Avispa

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Symbol question.svg
 
Avispa
Vespula germanica Horizontalview Richard Bartz.jpg
Avispa (Vespula sp.)
Taxonomía
Reino: Animalia
Filo: Arthropoda
Clase: Insecta
Orden: Hymenoptera
[editar datos en Wikidata]

El término avispa, se aplica de diversas maneras a distintos taxones de insectos del orden Hymenoptera. La definición más extensa es la que considera avispa a todo himenóptero no clasificado como hormiga o abeja.[1]​ Más estricta es la definición de la RAE, según la cual «avispa» es el insecto himenóptero de tamaño moderado (1-1,5 cm), de color amarillo con bandas negras, dotado de aguijón venenoso y que vive en sociedad.[2]​ La alusión al comportamiento social puede hacer esta definición excesivamente limitada respecto al uso común del término, ya que usualmente se emplea basándose únicamente en la apariencia y sin distinguir el comportamiento social. La definición taxonómicamente más ajustada se refiere a los insectos de la familia Vespidae.

Términos derivados usualmente empleados son «avispilla» y «avispón». El primero se emplea para los himenópteros de pequeño tamaño (excluídas las hormigas), mientras que el segundo se aplica a los de gran tamaño (principalmente al género Vespa, y más concretamente a Vespa crabro). También puede aplicarse al género Vespula.

Taxonomía[editar]

Los Himenópteros constituyen uno de los órdenes más numerosos de insectos, con unas  200.000 especies. Ademas de a las avispas de este orden comprende a las abejas, abejorros, y hormigas, entre otros. El nombre proviene de sus alas membranosas (del griego υμεν hymen, "membrana" y πτερος pteros, "ala").

Se dividen en dos subórdenes: Symphyta y los Apocrita

El suborden Apocrita  incluye a las avispas más clasicas, abejas, y hormigas. Se divide tradicionalmente en dos infraordenes, Aculeata y Parasitica. El suborden Symphyta, más primitivo, también incluye numerosas especies cuyo nombre común incluye el término avispa (Fam. Orussidae, Siricidae, etc.)

Muchos de los miembros de Aculeata tienen el  ovipositor de las hembras transformado en un aguijón, es decir que el órgano cuya función original era la de poner huevos ha sido modificado en un órgano con el cual pueden picar para inyectar veneno. Este suborden se divide en varias superfamilias entre las que se pueden destacar Vespoidea y  Apoidea . Dentro de Vespoidea se incluye la familia Vespidae, que representa una larga y diversa familia de avispas cosmopolitas.

Ecología[editar]

La mayor parte de ellas son solitarias mientras que unas pocas son eusociales, como por ejemplo Polistes fuscatus, Vespa orientalis, y Vespula germanica. Éste término hace referencia al mayor nivel de organización que puede poseer una sociedad animal. Sus características más importantes son el cuidado de las crías (propias o de otros individuos), la coexistencia en un mismo nido de varias generaciones juntas y una división del trabajo entre una casta reproductora y una no reproductora (obreras). La eusocialidad está favorecida por el inusual sistema de reproducción haplodiploide donde el sexo queda determinado según o no la fecundación de los huevos en los Himenópteros.

En la mayoría de especies, las cuales son solitarias, cada hembra adulta vive y se reproduce independientemente. Algunas de las avispas solitarias son parasitoides, es decir parasitan a varias especies de animales, sobretodo artrópodos. Muchas de ellas son consideradas beneficiosas para los humanos ya que sirven de control de plagas en especies agrícolas y de horticultura (como la mosca blanca en tomates y otros cultivos). Unas pocas especies de avispa no son bienvenidas ya que atacan a otros insectos beneficiosos.

Picadura[editar]

La picadura de la avispa se produce por la introducción del aguijón, que está formado por tres elementos articulares, un estilete y dos lancetas entre las que se encierra el conducto del veneno. Las lancetas tienen como fin aumentar el tamaño de la herida con movimientos repetitivos permitiendo que el veneno fluya con mayor facilidad. El aguijón va conectado a una vesícula localizada en la parte posterior del abdomen del animal y que contiene el veneno.

