La caja Kovak

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
The Kovak Box
Título La caja Kovak
Ficha técnica
Dirección
Producción Julio Fernández
Carlos Fernández
Guion Daniel Monzón
Jorge Guerricaechevarría
Música Roque Baños
Fotografía Carles Gusi
Montaje Simon Cozens
Vestuario Eva Arretxe
Efectos especiales Javier Jal
Protagonistas Timothy Hutton
Lucía Jiménez
David Kelly
Gary Piquer
Georgia Mackenzie
Iván Morales
Annette Badland
Ver todos los créditos (IMDb)
Datos y cifras
País(es) España
Reino Unido
Año 2006
Género Suspenso
Ciencia Ficción
Misterio
Idioma(s) Inglés
Ficha en IMDb

La caja Kovak (original en inglés: The Kovak Box) es una película española-británica de suspenso y ciencia ficción de 2006 dirigida por Daniel Monzón y protagonizada por Timothy Hutton, Lucía Jiménez y David Kelly. Fue escrita por Monzón y Jorge Guerricaechevarría.

Argumento[editar]

David Norton (Timothy Hutton) es un escritor estadounidense de novelas de ciencia ficción. Norton es invitado a la isla de Mallorca para dar una conferencia, y a poco de llegar se suceden una serie de misteriosos suicidios, entre ellos el de su novia, Jane (Georgia Mackenzie). Silvia (Lucía Jiménez) es una joven turista que ha sobrevivido a su propio intento de suicidio, el cual fue detonado por una fuerza oculta proveniente de una canción que escuchó. Silvia comparte la habitación de hospital con la prometida de Norton, antes que ésta fallezca. Más tarde, en la habitación de su hotel, Silvia comienza a sentir un impulso similar al que la llevó a intentar suicidarse, pero ella es interrumpida por un botones, y decide salir cuanto antes de la isla. En el aeropuerto, a Norton le roban su pasaporte y se lo cambian por un papel en el que aparece escrito "suicidio". Silvia ve allí a Norton y al reconocerlo le pide ayuda, luego de que presencian otro suicidio en el aeropuerto.

Norton lleva a Silvia al hotel y le pide que recuerde que le pasó. Silvia recuerda que antes de tirarse por la ventana recibió una llamada al móvil y escuchó una música. Tras investigar otro de los misteriosos suicidios sucedidos ese día, descubren que otra de la víctimas recibió una llamada que quedó guardada como Gloomy Sunday - una famosa canción a la que se le atribuyeron cientos de suicidios -, al igual que le sucedió a Silvia. Norton le explica a Silvia que Gloomy Sunday es una canción maldita a la que siempre se le atribuye una oleada de suicidios, y que conoce la historia porque sirvió de base para su primera novela.

El dúo regresa al edificio donde el escritor había dado su conferencia y encuentran en el coche un tapete con la dirección de un bar y una nota para Norton. En el bar conocen a Frank Kovak (David Kelly) quien le entrega unos documentos sobre su vida que relatan cómo había estado haciendo experimentos de control mental en seres humanos, algunos de ellos basados en el argumento de la novela de Norton. Silvia intenta ir a contar la historia a la policía, pero en el taxi se empieza a escuchar la canción maldita y Norton logra salvarla por los pelos.

Regresan al hospital y Norton encuentra una marca en el cuello de su mujer que también lleva Silvia, por lo que deduce que allí llevan algún microchip oculto que activa los impulsos suicidas. Además Silvia encuentra al hombre que la atacó en el hotel, por lo que deciden secuestrarlo para pedir explicaciones. El atacante es un cirujano que está siendo chantajeado por Kovak, ya que le han implantado un chip a él y a su hijo y les da una lista con las personas que tienen también un chip. Además les confiesa que la entrega de la lista forma parte de los planes de Kovak (lo que hace que éste active el microchip para causar su "suicidio", ya que Norton tiene un micrófono oculto).

Norton se da cuenta de que Kovak está haciendo todo esto porque quiere que él escriba su historia, por lo que grita que está dispuesto a colaborar y éste se los lleva a su mansión. En efecto, Kovak tiene cáncer y desea que alguien escriba su historia para hacerse famoso. Además Norton averigua que la lista corresponde con los pasajeros del avión donde Norton había volado a Mallorca y que todos ellos (incluida Silvia que ha sido secuestrada) van a morir en la visita guiada a "Las Cuevas del Infierno". Norton no consigue impedir la masacre pero Silvia logra sobrevivir hundiendo la cabeza en el agua para no escuchar la canción.

Finalmente, Norton tiene un enfrentamiento con Kovak en el que éste le explica que su intención es que le mate para no sufrir los dolores del cáncer y que escriba la historia de lo ocurrido para pasar a la posteridad. Norton en principio se niega, pero acaba disparándo y asesinando a Kovak al darse cuenta de que es la única forma de que este deje vivir a Silvia y prevenir que los servicios de inteligencia estadounidenses busquen cooptar a Kovak y usarlo para sus propios fines. Norton se despide de Silvia y se va de Mallorca en avión. Durante el viaje, decide comenzar a escribir la historia de todo lo acontecido.

Producción[editar]

Rodada durante 8 semanas en diferentes lugares de Mallorca, y durante 3 semanas en la ciudad de Madrid. Dirigida por Daniel Monzón (El robo más grande jamás contado, El corazón del guerrero y Celda 211). En el reparto se encuentran Timothy Hutton, quien ganó el Óscar al Mejor Actor de Reparto por la película Gente corriente en la década del '80] y Lucía Jiménez, quien también canta el tema principal de la Banda Sonora Original de la película, el clásico Gloomy Sunday. También destacan la actriz británica Annette Badland y el gran actor irlandés David Kelly, en el papel central del antagonista Kovak.

En esta película se han utilizado unos 2.000 figurantes, los cuales son mayoritariamente de la isla de Mallorca. Algunos de los lugares que se han utilizado para rodar esta película han sido el Aeropuerto de Palma de Mallorca (ya se utilizó para la grabación de El robo más grande jamás contado), la discoteca Tito's, situada en el paseo marítimo de Palma de Mallorca, el barrio de Sa Calatrava, y algunas de las carreteras de la isla, como la de Formentor o la de Sóller a la altura del Polígono de Son Rossinyol, la finca S'Estaca (la residencia de Michael Douglas) y el Centro Cultural Costa Nord en Deyá (Mallorca). Las imaginarias "Cuevas del Infierno" se sitúan en Formentor; las escenas interiores están rodadas en las cuevas del Drach.

Temas[editar]

La película toma como uno de sus elementos principales la famosa canción "maldita" Gloomy Sunday, del húngaro Rezső Seress. A esta canción se le atribuyeron cientos de suicidios, y por esto ha pasado a ser una leyenda urbana.[1] [2]

Recepción[editar]

Carlos Aguilar en su Guía del cine español alaba el aspecto técnico de la película pero considera que el argumento es previsible.[3]

Referencias[editar]

  1. Leyendas urbanas: Gloomy sunday, la canción húngara del suicidio. Tejiendo el mundo
  2. La canción maldita Webmisterio.com
  3. Aguilar, Carlos (2007). Guía del cine español. Cátedra. p. 191. ISBN 978-84-376-2419-8. 

Enlaces externos[editar]