Óxido de grafito

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Estructura propuesta en 1998[1] con grupos funcionales. A: Puentes epóxido, B: Grupos hidroxilo, C:Grupos carboxilo emparejados.
Fórmula Decany
Fórmula Nakajima-Matsuo
Fórmula de Ruess
Fórmula Scholtz-Boehm
Una hoja de grafeno. Se pueden apreciar varios grupos funcionales oxigenados. La cantidad de grupos funcionales depende del método de síntesis(Estructura de Lerf-Klinovskij)
Modelo estructural de Hoffman

Óxido de grafito, formalmente llamado óxido grafítico o ácido grafítico, es un compuesto de carbono, oxígeno, e hidrógeno en proporciones variables, obtenido tras el tratamiento de grafito con un oxidante fuerte. El producto con mayor grado de oxidación es un sólido amarillo con un ratio C:O entre 2.1 y 2.9, que mantiene la estructura en capas del grafito pero con un espacio entre capas mucho más grande e irregular.[2] El óxido de grafito en medio básico se dispersa en forma de hojitas monomeloculares conocidas como "Óxido de grafeno" por analogía con el grafeno, que es una única capa de grafito.[3] El óxido de grafeno en forma de láminas ha sido empleado para fabricar un material muy resistente y que recientemente ha atraído la atención como una posible fuente de obtención de grafeno. Sin embargo, este método, cuyos primeros resultados se alcanzaron en 2012, proporciona grafeno con una estructura muy defectuosa.

Historia y obtención[editar]

El óxido de grafito fue sintetizado por primera vez por el químico Benjamin C. Brodie en Oxford en 1859, tratando grafito con una mezcla de clorato de potasio y ácido nítrico fumante.[4] En 1957 Hummers y Offeman desarrollaron un método más seguro, rápido, y eficiente usando una mezcla de ácido sulfúrico H2SO4, nitrato de sodio NaNO3, y permanganato potásico KMnO4, que sigue siendo ampliamente usado, a menudo con modificaciones.[5] [6]

Cabe destacar que los óxidos de grafito tienen propiedades físicas y químicas distintas dependeiendo del grado de oxidación del grafito y el método de obtención. Por ejemplo, la temperatura de exfoliacion explosiva es en general más alta para el grafito obtenido mediante el método de Brodie en comparación con preparado según el método de Hummers. La diferencia llega a ser de 100 grados con el mismo calentamiento.[7] Las propiedades de hidratación y solvatación del los óxido de grafito de Brodie y Hummers también son notablemente distintas.[8]


Recientemente una mezcla de H2SO4 y KMnO4 ha sido usada para abrir nanotubos de carbono a lo largo, dando lugar a cintas planas de grafeno de varios átomos de ancho, con los bordes cerrados con átomos de oxígeno(=O) o grupos hidroxilo (-OH).[9] El óxido de grafeno también se puede preparar por el método de "Tan-Lau" en el que se utiliza glucosa. Este método es más seguro, simple y ecológico en comparación con las reacciones tradicionales en las que se usan oxidantes fuertes. Otra gran ventaja del método Tan-Lau es la posibilidad de controlar fácilmente el grosor del las láminas del producto.[10] y se vuelve amarillo

Estructura[editar]

Aunque la estructura y propiedades del óxido de grafito dependen del método de obtención y el grado de oxidación. Normalmente se conserva la estructura de las capas de la materia prima, pero las láminas están separadas entre sí por el doble de distancia. (~0.7 nm) que en el grafito. Estríctamente hablando, "óxido" es un nombre incorrecto pero históricamente asentado. Además de grupos de oxígeno epóxido (átomos puente de oxígeno), se han hallado experiemntalemnte los siguientes grupos funcionales: carbonilo (=CO), hidroxilo (-OH), fenol y grupos organosulfurados enlazados por ambos lados[11] [12] El óxido de grafito es muy hidrofílico y es fácilmente hidratable si se expone a vapor de agua o se sumerge en agua, conduciendo a un aumento de la distancia interlaminar (hasta 1.2 nm en estado saturado). El estado de hidratación máximo del óxido de grafito en agua líquida corresponde a 3 capas de agua entre capas sucesivas de grafeno, el enfriamiento de muestras de óxido de grafito hidratado da lugar a una expansión térmica pseudonegativa.[13] La eliminación completa del agua del óxido de grafito es muy complicada debido a que se produce una descomposicón y degradación parcial entre 60 y 80ºC.

