Vuelo 4590 de Air France

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Vuelo 4590 de Air France
Concorde.planview.arp.jpg
Modelo de aeronave Concorde que resultó siniestrada.
Fecha 26 de julio de 2000
Causa Daño en el inversor del motor número 2 o daño por objeto externo.
Lugar Gonesse, Francia
Coordenadas 48°59′08.68″N 2°28′19.35″E / 48.9857444, 2.4720417
Origen Aeropuerto de París-Charles de Gaulle
Destino Aeropuerto Internacional John F. Kennedy
Fallecidos 113 (109 en el avión, 4 en tierra)
Implicado
Tipo Concorde
Operador Air France
Registro F-BTSC
Pasajeros 100
Tripulación 9
Sobrevivientes 0
Vuelo 55 de Continental Airlines
Fecha 25 de julio de 2000
Causa Fallo mecánico (fuente del objeto externo que causó el otro accidente)
Lugar Aeropuerto Charles de Gaulle, París
Francia
Coordenadas 49°00′35″N 002°32′52″E / 49.00972, 2.54778
Origen Aeropuerto de París-Charles de Gaulle
Destino Aeropuerto Internacional Libertad de Newark
Implicado
Tipo McDonnell Douglas DC-10
Operador Continental Airlines
Registro N13067
Pasajeros 250
Tripulación 9
Sobrevivientes 259 (todos)

El vuelo 4590 de Air France del 25 de julio de 2000 partió del Aeropuerto de París-Charles de Gaulle próximo a París, Francia, con rumbo al Aeropuerto Internacional John F. Kennedy de Nueva York, Estados Unidos. Ese día, el Concorde francés sufrió un accidente al despegar, estrellándose en Gonesse, Francia. Fue el primer y único accidente de un Concorde, dando fin a más de treinta años de impecable historial de la famosa aeronave supersónica.[1]

Perecieron los cien pasajeros del avión y nueve miembros de la tripulación, además de cuatro civiles en tierra.[2] [3]

Se trataba de un vuelo chárter de la compañía alemana Peter Deilmann Cruises, de modo que absolutamente todos los pasajeros se proponían embarcar en el crucero MS Deutschland[4] [5] en Nueva York para una travesía de dieciséis días que habría acabado en Manta, Ecuador.

El vuelo[editar]

Según se descubrió algún tiempo después, y se informó oficialmente el 14 de diciembre de 2004, sucedió que, previamente al vuelo que nos ocupa, un McDonnell Douglas DC-10 de Continental Airlines perdió una banda de titanio de unos 3 cm de ancho y 43 cm de largo durante el despegue desde el aeropuerto Charles de Gaulle.[6]

Transcurridos unos cinco minutos, durante la posterior carrera de despegue del Concorde y después de pasar sobre la pieza metálica V1 —que todavía se encontraba en la pista— se rompió la llanta de la rueda 2, que explotó. Una parte de la llanta (de unos 4,5 kg) golpeó la parte baja del ala izquierda del avión a más de 300 km/h. Este impacto envió una onda de presión que finalmente rompería desde dentro el depósito de combustible número 5 en su punto más débil, justo encima del tren de aterrizaje. El combustible contenido en ese depósito comenzó a derramarse sobre el ala, entrando en llamas en los segundos posteriores. No se han aclarado las causas por las que se incendió el combustible. Sin embargo, existen dos hipótesis al respecto aceptadas en el informe oficial de investigación que siguió al accidente: ignición por un arco eléctrico o por el contacto con las secciones calientes del motor. Ambas cuentan con argumentos tanto a favor como en contra.[3]

En el momento de la ignición, los motores 1 y 2 perdieron potencia. La potencia total de los cuatro motores llegó a ser en esos momentos del 50%, aportada principalmente por los motores 3 y 4. El motor 1 pareció recuperar potencia durante los segundos siguientes, mientras que el 2 siguió funcionando mal, a pesar de lo cual el avión consiguió despegar poco después.

