Nódulo sinoauricular

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Nodo sinusal»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Nodo seno-auricular (NSA)

Nodo Seno-Auricular. Localización y Estructura.PNG
Nodo SA con su estructura extendida característica. Corazón de conejo.


Latín nodus sinuatrialis
TA A12.1.06.003
Sistema Circulatorio
Arteria Arteria nodal sinoatrial (Arteria coronaria derecha)
Vena Vena nodal sinoatrial (Vena coronaria derecha)
Nervio Vago (X)
Linfa Plexo linfático subepicárdico
Precursor miocardio primario[1][nota 1]
Sinónimos
Nodo sino-atrial, Nodo sinusal,
Enlaces externos
MeSH D012849
FMA 9477
[editar datos en Wikidata]

El Nodo Sino-Auricular [2]NSA (SAN en inglés) o de Keith y Flack recibe el nombre común de marcapasos cardíaco y es una de las estructuras del miocardio que compone el sistema de conducción eléctrica del corazón. En los cardiomiocitos de este NodoSA, es donde se origina el impulso eléctrico que da origen a un latido cardíaco.

Anatomía[editar]

La geometría 3D del NodoSA es irregular y compleja y no está bien comprendida. Esto es debido a que el tejido de conducción no se diferencia del tejido miocárdico de la aurícula circundante, durante la disección anatómica simple.[3]
Se encuentra en la pared lateral superior de la aurícula derecha, en inmediata relación con la desembocadura de la vena cava superior. Esta zona es conocida en embriología como Seno Venoso (sinus venarum), de donde este Nodo toma su nombre.

En la estructura del NodoSA podemos distinguir esquemáticamente una cabeza, un cuerpo y una cola. El eje mayor del cuerpo del NSA es paralelo a la cresta terminal, mientras que la cola penetra en dirección al endocardio. A nivel de la cabeza es sub-epicárdico, pues la distancia entre el NodoSA y el epicardio es de 1,5 ± 0,6 mm; en su zona media se vuelve intraparietal y posteriormente se hace sub-endocárdico.[4]

Desde el punto de vista morfológico es una estructura fusiforme, con un tamaño que varía entre 5 mm a 30 mm, con una media de 15 mm de extensión por 5 mm de grosor variando de 1,5 mm a 5 mm, es proporcional al tamaño del corazón.

Histología[editar]

Micrografía de gran aumento del nodo sinoatrial. Corte histológico teñido con hematoxilina y eosina.

Histológicamente el Nodo SA se encuentra formado por cuatro tipos básicos de células. Las células P o pacemaker, ovoideas y pálidas, que son cardiomiocitos de depolarización.
Las células T o de transición, con una forma alargada. [5]
El otro tipo son los cardiomiocitos de trabajo, típicos de la pared auricular.
Otro tipo celular que siempre se encuentra son los fibrocitos.
Existen neuonas las células de Purkinje) que están en íntima relación con fibras del sistema nervioso autónomo.

Fisiología[editar]

Nodo SA delimitado en amarillo, visto desde endocardio

El registro osciloscópico de los potenciales de acción de las células de este nodo muestran dos características importantes:

  1. Ausencia de fase de reposo: Después de la repolarización, en la fase 4, el potencial de membrana no se mantiene estable, sino que asciende lentamente, hasta que al llegar a los -40 milivoltios, comienza espontáneamente una nueva fase de excitación.
  2. Baja velocidad en la fase de excitación: La entrada masiva de iones de sodio en el interior de la célula no es tan rápida como en las demás células cardiacas, sino que la fase de despolarización se instaura lentamente. El cambio de potencial tiene una velocidad de 1-2 voltios/segundo, frente a los 100-200 voltios/segundo en otras células.

Esta forma del potencial de membrana explica el automatismo de las células del marcapasos sinusal. No es necesaria la llegada de un estímulo para provocar el cambio de la permeabilidad de la membrana a los iones, sino que dicha permeabilidad al sodio primero y al potasio se instaura espontánea y cíclicamente a un ritmo de 60 a 100 veces por minuto.

Aunque el nódulo sinoauricular funciona automáticamente, su funcionamiento está regulado por el sistema nervioso vegetativo.

Notas[editar]

  1. La Gelatina cardíaca realiza esta función en el embrión hasta antes del día 21. Antes se creía que las crestas neurales eran el origen del sistema de conducción. (véase referencia 1)

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Departamento de Embriología, UNAM. «Desarrollo del corazón». Proyecto docente 2010 (Facultad de Medicina de la UNAM). Consultado el 5 de marzo de 2013. 
  2. «Descriptores en Ciencias de la Salud». OPS, OMS. 
  3. Stephenson RS, Boyett MR, Hart G, Nikolaidou T, Cai X, Corno AF, et al (2012). «Contrast Enhanced Micro-Computed Tomography Resolves the 3-Dimensional Morphology of the Cardiac Conduction System in Mammalian Hearts.». PLoS ONE 7 (4): e35299. Consultado el 17 de diciembre de 2017. 
  4. Murillo M, Cabrera JA, Pizarro G, Sánchez-Quintana D, (2011). «Anatomía del tejido especializado de conducción cardiaco. Su interés en la cardiología intervencionista.». Revista Iberoamericana de Arritmología (Revisión) 1 (2). Consultado el 3 de enero de 2018. 
  5. Serra R. (2010). «Cardiovascular. Corazón: Conductibilidad o Dromotropismo.». Webfisio. 

Enlaces externos[editar]

Sinus venosus en la Wikipedia en inglés