Canción desesperada (tango)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
«Canción desesperada»
Publicación 1945
Género Tango
Compositor Enrique Santos Discépolo
Letrista Enrique Santos Discépolo
Idioma original español

Canción desesperada es un tango cuya letra y música fueron realizadas en 1945 por Enrique Santos Discépolo y que fue grabado por Alberto Marino con la orquesta de Aníbal Troilo el 9 de octubre de 1945 para la discográfica RCA Victor.

El autor[editar]

Enrique Santos Discépolo (Buenos Aires, 27 de marzo de 1901 - Buenos Aires, 23 de diciembre de 1951) fue un compositor, músico, dramaturgo y director de cine, dedicado al género del tango.[1][2]

El tema[editar]

El protagonista trasmite en primera persona su angustia y su desesperanza, retrata en los primeros versos su impotencia ante los avatares de la vida:

¡Soy una canción desesperada...!
¡Hoja enloquecida en el turbión..!

y gritando su imposibilidad de lidiar con la traición de una mujer, finaliza:

¡Soy una canción desesperada
que grita su dolor y su traición...!

La creación de esta obra[editar]

Cuenta el mismo Discépolo que durante una gira que hizo con su orquesta en 1935 por Europa visitó la isla Palma de Mallorca de la que dijo en una carta que “seguramente se le cayó a Dios de las alforjas. Porque aquello es maravillloso, el mar, el aire, el cielo limpísimo”. Allí visitó el Monasterio de Cartuja de Valldemossa, cuyas paredes desnudas, tétricas, horribles, porque llevábamos los ojos cargados del paisaje verde que quedó atrás, le dieron la impresión de meterse en una tumba. En el lugar recordó que allí vivieron sus atormentados amores George Sand y Federico Chopin e imaginó la angustia del cuerpo y de la creación, componiendo con esa locura de los condenados a morirse, a los que nunca les alcanza el tiempo para terminar la obra mientras afuera sonaba un viento desesperante, angustioso, y en ese clima esbozó siete o nueve compases de una canción angustiosa, desesperante, como ese vendaval que golpeaba las paredes. Años después aquellos compases fueron el leit motiv de Canción desesperada, porque seguía pensando en aquel músico torturado y enfermo. [3][4]

En 1945 Discépolo le llevó el tema a Lalo Scalise, por entonces pianista de la orquesta de Pedro Maffia, en el cabaré Tibidabo, quien ya había vertido al pentagrama muchos temas suyos y después de varias noches de trabajo, el tango quedó listo y Maffia lo estrenó allí mismo con el cantor Alfredo Castell entonando los dramáticos versos.[3][4]

Grabaciones[editar]

Entre las grabaciones de este tema se encuentran los siguientes: [3]

Notas[editar]

  1. El Forjista: Enrique Santos Discépolo
  2. «El Historiador: Enrique Santos Discépolo». Archivado desde el original el 22 de julio de 2014. Consultado el 9 de noviembre de 2016. 
  3. a b c Romano, 1990, pp. 354-355.
  4. a b José María Otero, 2013.

Referencias[editar]

  • Las letras del tango. Antología cronológica 1900 – 1980. Rosario (provincia de Santa Fe): Editorial Fundación Ross. 1990. pp. 354-355. ISBN 950-9472-24-7. 

Enlaces externos[editar]