En estos momentos posteriores, el ingeniero de vuelo solicitó el apagado del motor 2. En el mismo segundo, el capitán dio orden de que se activara el procedimiento contra fuego en los motores. Aunque el capitán todavía no podía ver las llamas, era consciente de que los motores 1 y 2 estaban perdiendo potencia. Instantes después, el controlador de torre divisó fuego en la parte trasera del avión y lo notificó al capitán, informándole de que tenía prioridad para volver a la pista.[3]

También el primer oficial informó al capitán de que la velocidad en ese momento era de 200 kn/370 km/h a una altitud de 60 m —la velocidad a la que el avión ya no asciende, disponiendo sólo de tres motores, era de 205 kn y la óptima para el ascenso en esas condiciones era de 220 kn—. El mismo tripulante se percató de que el tren de aterrizaje no respondía a las órdenes de recogida.

Para entonces la tripulación intentaba dirigirse al Aeropuerto de París-Le Bourget, el más cercano, para intentar un aterrizaje de emergencia. El fuego hizo que el ala izquierda se fundiera, haciendo que el avión virase sobre sí mismo y se precipitara contra el suelo.

No pudiendo finalmente conseguir el avión el pretendido aterrizaje de emergencia, se estrelló contra el hotel Les Relais Bleus en La Patte d'Oie, Gonesse, destruyendo el hotel, matando a cuatro personas que se encontraban en él y provocando un incendio en el edificio.[3]

Nacionalidades de las víctimas
País[1] Pasajeros Tripulación En tierra Total
Flag of Germany.svg Alemania 96 0 0 96
Flag of France.svg Francia 0 9 4 13
Bandera de Dinamarca Dinamarca 2 0 0 2
Flag of Austria.svg Austria 1 0 0 1
Flag of the United States.svg Estados Unidos 1 0 0 1
Total 100 9 4 113

Investigación del accidente[editar]

Un DC-10 similar al que perdió la pieza metálica.

La investigación oficial fue dirigida por el Gabinete de Investigación de Accidentes francés, la BEA.[3] Se concluyó que la causa del accidente una banda de titanio, parte de un inversor de potencia, que se desprendió de un DC-10 de Continental Airlines (vuelo 55 de Continental Airlines) que había despegado hacia Newark desde la misma pista unos minutos antes. Esta pieza de titanio perforó una llanta del Concorde, que se desintegró. Uno de los trozos de caucho del neumático golpeó el depósito de combustible y rompió un cable eléctrico. El impacto causó en el depósito una brecha por la que se liberó combustible, que se prendió inmediatamente después.[3]

La tripulación apagó el motor número dos en respuesta a un aviso de incendio, pero fueron incapaces de recoger el deteriorado tren de aterrizaje, lo que afectó a la capacidad del avión para ascender. El motor número uno también falló produciendo poco empuje, por lo que la aeronave no podía ni ascender ni ganar velocidad, lo que hizo que poco después colisionara contra un hotel en Gonesse.

De acuerdo al informe de investigación, la pieza de titanio del DC-10 no fue aprobada por la Administración Federal de Aviación de los Estados Unidos.[3]

Otro desecho de llanta cortó los cables del tren de aterrizaje izquierdo, bloqueándolo. Los cables crearon chispas que encendieron el combustible derramado sobre los motores. En el momento en que comenzó el incendio, el piloto no podía abortar el despegue, por lo que intentó llegar al aeropuerto de París-Le Bourget. Sin embargo, las altas temperaturas provocadas por el incendio (más de 1.000 °C) hicieron que los soportes del ala comenzaran a fundirse, provocando el colapso del avión.

El Concorde terminó su era de servicio después de este accidente y se comenzó un programa de retiro de las pistas.[7] El 26 de noviembre de 2003, se produjo el último vuelo del Concorde, realizado por un avión de British Airways, registrado G-BOAF.[8]

Investigación criminal[editar]

El 10 de marzo de 2005, las autoridades francesas iniciaron una investigación criminal contra Continental Airlines.[9] En efecto, en septiembre de 2005, Henri Perrier, el ex-director de la división Concorde de Aérospatiale, y Jacques Herubel, el ingeniero jefe de Concorde, fueron investigados por negligencia: un informe demostraba que la compañía había sido notificada de más de 70 incidentes relativos a las llantas del Concorde entre los años 1979 y 2000, pero no tomaron las medidas necesarias para solventarlos.[10]