Dolor[editar]

El índice de dolor por picadura de Schmidt nos muestra el relativo dolor causado y el tiempo que persiste el efecto del veneno, el cual es producido por la picadura de himenópteros.

Duración del efecto (min)
Grado de

dolor

0.5 2 5 10 30 >60
1 Mayoría de abejas pequeñas

Avispa del papel occidental

2 Avispas mason de cuatro dientes Abeja excavadora Avispón calvo Avispa de la miel mexicana

Avispa girasol

Abejorro sonorense

Avispa de papel septentrional

Avispón asiático gigante

Chaquetas amarillas          

Abeja de la miel asiática

Abejas de la miel occidentales  Abejas de la miel gigantes

3 Avispa de papel metricus Avispa roja de papel Hormiga de terciopelo
4 Halcón de la tarántula Avispa guerrera

Tabla 1. Índice de dolor de Schmidt

Veneno y composición[editar]

Diferencias entre los venenos de abejas, avispas y avispones[editar]

La composición exacta del veneno de avispas y avispones no se conoce tan bien como el de las abejas, aunque se tiene un conocimiento importante.

A diferencia del veneno de las picaduras de abejas, que tiene una componente mayoritaria ácida, en las avispas y avispones es básico. [3]

Otra característica única de las avispas y avispones es que el veneno contiene una feromona que llama la atención de otros individuos de la misma especie y les anima a picar de nuevo a la víctima. [4]​ Las abejas vuelan en enjambres y atacan de esta forma, mientras que las avispas lo hacen de manera individual, aunque estas pueden clavar el aguijón más de una vez y siempre hay otros individuos cercanos para ayudar.

Estructura Familia Apidae Familia Vespidae
Género Véspula Género Polistes
Aminas vasoactivas Histamina

Dopamina

Noradrenalina

Acetilcolina

Serotonina

Histamina

Dopamina

Noradrenalina

Serotonina

Histamina

Dopamina

Noradrenalina

Péptidos Apamina

Proteasas

Melitina

Quininas

Proteasas

Mastoparan

Quininas

Proteasas

Mastoparan

Enzimas alergénicos Hialuronidasa

Fosfolipasa A2

Fosfatasa ácida

Hialuronidasa

Fosfolipasa A

Fosfolipasa B

Antígeno 5

Hialuronidasa

Fosfolipasa A

Fosfolipasa B

Antígeno 5

Tabla 2. Diferencias entre los componentes de veneno entre himenópteros (familias Apidae y Vespidae) [5][6]

Composición del veneno de avispa[editar]

El veneno de las avispas contiene una mezcla de sustancias que afecta fuertemente a las terminaciones nerviosas y causa una rápida respuesta inmune del cuerpo. A continuación se encuentran los principales componentes.

Péptidos[editar]

  • Mastoparan: péptido que induce a potenciar la permeabilidad de las mitocondrias, lo que afecta al correcto funcionamiento de la célula. El efecto depende del tipo de célula que sea afectada. De esta manera es el causante de la secreción de histamina de los mastocitos, serotonina de las plaquetas, catecolaminas de las células de cromafina, y prolactina de la glándula pituitaria anterior. Por lo tanto, las funciones biológicas claves han sido descritas para este péptido, incluyendo la actividad microbiótica, incrementando la salida de histamina de los mastocitos, actividad hemolítica, permeabilidad de las mitocondrias y citotoxicidad de células tumorales. [6]
  • Bradiquinina: péptido que causa vasodilatación y está relacionado con el mecanismo del dolor. En ciertos aspectos actúa de forma similar a la histamina.

