético y separados por el signo de multiplicación (×). Por ejemplo:

Una notación alternativa se da cuando al híbrido se le asigna su propio epíteto, por ejemplo:

Los híbridos entre especies de diferentes géneros también pueden designarse con los nombres de las especies que los conforman, separados por el signo de multiplicación.

La notación alternativa para los híbridos entre géneros es la de poner un género "condensado", compuesto por los nombres de los dos géneros que forman el híbrido, precedido de un signo de multiplicación. Por ejemplo:

Referencias[editar]

  • Judd, W. S. Campbell, C. S. Kellogg, E. A. Stevens, P.F. Donoghue, M. J. 2002. Plant systematics: a phylogenetic approach, Second Edition. Sinauer Axxoc, USA.

Códigos Internacionales de Nomenclatura citados en este artículo[editar]

  • Greuter, W. et al. 2000. International Code of Botanical Nomenclature (St. Louis Code). Gantner/Koeltz (contenido online aquí)
  • C.D. Brickell et al. 2004. International Code of Nomenclature for Cultivated Plants. (algunos artículos online sin acceso gratuito aquí).