Roger Maris

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Roger Eugene Maris (10 de septiembre de 1934 – 14 de diciembre de 1985) fue un jugador norteamericano de la MLB, en la posición de jardinero derecho. Entre sus logros más destacados, se recuerdan sus 61 home runs en la temporada de 1961 jugando para los New York Yankees. Esta marca superó la de Babe Ruth, de 60, impuesta en 1927, y se mantuvo durante 37 años. Es conocido como conforme se acercaba al récord del "Babe", eran mayores los obstáculos iniciados primero por los periodistas, ya que algunos habían visto jugar a Babe Ruth e inclusive fueron amigos. Posteriormente, los equipos contrarios le jugaban con todo, dado que no querían pasar a la historia como el equipo que había recibido el jonrón número 61.

Maris jugó para cuatro equipos durante sus 12 años de carrera, participó en 7 Series Mundiales de las cuales ganó 3.

Primeros Años[editar]

Hijo de inmigrantes croatas, nacido Roger Eugene Maras (luego cambió su apellido por Maris) en Hibbing, Minnesota. En 1952, Roger Maris se unió a los Reading Indians, equipo de Doble A afiliado a los Cleveland Indians. Ya durante las Ligas Menores, Maris se lucía tanto en ofensiva como a la defensiva. Durante 4 años en las menores (1953-1956), tuvo un promedio de .303 y anotó 78 home runs. Su debut en la máxima categoría se produjo en 1957 con los Cleveland Indians. Al año siguiente, fue traspasado a los Kansas City Athletics (junto con Dick Tomanek y Preston Ward por Vic Power and Woodie Held). Representó a los Kansas City Athletics en el All-Star Game de 1959.

Era con los New York Yankees[editar]

Temporada de 1960[editar]

Como sucedía frecuentemente, el equipo de Kansas City Athletics traspasaba a sus mejores jugadores a los New York Yankees, y Maris no fue la excepción. En diciembre de 1959 en un intercambio de 7 jugadores (Maris, Kent Hadley y Joe DeMaestri por Marv Throneberry, Norm Siebern, Hank Bauer y Don Larsen), el único pitcher en lanzar un juego perfecto (27 jugadores y 27 outs) en la Serie Mundial de 1956 contra los Dodgers de Brooklyn. Así son los negocios. En 1960, su primera temporada en el Bronx, lideró la liga en porcentaje de slugging, carreras remolcadas e Imparables con Extra Bases, terminó segundo en cuadrangulares (detrás de su compañero de equipo Mickey Mantle) y en bases totales (cuatro detrás de Mantle). Su tremendo juego defensivo le hizo conquistar el Golden Glove Award (Premio del Guante de Oro) y fue galardonado con el premio MVP (Jugador Más Valioso) de la Liga Americana. Ese año, los New York Yankees perdieron la Serie Mundial contra los Pittsburgh Pirates, a manos de Bill Mazeroski y su dramático cuadrangular en el cierre de la novena entrada.

Temporada para la Historia: 1961[editar]

En 1961, la Liga Americana se expandió de 8 a 10 equipos, y el calendario se vio engrosado con 8 nuevos partidos, de 154 a 162 juegos. A pesar de tener a la prensa en su contra, quienes en su mayoría preferían a Mickey Mantle antes que a Roger Maris, ambos fueron en busca del récord de Babe Ruth de mayor número de cuadrangulares en una temporada. Sin embargo Mantle antes de terminar la temporada sufrió una lesión que dejó solo a Roger Maris en carrera del récord. Falló en conseguir la marca en 154 juegos (59 home runs), pero logró 61 en 162. Este último número 61, lo anotó en el último partido de la temporada, contra el lanzador de los Boston Red Sox Tracy Stallard, en el Yankee Stadium para el éxtasis de los 23.154 fans presentes. Su gran temporada le hizo ganar por segundo año consecutivo el premio MVP. El record de Maris permaneció durante 37 años, 3 más de los que estuvo vigente el de Ruth, hasta que Mark McGwire anotó 70 en 1998. El record actual le pertenece a Barry Bonds quien disparo 73 bolas a las tribunas en la temporada 2001. Sin embargo, tanto McGwire como Bonds hicieron sus récords jugando en la Liga Nacional. Hasta el 2009, los 61 home runs de Maris son la mejor marca para un jugador de Liga Americana. Nadie lo ha rebasado hasta ahora. Es para notar que Maris, bateador zurdo, le conectó 12 de los 61 home runs a lanzadores zurdos. Ese año, los New York Yankees se consagraron campeones en la Serie Mundial contra los Cincinnati Reds (4-1), siendo este el primero de los tres anillos que Maris conseguiría. El único cuadrangular anotado por él fue en el tercer juego, en Cincinnati, en la novena entrada el duelo estaba empatado en 2, y su cuadrangular número 62 sentenció el partido ganado por los New York Yankees 3-2 y que pondría la serie 2-1 y en camino hacia la obtención de la Serie Mundial.