Al igual que el agua, el óxido de grafito puede también incorporar fácilmnte otros disolventes polares como los alcoholes.Sin embargo, la intercalación ocurre de forma distinta en los óxido de grafito obtenidos por el proceso de Brodie o de Hummers. En el caso del óxido de grafito de Brodie una capa de alcohol u otros disloventes polares se intercala detre dos capas de óxido. (por ejemplo, la dimetilformamida y la acetona) cuando el dislovente líquido está disponible en exceso. La separación entre las capas de grafeno es proporcional al tamaño de la molécula del alcohol.[14]

El óxido de grafito de Hummers puede ser intercalado por dos capas de metanol o etanol a temperatura ambiente. La distancie entre capas en un medio con exceso de metanol o etanol aumenta con el descenso de la temperatura, alcanzando 19.4 y 20.6 Å a 140 K para el metanol y el etanol, respectivamente. La expansión gradual del óxido de grafito de Hummers corresponde a la inserción de al menos otras dos capas de disolvente.[15]

El óxido de grafito descompone rápidamente cuando se calienta a temperaturas moderadamente altas (~280–300 °C) formando carbono amorfo, parecido al carbón activado.[16]

Exfoliación del óxido de grafito a altas temperaturas.[17]

Usos[editar]

Supercondensadores[editar]

El hidróxido de potasio reestructura el óxido de grafito creando un sólido tridimensional poroso. Cada una de sus caras tiene el grosor de un átomo y la superficie del óxido de grafito "activado" llega a ser de 3100 m2/g. El material tiene también una gran conductividad. El díametro de la mayor parte de los poros ronda los 0,6-5nm. Experimentalmente, un supercondensador construido empelando este material ha dado un buen rendimiento. Tras 10000 ciclos de carga y descarga el supercondensador conservaba el 97% de su capacidad inicial.

Papel superresistente[editar]

Al disolver el óxido de grafito en agua, este se separa en láminas de grafeno. La disolución obtenida se filtra con la ayuda de una membrana especial en la que las capas de grafeno se vuelven juntar en una estructura más resistente que en el grafito. Las capas del grafito normal suelen estar débilmente unidas,[18] pero en el papel de grafeno las capas se entrelazan entre sí lo que permite distribuir los esfuerzos por igual por toda la estructura, haciéndola más resistente. La forma en la que se entrelazan las distintas capas de grafeno permite un ligero movimiento de éstas haciendo que el material sea flexible. Lo que es más importante, se puede manipular químicamente las propiedades de este tipo de papel. Reduciendo la cantidad de átomos de oxígeno en las capas, se puede incrementar la conductividad eléctrica.

Investigación del ADN[editar]

La gran superficie plana del óxido de grafito permite investigar al mismo tiempo varias sondas de hibridación marcadas con distintos colorantes haciendo posible el hallazgo de varios objetivos de ADN en la misma disolución.La investigación futura puede dar como resultado un nuevo método de análisis de ADN más rápido y barato.[19]

Purificación del agua[editar]

Uno de los usos sugeridos del óxido de grafito es la eliminación del agua de contaminantes indeseables.[20] El óxido de grafito de Brodie ha demostrado absorber selectivamente el metanol de mezclas metanol/agua en cierto rango de concentraciones de metanol.[21]

Reducción de Grafeno[editar]

Oxido de Grafeno Reducido

Desde la perspectiva de la ciencia de materiales, el grafeno ofrece el atractivo de poseer excelentes propiedades mecánicas, térmicas, eléctricas y ópticas, que le convierten en candidato ideal para aplicaciones en áreas tan diversas como la nanoelectrónica, los sensores moleculares, los materiales compuestos, el almacenamiento de energía o la liberación controlada de fármacos. La conductividad eléctrica se puede recuperar mediante la restauración de enlaces de carbono sp2 por lo que es muy importante la reducción del GO39.[22] El óxido de grafeno, en particular es un precursor prometedor para la producción a granel de materiales basados en grafeno. Una de las ventajas es que se puede sintetizar en grandes cantidades a partir del polvo de grafito, el cual es de bajo costo por lo que es atractivo para aplicaciones industriales. [23]

Reducción química[editar]

Los métodos de reducción química más habituales son aquellos que emplean agentes químicos. Entre ellos, el más habitual es el monohidrato de hidracina (N2 H4 H2O) que ya se empleaban para reducir el óxido de grafito antes de que fuera aislado el grafeno. La toxicidad de este compuesto hace que sea inapropiado para la síntesis de RGO en grandes cantidades, por ello se han buscado otros agentes reductores para sustituirlo. Entre ellos están los híbridos metálicos como el borohidrudo de sodio (NaBH4) que es más eficaz que la hidracina con los grupos carbonilo, pero su eficacia es baja con los grupos epoxi y los carboxílicos y es incapaz de eliminar los grupos alcohol. [24]