Aminas[editar]

  • Acetilcolina: un neurotransmisor involucrado en la conducción de los impulsos nerviosos. En altas concentraciones interrumpe el trabajo del tejido nervioso, bloqueando la transmisión de la excitación a través de las fibras nerviosas.
  • Histamina: el catalizador principal de la inflamación y las reacciones alérgicas. Su acción puede derivar en una gran variedad de manifestaciones como picor e inflamación en el sitio de la picadura, urticaria y fiebre en personas especialmente sensibles, y en casos menos comunes shock anafiláctico y edema de Quincke. [7]

Enzimas[editar]

  • Fosfolipasas: enzimas especiales, cuya tarea es destruir la membrana celular de fosfolípidos, lo que deriva en la liberación de los contenidos de la célula en los tejidos circundantes y provoca un proceso inflamatorio. Esto provoca dolor en el lugar de la picadura, que se siente mientras dura la inflamación. Además, las fosfolipasas contribuyen a la destrucción de la pared celular de los mastocitos, lo cual causa la liberación a la sangre de cantidades adicionales de histamina que intensifican la reacción alérgica.
  • Hialuronidasa: Destruye el colágeno (fibras de colágeno) una toxina cuya acción es similar a los efectos de las fosfolipasas.

Otros[editar]

El veneno también contiene un factor hiperglucémico, que contribuye al aumento de los niveles de azúcar en sangre.

En los avispones, el veneno contiene también toxinas específicas de los mastoparanes, las cuales tienen un poderoso efecto destructivo sobre las células.

Aplicaciones del veneno[editar]

Las propiedades de estos venenos están siendo estudiadas con el objetivo de diseñar y desarrollar nuevas drogas terapéuticas. El mastoparan, uno de los péptidos principales que conforman el veneno de las avispas, ha demostrado tener varias aplicaciones en medicina.

El Mastoparan solo o en combinación con otros antibióticos podría ser una alternativa para combatir múltiples bacterias resistentes a antibióticos en prácticas clínicas (se ha demostrado la actividad in vitro del mastoparan-AF solo y en combinación con antibióticos usado contra múltiples cepas de Escherichia coli resistentes a antibióticos aisladas de animales)

También puede tener utilidad antiviral, pues un estudio reciente hecho in vitro ha demostrado que un derivado del mastoparan presenta actividad antiviral de amplio espectro contra cinco familias de virus con envoltura  por medio de la alteración de la estructura de su envoltura lipídica. [6]

El mastoparan llega a la membrana mitocondrial y causa un aumento de la permeabilidad de la mitocondria para regular la citotoxicidad de células tumorales. Varios estudios han demostrado la actividad antitumoral del mastoparan y sus análogos in vitro, por lo que también podría ser utilizado en la lucha contra el cáncer. [6]

Sintomatología[editar]

En el momento de la picadura, el efecto del veneno introducido bajo la piel causa un dolor intenso, y casi inmediatamente deriva en la aparición de un pequeño edema blanquecino en el lugar de la picadura. Unos minutos después la picadura se inflama más, puede volverse roja, se endurece y una sensación de fuerte picor aparece en la piel en el área. En ese momento los primeros síntomas de alergia pueden aparecer.

Los siguientes son los síntomas de una picadura de avispa en diferentes partes del cuerpo. (Los síntomas marcados con un asterisco * se originan de la reacción alérgica provocada por el veneno, no de la acción en sí mismo del veneno). [8]

  • Ojos, orejas, nariz y garganta: hinchazón de la garganta, labios y boca*
  • Estómago e intestino: calambres abdominales, diarrea, náuseas y vómitos
  • Corazón y vasos sanguíneos: descenso severo en la presión de la sangre, colapso*
  • Pulmones: dificultad para respirar*
  • Piel: urticaria*, escozor, inflamación y dolor en el lugar del a picadura

La consecuencia más grave de una picadura de avispa es el shock anafiláctico, un grado extremo de reacción alérgica. Ocurre raras veces y solamente en personas que son hipersensibles al veneno de Hymenoptera, pero este shock anafiláctico es la causa de que haya muertes por picaduras de avispas y avispones.  Esta reacción se desarrolla muy rápido, literalmente unos minutos después de la picadura, y a veces el herido ni siquiera tiene tiempo de ser llevado a un hospital. [9]

Tipos de reacciones[editar]

Locales[editar]

Son las más frecuentes y están en relación con los efectos locales de las proteínas y aminas localizadas en los venenos de los himenópteros. De ellas, es fundamental la acción de la histamina, que origina vasodilatación y edema.