Resto de su carrera[editar]

En 1962 Maris hizo su cuarta y última aparición en el Juego de Estrellas. Los New York Yankees volvieron a ganar la Serie Mundial, venciendo los San Francisco Giants (4-3). Aportó nuevamente un solo cuadrangular, en el Juego 6, y en una brillante jugada defensiva en la novena entrada del Juego 7, impidió la oportunidad de que los San Francisco Giants empataran el encuentro, que finalmente fue para los New York Yankees por 1-0.

Cambio de Franela: a la Liga Nacional con los Cardenales[editar]

Durante las siguientes temporadas, las lesiones afectaron su rendimiento, la prensa volvió a atacarlo, y finalmente, al final de la temporada de 1966, fue traspasado a los St. Louis Cardinals a cambio de Charley Smith. Maris, bien recibido por los fanáticos de los St. Louis Cardinals, jugó ahí sus dos últimas temporadas, ayudando al equipo a llegar a la Serie Mundial en 1967 (bateando .385 con un home run y 7 carreras impulsadas en post temporada) y 1968, conquistando la primera 4-3 sobre los Boston Red Sox y perdiendo en 1968 por 4-3 contra los Detroit Tigers.

Distinciones[editar]

Jugando con los Cleveland Indians, Maris llevó el número 32 en 1957 y luego el 5 en 1958. Con los Kansas City Athletics, le dieron el 35, aunque finalmente usó el 3. Con los New York Yankees y St. Louis Cardinals, fue dueño del 9. El 21 de julio de 1984, en una ceremonia durante la cual vistió el uniforme completo, los New York Yankees le dedicaron una placa en el Monument Park del Yankee Stadium y retiraron su número 9. La placa dice “A great player and author of one of the most remarkable chapters in the history of major league baseball” (Un gran jugador y autor de uno de los capítulos más distinguidos de la historia de las Ligas Mayores de Béisbol). Elston Howard (quien falleció en 1980) también fue homenajeado ese día y retirado su número 32. Probablemente el honor a Roger Maris se postergó hasta ese año por respeto al capitán Graig Nettles, quien portaba el 9 desde 1973 hasta su despedida en 1983. Cuando Mark McGwire, irónicamente jugador de los Cardenales de San Luis, rompió el récord de jonrones de Roger Maris en una temporada, el ya había fallecido, pero su esposa y sus hijos fueron invitados a ese juego.

Fallecimiento[editar]

Roger Maris falleció el 14 de diciembre de 1985 de Linfoma de Hodgkin.

Curiosidades[editar]

Cuando Roger Maris se acercaba al récord de jonrones en una temporada de Babe Ruth, tuvo muchos contratiempos:

  • Una parte de la prensa de deportes estadounidenses, empezó a tomar interés cuando Roger Maris dio su jonrón número 50 cuando faltaba un tercio de la temporada para terminar
  • Presión por varios periodistas que habían conocido al Babe y no aceptaban que el récord fuera roto.
  • Roger Maris, recibió amenazas por teléfono y escritas para que no rompiera el récord. Estas amenazas fueron tomadas en serio por Maris que envío a su familia a un lugar oculto.
  • Empezó a tener alteraciones en la dinámica del sueño, prurito en el cuello y caída del cabello, Alopecia Aereata frecuente en personas sometidas a stress.
  • Cuando se enfrentaban a los Medias Rojas de Boston, el mánager Ralph Houk, cuando era el turno de bateo le daban bases por bolas o enviaba a lanzar pitcher nudillero (que domina el lanzamiento de la pelota con los nudillos) y que este lanzamiento es difícil de batear y cuando se conecta, generalmente salen batazos elevados y sin potencia, por el tipo de lanzamiento. Este manager amenazó a sus pitchers con 500 dólares de esa época, si le conectaba jonrón.
  • La viuda de Babe Ruth, nunca perdonó a Roger Maris que le quitará el récord a su esposo.
  • Se le colocó un asterisco en los libros de récord en jonrones a la marca de Roger Maris por haber sido conseguida en mayor número de juegos. Años más tarde El Comisionado de las Ligas Mayores, Bowie Kunh, ordenó que se retirará dicho asterisco y quedó el récord como debió de ser.