El ácido ascórbico (vitamina C) se propone como sustituto de la hidracina, ya que no es tóxico y permita alcanzar relaciones atómicas C/O semejantes. Además de estos también se han empleado reductores como el ácido yodhídrico (HI), la hidroquinona, la hidroxilamina, etc. Dentro de la reducción química también se incluyen métodos como la reducción electroquímica y la solvotermal. [25] El principal inconveniente de la reducción química es que no permite la total eliminación de los grupos funcionales y además puede introducir heteroátomos en la estructura, como es el caso del nitrógeno cuando se emplea la hidracina. [26]

Reducción solvotérmica[editar]

La primera ruta “verde” para la producción de dispersiones de grafeno a partir de óxido de grafito fue propuesta por Fan y cols, que descubrieron de manera fortuita que las suspensiones fuertemente alcalinas de óxido de grafeno podían ser desoxigenadas en gran medida por simple calentamiento a temperaturas de 50-90 ºC. Los resultados de la caracterización por C-NMR y espectroscopía XPS revelaron la disminución de la concentración de funcionalidades oxigenadas con respecto a la de carbono sp2. Este método es muy atractivo por su sencillez, pero los resultados de estudios recientes han mostrado que la reducción que se alcanza es sólo parcial en comparación con la lograda al reducir con hidracina. [27]

Reducción electroquímica[editar]

La reducción electroquímica del óxido de grafeno se basa en la transferencia de electrones que se produce al hacer pasar una corriente eléctrica a través de una celda electroquímica formada por un cátodo de óxido de grafeno y un electrodo inerte que actúa como ánodo, ambos sumergidos en un electrolito que puede ser acuoso u orgánico. El cátodo de óxido de grafeno consiste en un filme de dicho material depositado sobre un sustrato como, por ejemplo, óxido de estaño e indio, carbón vítreo u otros. El potencial de celda necesario para que se produzca la reducción depende del pH del electrolito, de forma que cuanto más bajo sea el pH, más favorable será la reacción, lo que ha llevado a algunos a autores a proponer el siguiente mecanismo de reacción. [28]

Reducción Térmica[editar]

La reducción térmica se puede realizar a distintas temperaturas, las más utilizadas están entre 1000 -1100 C, en diversas atmósferas (He, Ar, NH3, etc.) empleando diferentes fuentes de calor (hornos eléctricos, microondas, láser, plasma o corriente eléctrica). Dependiendo de las condiciones empleadas para su reducción el RGO tendrá diferentes características. Una de las principales ventajas de la reducción térmica es que permite reducir el GO o exfoliar y reducir directamente el óxido de grafito en un solo paso y, además, no es necesario emplear reactivos químicos. La exfoliación térmica del óxido de grafito se produce por la rápida expansión de los gases (CO, CO2, H2O) generados por la descomposición de los grupos funcionales oxigenados. Estos gases originan una presión elevada entre las capas que provoca su separación. [29] Los principales inconvenientes de la reducción térmica so la creación de defectos topológicos y vacantes producidos durante la eliminación de los grupos funcionales. No obstante a temperaturas superiores a 1000 C se favorece la restauración de la estructura sp2 lo que permite la obtención de RGO con conductividades del orden de 2300 Sm-1 [30]

Ventajas de la reducción[editar]

Aunque mucho se habla de los defectos presentes en las láminas después de haber ocurrido la reducción, estos defectos pueden ser utilizados para otro tipo de aplicaciones que no serían posibles para el caso del grafeno común. Como ejemplo, los defectos permiten preparar suspensiones sin necesidad de surfactantes y aportan ciertas ventajas en determinadas aplicaciones entre ellas destacan las pilas de combustible o en baterías. Además su extrema sensibilidad a pequeñas variaciones como la química superficial o el grado de apilamiento, puede ser favorable para algunas aplicaciones como la detección, conmutación y almacenamiento de datos, la administración de fármacos, etc. [31]

Desventaja de la Reduccion del Óxido de Grafeno

Desventajas de la reducción[editar]

Los reductores de óxido de grafeno, debido a la severidad del tratamiento contienen en mayor o menor medida defectos que pueden consistir en vacantes atómicas, agujeros o grupos funcionales remanentes. Al llevar a cabo la reducción de este óxido se sabe que la restauración total de la estructura del grafito pristínico en el plano basal es muy difícil, siendo este hoy en día uno de los retos a resolver. [32]

Propiedades[editar]

• El óxido de grafeno es muy soluble en agua con ultrasonido o agitación mecánica, así como la característica de ser un material anfifílico, es decir, tienen una parte hidrofóbica y otra parte hidrofílica, propiedad de los tensoactivos.

