El espinazo del diablo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «El Espinazo Del Diablo»)
Saltar a: navegación, búsqueda

El espinazo del diablo es una película hispano-mexicana dirigida por Guillermo del Toro y producida por El Deseo, de los hermanos Almodóvar. Estrenada en 2001, la película es la precursora de El laberinto del fauno (2006).

La película está situada en la España de 1939, el último año de la Guerra Civil Española. Del Toro la considera como su película más personal.

Sinopsis[editar]

Durante la Guerra Civil Española, el orfanato de Santa Lucía sirve de refugio para un grupo de republicanos que ejercen de profesores. Como a Carmen (Marisa Paredes), la directora, o como Casares (Federico Luppi), Conchita (Irene Visedo). O también a Jacinto (Eduardo Noriega), el portero. Todo cambia cuando un niño llamado Carlos (Fernando Tielve) descubre a un fantasma que le guiará hasta descubrir un oscuro deseo y cuando el ejército franquista se dirige hacia el lugar.

Reparto[editar]

  • Fernando Tielve como Carlos, un huérfano. Es descrito por del Toro en los comentarios del DVD como una fuerza de inocencia. Originalmente Tielve había audicionado como un extra antes de que del Toro decidiera elegirlo para el personaje principal. Esta fue su primera película. Tanto Tielve, como su co-estrella Iñigo Garcés, hicieron un cameo como guerrilleros en El laberinto del fauno.
  • Íñigo Garcés como Jaime, el matón del orfanato que después se hace amigo de Carlos.
  • Eduardo Noriega como Jacinto, el portero.
  • Marisa Paredes como Carmen, la administradora del orfanato.
  • Federico Luppi como el Dr. Casares, el doctor del orfanato.
  • Junio Valverde como Santi, un huérfano que se convierte en fantasma.
  • Irene Visedo como Conchita, la prometida de Jacinto.

Comentarios[editar]

La película El espinazo del diablo es un drama de terror gótico que nos adentra en un mundo de sombras y misterios en un orfanato español de los tiempos de la guerra civil donde un grupo de niños y adultos viven a escondidas del ejército que ejecuta cruelmente a quienes se oponen al régimen franquista y, como en toda la filmografía de Guillermo del Toro, se centra en temas sobrenaturales, un fantasma habita en un foso de agua esperando hacer justicia contra quien le ha quitado la vida, la trama cuida al máximo el aspecto humano e histórico de la historia, las actuaciones de niños y adultos son de primer nivel y los efectos especiales tienen el toque fino y especial entre lo sobrenatural y lo humano de los personajes de Del Toro. Al final la culpa, los remordimientos, el valor o la mezquindad ponen a cada personaje en su sitio y la historia desenlaza en un final inesperado. Como dato sobresaliente, citar que el historietista español Carlos Giménez realizó el story board de diferentes secuencias y colaboró en la ambientación y decoración de diversos escenarios. De hecho, la película tiene muchos puntos en común con la obra de Giménez Paracuellos, de la que Guillermo del Toro es admirador.

Enlaces externos[editar]