La sintomatología, producida por la reacción local a la picadura de himenóptero, se caracteriza por dolor intenso en la zona de la picadura con formación de una máculo-pápula de unos 2 cms. que suele ir cediendo en unas horas.

Las llamadas reacciones locales aumentadas presentan una reacción inflamatoria mayor de 10 cm e incluso de toda una extremidad y la sintomatología persiste durante más de 24 horas. Este tipo de reacciones no provocan sin embargo un mayor riesgo de reacciones sistémicas ante nuevas picaduras.

Especial referencia debe hacerse a las picaduras localizadas en la zona del cuello o faringe (p. ej. al tragar una avispa) dado que el edema local puede llegar a originar compromiso obstructivo de la vía respiratoria sin que se trate de una reacción anafiláctica. Asimismo, las picaduras en la zona ocular pueden originar queratopatía bullosa, opacidades corneales, cataratas, etc. [3]

Sistémicas[editar]

  • Tóxicas (picaduras múltiples):

Se trata de reacciones generalizadas no inmunológicas originadas por la gran cantidad de veneno inoculado (picaduras múltiples por el ataque de un enjambre o colmena); no requieren por tanto sensibilización previa.

  • Clínicas:

En función de la cantidad liberada al torrente circulatorio de aminas biógenas (adrenalina, noradrenalina, serotonina, acetilcolina) y fundamentalmente de la inoculación de cantidades significativas de histamina. [3]

  • Sintomatológicas:

Es similar a la reacción anafiláctica pero suele presentar algunos síntomas característicos y un mayor predominio de síntomas gastrointestinales.

Así podremos encontrar:

– Cefalea, fiebre, espasmos musculares y convulsiones.

– Vómitos y diarrea.

– Edema y urticaria generalizada.

– Finalmente si la reacción es intensa: depresión cardíaca, arritmias, hipotensión, fallo renal, shock y muerte.

– El grado y la intensidad del cuadro clínico va a depender del número total de picaduras (se considera muy peligrosas más de 20-30) y del estado previo del paciente (edad, cardiopatía previa, etc.).

Referencias[editar]

  1. Johnson, Norman F., Charles A. Triplehorn. 2004. Borror's Introduction to the Study of Insects. 7th Edition.
  2. Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española (2014). «avispa». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. ISBN 978-84-670-4189-7. 
  3. a b c «Hymenoptera Venom Allergy». www.clevelandclinicmeded.com. Consultado el 6 de diciembre de 2017. 
  4. «Insect Stings - online allergy resource on wasp, bee, hornet and ant stings and bites». Insect Stings (en inglés estadounidense). Consultado el 6 de diciembre de 2017. 
  5. «Compound Interest - The Chemical Compositions of Insect Venoms». www.compoundchem.com (en inglés británico). Consultado el 6 de diciembre de 2017. 
  6. a b c d [Moreno M, Giralt E. Three Valuable Peptides from Bee and Wasp Venoms for Therapeutic and Biotechnological Use: Melittin, Apamin and Mastoparan. Pak S, ed. Toxins. 2015;7(4):1126-1150. doi:10.3390/toxins7041126. «Three Valuable Peptides from Bee and Wasp Venoms for Therapeutic and Biotechnological Use: Melittin, Apamin and Mastoparan»]. Consultado el 6 de mayo de 2017. 
  7. «Bee stings - acid or alkali? | Insect Stings». Insect Stings (en inglés estadounidense). Consultado el 6 de diciembre de 2017. 
  8. «Wasp sting: MedlinePlus Medical Encyclopedia». medlineplus.gov (en inglés). Consultado el 6 de diciembre de 2017. 
  9. «Wasp venom: is it useful for a person and how does it work?». en.nsns.biz. Consultado el 6 de diciembre de 2017. 

Enlaces externos[editar]

Componentes químicos del veneno de insectos

Índice de dolor de Schmidt