• El GO tiene la facilidad de formar enlaces por puentes de hidrógeno debido a la propiedad hidrofílica que presenta. Esto podría presentar alteraciones en las propiedades eléctricas, mecánicas y estructurales.

• Las películas de óxido de grafeno presentan propiedades antibacterianas.

• Se ha observado que el GO se ha utilizado como biosensor, debido a las propiedades fluorescentes.[33]

Óxido de grafeno funcionalizado

Aplicaciones[editar]

• El óxido de grafeno ha tomado gran relevancia desde su descubrimiento, ya que es el precursor para la obtención de grafeno a gran escala.

• El papel de óxido de grafeno, incluyendo su uso en membranas con permeabilidad controlada, y para las baterías o supercondensadores destinados a usos en el ámbito energético.

• El papel de óxido de grafeno también podría emplearse para crear materiales híbridos que contengan polímeros, cerámicas o metales, donde tales compuestos se comportan mucho mejor que los materiales existentes, como por ejemplo, en componentes para aviones, automóviles, edificios y enseres del sector deportivo. [34]

• Las películas de GO se pueden emplear en campo médico o en la industria alimentaria como agentes esterilizantes.

• Se ha utilizado en el campo de la biomedicina con la posibilidad de hacer un mejor diagnóstico contra el VIH mediante la detección de proteínas y DNA

• El óxido de grafeno es de gran interés gracias para la comunidad científica debido a la facilidad con la que este puede ser el vehículo para la obtención de materiales funcionalizados y optimizados con nanopartículas. [35]


Referencias[editar]

