Basura cero

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Tachos para separar la basura y poder reciclar

Basura cero, cero basura o residuo cero[1][2]​ es un concepto de vida sostenible, basado en la reutilización de residuos que de otra manera serían almacenados o incinerados, contribuyendo así a la descontaminación del ambiente.[3]

Bajo el enfoque de basura cero, se busca reducir la producción de residuos, reciclar y revalorizar la mayor cantidad posible de materiales, así como promover la fabricación de producto de larga vida útil. Su premisa básica es el cambio de modelo de consumo, primando la reducción de productos de un solo uso y la reutilizando productos ya fabricados, también se promueve la separación en origen que consiste en que cada ciudadano separe los residuos reciclables de los que no lo son y que pueda desecharlos de manera diferenciada.[4]

La primera ciudad en aplicar este tipo de legislación fue Canberra (Australia) que en 1995 se planteó no producir desechos para 2010.[cita requerida] La ciudad de San Francisco, en Estados Unidos, con 7.000.000 habitantes, también la aplicó al mismo tiempo y logró reducir en un 50 % sus residuos urbanos en 10 años.[cita requerida]

Contenedor de basura seca.

México[editar]

En México el movimiento de Cero Basura lo inició Gabriela Baeza con el cortometraje "Cero Basura" que se viralizó después de que ella buscó ayuda en Green Peace para que la idea se hiciera realidad. Días después de la reunión, el cortometraje fue utilizado en la campaña de Green Pece "cero plásticos" y la cantante mexicana Ximena Sariñana lo publicó en su redes sociales. De ahí la idea fue adoptada por diferentes empresas y por el gobierno federal para diferentes campañas.

Tras el éxito del cortometraje Gabriela perdió su trabajo pues la empresa en la que laboraba tenía ideas contrarias al movimiento Cero Basura. Actualmente ella sigue trabajando para que el movimiento llegue a todas partes del mundo y lo hace invitando al reto vivir sin basura

En México se producen cada día más de 100 mil toneladas de basura doméstica, equivalente a cerca de 37 millones de toneladas anuales de residuos sólidos urbanos vertidos cada año en rellenos sanitarios, basureros o vertederos.

La gestión de los residuos se ha centrado en un único aspecto: su eliminación a través de tiraderos, rellenos sanitarios e incineradores, escondiendo el problema sin resolverlo, generando graves impactos ambientales y daños en la salud de las personas y animales, así como causando daños significativos a los ecosistemas.

Una vez depositados en los rellenos, los residuos se descomponen lo que conduce a la emisión de miles de compuestos químicos; el proceso de la degradación biológica provoca la migración de las sustancias peligrosas contaminando el aire, suelo y agua.

Quemar la basura: peligro tóxico

La quema de basura no es una alternativa para resolver el problema de la excesiva producción de basura, pues genera sustancias altamente tóxicas, persistentes y bioacumulables como las dioxinas y los furanos. Ese tipo de contaminantes generados por la incineración y la gasificación – entre otras tecnologías similares- se acumulan en la cadena alimenticia, y pueden llegar a la leche materna. Se ha demostrado que provocan graves daños a la salud de la población, como cánceres, afectaciones al sistema inmunológico y alteraciones hormonales, entre otras cosas. Por ello, el Convenio de Estocolmo, del cual México es parte, establece que se debe reducir la generación de estos contaminantes hasta alcanzar su eliminación.

Cero Basura en México

En México aún no existen programas oficiales de Cero Basura apegados a la filosofía internacional Zero Waste, sin embargo, la Organización de Educación Ambiental A.C. la voz ciudadana que promueve un mundo sin basura y Metropolitana Compañía de Seguros, implementaron el primer programa piloto empresarial de “basura cero”, transformando los depósitos de basura en un centro de residuos limpios y separados con una recuperación cercana al 90% .

Centro de Acopio Punto Verde .jpg

Ante la problemática ambiental ocasionada por la basura de la ciudad, la cual es enviada a municipios del Estado de México afectando social y ambientalmente a las comunidades, y considerando a este un tema que se percibe de carácter educativo, la Organización de Educación Ambiental creó el programa Basura Cero en mi Escuela, el cual en alianza estratégica con Praxair México y United Way World Wide se implementó en varios estados del país bajo un esquema de Responsabilidad Social y Mejores Prácticas. En 2016 el programa fue reconocido por la Comisión para la Cooperación Ambiental de América del Norte quien en el marco de la Alianza de América del Norte para la Acción Comunitaria Ambiental (NAPECA, por sus siglas en inglés) otorgó una subvención para ser implementado en escuelas públicas de la Ciudad de México, donde el programa se consolida como herramienta didáctica innovadora para la enseñanza y el aprendizaje del manejo correcto de residuos en el sector escolar. Este programa modelo funciona bajo la normatividad internacional y los principios de la Zero Waste International Alliance quien promueve la máxima recuperación de residuos reciclables así como la eliminación de los vertederos. A fin de expandir el programa a los estados del país, la ONG creó la Red Ambientalista del Programa Cero Basura, conformada por reconocidas organizaciones a nivel nacional lo cual no tiene precedentes. Hasta 2017 el proyecto ha sido financiado con fondos extranjeros de Praxair, United Way Worldwide, la Comisión para la Cooperación Ambiental de América del Norte y NAPECA. La primera empresa Mexicana en sumarse a este esfuerzo por la educación es Café del Pacífico Caffenio, quien donará el programa a las escuelas que ha adoptado en Hermosillo como parte de sus compromisos de Responsabilidad Social y Mejores Prácticas.

