Jisaburō Ozawa

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Jisaburō Ozawa
Ozawa11.jpg
Kaigun-Chujo.png Vicealmirante (Chūjō)
Años de servicio 1909-1945
Apodo Gargola
Lealtad Bandera de Japón Imperio del Japón
Servicio/rama Naval Ensign of Japan.svg Armada Imperial Japonesa
Unidad Flota Combinada
3.ª Flota
8.ª División de Cruceros
Condecoraciones JPN Zuiho-sho (WW2) 2Class BAR.svg Orden del Sagrado Tesoro (2.ª clase)
Mandos Take, Shimakaze, Asakaze, Maya, Haruna
Participó en

Segunda Guerra Mundial


Nacimiento 2 de octubre de 1886
Prefectura de Miyazaki, Imperio del Japón
Fallecimiento 9 de noviembre de 1966 (80 años)
[editar datos en Wikidata]

Jisaburō Ozawa (小沢 治三郎 Ozawa Jisaburō?, 2 de octubre de 1866-9 de noviembre de 1966) fue un vicealmirante japonés de la Armada Imperial Japonesa durante la Segunda Guerra Mundial. Fue el Comandante en Jefe de la Flota Combinada y muchos historiadores militares lo consideran como uno de los marinos de guerra japoneses más capaces.[1]

Biografía[editar]

Segunda Guerra Mundial[editar]

Gran defensor de la aviación naval, en noviembre de 1940 alcanzó el grado de vicealmirante. Tras el ataque a Pearl Harbor en diciembre de 1941, recibió el mando de la flota japonesa en el Mar de la China Meridional que intervino en la invasión de Malasia, en la invasión de las Indias Orientales Holandesas y en la incursión del Océano Índico. A finales de 1942 relevó al almirante Chūichi Nagumo como comandante de la flota de portaaviones japonesa. Al frente de ella participó en la batalla del Mar de Filipinas de junio de 1944 en la que la Armada japonesa sufrió una severa derrota —perdió 480 aviones, cerca de las tres cuartas partes de los que había desplegado, y diez veces más que las pérdidas estadounidenses—[2]​ por lo que Ozawa presentó inmediatamente la dimisión pero no le fue aceptada.

Cuatro meses después se produjo la batalla del golfo de Leyte en la que la fuerza de portaaviones de Ozawa debía servir de señuelo y atraer hacia el norte de las islas Filipinas a los grupos de portaaviones de Estados Unidos haciendo posible así que los grandes acorazados japoneses mientras tanto se abrieran paso por los estrechos del archipiélago para impedir el desembarco estadounidense en la isla de Leyte. En aquel momento la flota de Ozawa apenas contaba con un centenar de aviones y con muy pocas tripulaciones con experiencia. Aunque inicialmente la trampa funcionó y la flota de portaaviones del almirante Halsey se lanzó en persecución de Ozawa, los estadounidenses contaban con tantos recursos que pudieron actuar en todos los frentes y el desembarco en Leyte se realizó con éxito. Por su parte los cuatro portaaviones de Ozawa fueron hundidos, junto con tres acorazados y nueve cruceros.[3]

El 29 de mayo de 1945 fue nombrado comandante en jefe de la Armada Imperial cargo que desempeñó hasta la rendición de Japón en septiembre, negándose a aceptar el ascenso a almirante. Se retiró ese mismo año y murió en 1966.

Referencias[editar]

  1. Evans, David C.; Mark R. Peattie (1997). Kaigun: Strategy, Tactics, and Technology in the Imperial Japanese Navy 1887-1941. Annapolis, Maryland: Naval Institute Press. pp. 531-532. ISBN 978-0-87021-192-8. 
  2. Kennedy, 2015, p. 395-396. "La pérdida de pilotos bien entrenados, además de los que habían muerto en Rabaul, era irreparable, y la gran flota de combate de Japón parecía ser cada vez más una anomalía. Se había esfumado el sueño de Yamamoto de castigar a Estados Unidos y obligarlo a aceptar un dominio japonés de Asia oriental. Aquel extraordinario grupo de aviadores navales que en su día devastaron Pearl Harbor y enviaron a pique al Prince of Wales y al Repulse en cuestión de horas, se había desintegrado"
  3. Kennedy, 2015, p. 396-397.

Bibliografía[editar]

  • Kennedy, Paul (2015) [2013]. Ingenieros de la victoria. Los hombres que cambiaron el destino de la Segunda Guerra Mundial [The Turn of the Tide]. Primera edición en Debolsillo. Barcelona: Penguin Random House. ISBN 978-84-9062-557-6.