El 12 de marzo de 2008, Bernard Farret, fiscal adjunto en Pontoise, en las afueras de París, solicitó a los jueces el presentar cargos de homicidio involuntario contra Continental Airlines y cuatro personas:[11] [12]

  • John Taylor, mecánico de Continental
  • Stanley Ford, jefe de mantenimiento de Continental
  • Henri Perrier, ex-director de la división Concorde de Aérospatiale
  • Claude Frantzen, ex-directivo de la Direction Générale de l'Aviation Civile

Algunos medios informaron que los cargos contra Jacques Herubel fueron desestimados,[11] [13] pero el 23 de julio de 2008 fue publicada la confirmación del juicio, incluyendo a Herubel.[14]

El juicio comenzó el 2 de febrero de 2010, y se espera que se dicte el veredicto a finales de ese mismo año. Si se les condena, Continental se enfrenta a pagar $500.000 dólares (unos 363.000 €), y dos de sus empleados a cinco años de prisión. También se enfrentan a multas o a penas de prisión los diseñadores del avión y uno de los oficiales de la autoridad civil de aviación francesa, ya que los fiscales de la acusación afirman que los diseñadores sabían que los depósitos de combustible de la aeronave eran susceptibles de daños por objetos externos.[15]

Continental niega la responsabilidad en los cargos que se le imputan,[16] y defenderá en el juicio que la aeronave ya estaba en llamas cuando pasó sobre la pieza de titanio.[6]

Referencias[editar]

  1. a b «Mori to send messages to Chirac, Schroeder over Concorde(en inglés) (31 de julio de 2000). Consultado el 18 de octubre de 2010.
  2. Alan Riding (26 de julio de 2000). «THE CONCORDE CRASH: THE OVERVIEW; 113 Die in First Crash of a Concorde» (en inglés). The New York Times. Consultado el 18 de octubre de 2010.
  3. a b c d e f g BEA. «Accident on 25 July 2000 at "La Patte d'Oie" in Gonesse (95), to the Concorde registered F-BTSC, operated by Air France» (en inglés) págs. 17-18, 87-88, 118-125, 158-165. Consultado el 19 de octubre de 2010.
  4. Came, Barry. Historica Foundation (ed.): «"Concorde Crash."» (en inglés). The Canadian Encyclopedia. Consultado el 18 de octubre de 2010.
  5. «'Black boxes' recovered at Concorde crash site» (en inglés). CNN (25 de julio de 2000). Consultado el 18 de octubre de 2010.
  6. a b Cole, Matt (2 de febrero de 2010). «Concorde crash manslaughter trial begins in France». BBC News. Consultado el 19 de octubre de 2010.
  7. «La retirada del aparato se debe a la "baja demanda" y al "fuerte aumento" de los costes de mantenimiento» (10 de abril de 2003). Consultado el 27 de octubre de 2010.
  8. «End of an era for Concorde» (en inglés). BBC News (24 de octubre de 2003).
  9. «[Judge places Continental under investigation in Concorde crash http://www.usatoday.com/travel/news/2005-03-10-continental-concorde_x.htm(en inglés) (10 de marzo de 2005). Consultado el 27 de octubre de 2010.
  10. «Ex-Concorde head quizzed on crash» (en inglés) (27 de septiembre de 2005). Consultado el 27 de octubre de 2010.
  11. a b «Prosecutor seeks Concorde charges» (en inglés). BBC News (12 de marzo de 2008). Consultado el 27 de octubre de 2010.
  12. «Procès Concorde : 175 000 euros d'amende requis contre Continental» (en francés) (21 de mayo de 2010). Consultado el 27 de octubre de 2010.
  13. Bremner, Charles (12 de marzo de 2008). «Continental Airlines faces manslaughter charges over Paris Concorde crash» (en inglés). The Times. Consultado el 27 de octubre de 2010.
  14. «Five to face Concorde crash trial» (en inglés) (3 de julio de 2008). Consultado el 27 de octubre de 2010.
  15. «Trial Opens in Concorde Disaster» (en inglés) (1 de febrero de 2010). Consultado el 27 de octubre de 2010.
  16. «Continental denies responsibility for crash as Concorde trial begins» (en inglés) (3 de febrero de 2010). Consultado el 27 de octubre de 2010.