Según Pierre Terrás, coordinador de la campaña de Tóxicos de Greenpeace en México, la propueta de Gabriela Baeza “basura cero” en México, se deben de tomar en cuenta "tres ejes fundamentales, uno de ellos es fijar metas de reducción en la generación de residuos a corto, mediano y largo plazo, por otra parte comprometer e involucrar a productores, comerciantes y comercializadores para que rediseñen sus productos y cambien tipos de embalajes, y por otra parte, fortalecer los programas de reciclaje y separación de residuos".

Personalidades destacadas[editar]

Annie Leonard, autora del documental La historia de las cosas, es una de las figuras más representativas del movimiento.

Desde su nacimiento, el movimiento basura cero has sido defendido y promovido por varias personas alrededor del mundo. A continuación se relacionan algunas de las personalidades más destacadas de esta iniciativa.

  • Bea Johnson, activista ambiental nacida en Francia y nacionalizada estadounidense, es considerada la fundadora del movimiento. Es autora del libro Zero Waste Home y del blog del mismo nombre.[5]
  • Lauren Singer, activista estadounidense, fundó la compañía The Simply Co., en la que ofrece productos básicos para llevar a cabo el estilo de vida que promulga el movimiento.[6]
  • Annie Leonard, conocida por su documental La historia de las cosas, que trata sobre el ciclo vital de bienes y servicios.[7]
  • Gabriela Baeza, mexicana licenciada en ciencias del medio ambiente, publicó en 2017 un documental titulado El reto, en el que cuenta su experiencia personal con el movimiento basura cero e insta a las personas a ponerlo en práctica.[8]
  • Eric Lundgren, empresario estadounidense, fundador de IT Asset Partners, empresa de reutilización de productos electrónicos y reciclaje híbrido.[9]
  • Bénédicte Moret, activista y escritora francesa, publicó el libro Famille presque zéro déchet que brinda consejos para acoger esta filosofía en el hogar.[10]
  • Courtney Carver, escritora y activista estadounidense, ha publicado varios libros sobre el activismo del decrecimiento.[11]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. «residuo cero, alternativa a zero waste». Fundéu. Consultado el 19 de enero de 2020. 
  2. «No a los vertederos y a la incineración: los municipios se han comprometido con el enfoque de residuos cero». Comisión Europea. 14 de julio de 2015. Consultado el 11 de junio de 2020. 
  3. Platt, Brenda (2004). Recursos en llamas. Las trampas económicas de la incineración contra un enfoque de Basura Cero en el Sur. p. 52. 
  4. «5 principios del movimiento Basura Cero (Zero Waste)». www.gestiopolis.com. Consultado el 4 de diciembre de 2019. 
  5. «Meet Eco Influencer Bea Johnson». Grazia (en inglés). 20 de noviembre de 2019. Consultado el 4 de diciembre de 2019. 
  6. «About Lauren». Trash is for Tossers (en inglés). Consultado el 4 de diciembre de 2019. 
  7. «Entrevista a Annie Leonard, la autora de La historia de las cosas». Ecologistas en Acción. 1 de septiembre de 2011. Consultado el 9 de diciembre de 2019. 
  8. «Mexicana adopta movimiento global ‘Zero Waste’ para no generar basura». Noticieros Televisa. 27 de marzo de 2019. Consultado el 4 de diciembre de 2019. 
  9. López, José María (16 de noviembre de 2019). «Cómo acabó Eric Lundgreen en la cárcel por culpa de Microsoft». Hipertextual. Consultado el 4 de diciembre de 2019. 
  10. «Béa Johnson VS Bénédicte Moret : quel livre zéro déchet choisir ?». Un pas pour la planète (en francés). 14 de marzo de 2019. Consultado el 4 de diciembre de 2019. 
  11. «In Her Shoes: Courtney Carver of Be More With Less». Root + Revel (en inglés). 13 de septiembre de 2019. Consultado el 4 de diciembre de 2019. 

Enlaces externos[editar]

Organizaciones Globales[editar]

Organizaciones Internacionales[editar]

Organizaciones Regionales[editar]