  1. He, H.; Klinowski, J.; Forster, M.; Lerf, A. (1998). "A new structural model for graphite oxide". Chemical Physics Letters 287: 53.
  2. Hummers, W. S.; Offeman, R. E. (1958). "Preparation of Graphitic Oxide". Journal of the American Chemical Society 80 (6): 1339
  3. Dreyer, D. R.; Park, S.; Bielawski, C. W.; Ruoff, R. S. (2010). "The chemistry of graphene oxide". Chemical Society Reviews 39 (1): 228–240.
  4. Brodie, B. C. (1859). "On the Atomic Weight of Graphite" . Philosophical Transactions of the Royal Society of London 149: 249.
  5. Hummers, W. S.; Offeman, R. E. (1958). "Preparation of Graphitic Oxide". Journal of the American Chemical Society 80 (6): 1339.
  6. Marcano, D. C.; Kosynkin, D. V.; Berlin, J. M.; Sinitskii, A.; Sun, Z.; Slesarev, A.; Alemany, L. B.; Lu, W.; Tour, J. M. (2010). "Improved Synthesis of Graphene Oxide". ACS Nano 4 (8): 4806–4814.
  7. Boehm, H. -P.; Scholz, W. (1965). "Der ?Verpuffungspunkt? Des Graphitoxids". Zeitschrift f�r anorganische und allgemeine Chemie 335: 74.
  8. You, S.; Luzan, S. M.; Szabó, T. S.; Talyzin, A. V. (2013). "Effect of synthesis method on solvation and exfoliation of graphite oxide". Carbon 52: 171.
  9. Kosynkin, D. V.; Higginbotham, A. L.; Sinitskii, A.; Lomeda, J. R.; Dimiev, A.; Price, B. K.; Tour, J. M. (2009). "Longitudinal unzipping of carbon nanotubes to form graphene nanoribbons". Nature 458 (7240): 872–876.
  10. Tang L., Li X., Ji R., Teng K. S., Tai G., Ye J., Wei C., Lau S. P. (2012). «Bottom-up synthesis of large-scale graphene oxide nanosheets». J. Mater. Chem: 5676—5683. doi:10.1039/C2JM15944A. 
  11. Pandey, D.; Reifenberger, R.; Piner, R. (2008). "Scanning probe microscopy study of exfoliated oxidized graphene sheets". Surface Science 602 (9): 1607.
  12. Eigler, S.; Dotzer, C.; Hof, F.; Bauer, W.; Hirsch, A. (2013). "Sulfur Species in Graphene Oxide". Chemistry - A European Journal 19 (29): 9490.
  13. You, S.; Luzan, S. M.; Szabó, T. S.; Talyzin, A. V. (2013). "Effect of synthesis method on solvation and exfoliation of graphite oxide". Carbon 52: 171.
  14. Talyzin, A. V.; Sundqvist, B.; Szabó, T. S.; DéKáNy, I.; Dmitriev, V. (2009). "Pressure-Induced Insertion of Liquid Alcohols into Graphite Oxide Structure". Journal of the American Chemical Society 131 (51): 18445–18449.
  15. You, S.; Sundqvist, B.; Talyzin, A. V. (2013). "Enormous Lattice Expansion of Hummers Graphite Oxide in Alcohols at Low Temperatures". ACS Nano 7 (2): 1395–1399.
  16. Talyzin, A. V.; Szabó, T. S.; DéKáNy, I.; Langenhorst, F.; Sokolov, P. S.; Solozhenko, V. L. (2009). "Nanocarbons by High-Temperature Decomposition of Graphite Oxide at Various Pressures". The Journal of Physical Chemistry C 113 (26): 11279.
  17. Log in om een reactie te plaatsen (3 de febrero de 2011). «Graphite oxide exfoliation by heating: exlplosion with fire». YouTube. Consultado el 18 de marzo de 2013. 
  18. Tang, L.; Li, X.; Ji, R.; Teng, K. S.; Tai, G.; Ye, J.; Wei, C.; Lau, S. P. (2012). "Bottom-up synthesis of large-scale graphene oxide nanosheets". Journal of Materials Chemistry 22 (12): 5676. doi:10.1039/C2JM15944A
  19. He S., Song B., Li D., Zhu C., Qi W., Wen Y., Wang L., Song S., Fang H., Fan C. (2010). «A Graphene Nanoprobe for Rapid, Sensitive, and Multicolor Fluorescent DNA Analysis». Advanced Functional Materials 20 (3): 453—459. doi:10.1002/adfm.200901639. 
  20. Gao, W.; Majumder, M.; Alemany, L. B.; Narayanan, T. N.; Ibarra, M. A.; Pradhan, B. K.; Ajayan, P. M. (2011). "Engineered Graphite Oxide Materials for Application in Water Purification". ACS Applied Materials & Interfaces 3 (6): 1821
  21. You, S.; Yu, J.; Sundqvist, B.; Belyaeva, L. A.; Avramenko, N. V.; Korobov, M. V.; Talyzin, A. V. (2013). "Selective Intercalation of Graphite Oxide by Methanol in Water/Methanol Mixtures". The Journal of Physical Chemistry C 117 (4): 1963.
  22. Contreras, J. G. (Julio de 2015). Síntesis de óxido de grafeno como plataforma nanoscópica para materiales funcionales . Tamaulipas, Altamira, México .
  23. Guzman, A. C. (Septiembre de 2011). Obtencion del grafeno mediante la reduccion quimica del oxido de grafito. D.F, D.F, Mexico
  24. Athanasios B. Bourlinos, †. D. (May de 2003). Graphite Oxide: Chemical Reduction to Graphite. Institute of Materials Science, Greece
  25. Martínez, V. G. (Julio de 2013). Estudio de la estabilidad del óxido de grafeno. Asturias , Oviedo, España.
  26. Zheng Bo, X. S. (APRIL de 2014). Green preparation of reduced graphene oxide. University of, USA.
  27. Sheng-Yun Huang, B. Z.-B. (25 de September de 2015). Enhanced Reduction of Graphene . China.
  28. Kyoung Hwan Kim, M. Y.-S.-T. (19 de November de 2013). High quality reduced graphene oxide. Korea.
  29. Sina Abdolhosseinzadeh, H. A. (15 de may de 2015). synthesis of reduced graphene oxide. South Korea.
  30. Xiao Huang, a. X. (28 de March de 2011). Graphene-based composites. Chemical Society Reviews, 525 - 944.
  31. Su Chan Lee, S. S. (21 de july de 2015). Direct Reduction of graphene . South Korea.
  32. Su Chan Lee, S. S. (21 de july de 2015). Direct Reduction of graphene . South Korea.
  33. Velasco, R. M. (Enero de 2012). Estudio de la estabilidad del óxido de grafeno con el tiempo. Universidad de Oviedo, España..
  34. Zheng Bo, X. S. (APRIL de 2014). Green preparation of reduced graphene oxide. University of, USA.
  35. Paredes, S. V.-R.-M.-A. (Marzo de 2011). Metodos respetuosos con el medio ambiente para la producción de grafeno a gran escala. Instituto Nacional del Carbón, España.

Enlaces[editar]