Edgardo Mortara

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Edgardo Mortara
EdgardoMortara.jpg
Información personal
Nacimiento 27 de agosto de 1851 Ver y modificar los datos en Wikidata
Bolonia (Estados Pontificios) Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 11 de marzo de 1940 Ver y modificar los datos en Wikidata (88 años)
Lieja (Bélgica) Ver y modificar los datos en Wikidata
Religión Iglesia católica Ver y modificar los datos en Wikidata
Información profesional
Ocupación Sacerdote católico Ver y modificar los datos en Wikidata
Información religiosa
Canonización Beato Ver y modificar los datos en Wikidata
Orden religiosa Agustinos Ver y modificar los datos en Wikidata
El secuestro de Edgardo Mortara Leví. Óleo por el pintor judío Moritz Daniel Oppenheim, 1862.

Edgardo Mortara Levi, más conocido como Edgardo Mortara (Bolonia, Estados Pontificios, 27 de agosto de 1851 - Lieja, Bélgica, 11 de marzo de 1940) fue un sacerdote católico nacido en el seno de una familia judía, observante y perteneciente a la tribu de Leví.[1]

Biografía[editar]

A la edad de seis años fue secuestrado de la casa de sus padres hebreos por orden eclesiástica, bajo el argumento de que había sido bautizado como católico, y enviado a una institución de educación donde fue educado en dicha fe. Sus padres lucharon durante doce años para conseguir que fuera liberado, empeño que fue obstaculizado sistemáticamente por Pío IX.

Siendo adolescente se le dio libertad para volver con sus padres, lo que efectivamente realizó, aunque luego de un mes decidió retornar a la ciudad de Roma, en razón de los conflictos que le provocaba el que sus padres no compartieran su ferviente catolicismo. Poco después decidió hacerse sacerdote.

Edgardo Mortara de adulto como sacerdote agustino (derecha) y su madre (sentada).

El llamado «Caso Mortara» conmovió a la opinión pública de la época y, más recientemente, ha sido causa de las críticas que recibió la beatificación del papa Pío IX en el 2000. Años antes, el propio Mortara había manifestado su deseo de que Pío IX fuera declarado beato.

Vinculación con el País Vasco[editar]

El padre Mortara tiene una calle dedicada en Oñate (Guipúzcoa), localidad en la que residió durante cierto tiempo hacia 1884. Mortara, que era un gran políglota, llegó al País Vasco (España) atraído por su lengua, el euskera, idioma que llegó a aprender y en el que llegó a expresarse en sermones y poesía. Miguel de Unamuno, en su libro Contra esto y aquello, lo recuerda predicando en lengua vasca en Guernica, y también recaudando fondos para su Orden en el balneario de Cestona. Colaboró con varias publicaciones vascas de la época.

Referencias[editar]

  1. La Repubblica. «Il piccolo Edgardo l' ebreo rapito dal Papa e difeso da Cavour». Consultado el 2 de marzo de 2012. 

Enlaces externos[editar]