Xeroftalmia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Xeroftalmia
Clasificación y recursos externos
CIE-10 E50.6-E50.7
CIE-9 264.6-264.7
DiseasesDB 34035
MedlinePlus 000426
MeSH D014985
Sinónimos
Síndrome del ojo seco
Queratitis seca
Queratoconjuntivitis seca
Wikipedia no es un consultorio médico Aviso médico 

La xeroftalmia es una enfermedad de los ojos caracterizada por sequedad persistente de la conjuntiva y opacidad de la córnea. El término xeroftalmia procede del griego xerós (seco) + ophthalmós (ojo) + ia. En caracteres griegos: ξηρός + οφθαλμός.[1]

Puede ser debida, entre otras causas, a una disminución de la función de las glándulas lagrimales, causando una menor producción de lágrimas, que ya fue estudiada por Hipócrates, manteniéndose el nombre genèrico, aunque hay otras enfermedades más específicas que causan el ojo seco (como la Queratoconjuntivitis seca).[2] Según un estudio de 2003, había en Estados Unidos 3,2 millones de mujeres mayores de 50 años que estaban afectadas por el Síndrome del Ojo Seco[3]

Causas[editar]

Múltiples causas pueden generar la xeroftalmia. Es más frecuente en adultos mayores y la principal es la disfunción de la glándula de Meibomio. A continuación se enuncian algunas enfermedades que la provocan.

Síntomas[editar]

Con el transcurso de la enfermedad ocurre un engrosamiento de la córnea y disminución de la agudeza visual. Otros síntomas de la xeroftalmia son escozor o quemazón de ojos, sensación de cuerpo extraño, picor o prurito, legañas y enrojecimiento conjuntival.

Diagnóstico[editar]

Para diagnosticar la ausencia de lacrimación se realiza una prueba de Schirmer, que consiste en colgar una tira de papel secante del párpado inferior y observar cuánta longitud del papel se empapa de lágrimas.

Tratamiento[editar]

El tratamiento debe ser el de la enfermedad de base que lo causa. Los corticoides pueden ser eficaces en fases iniciales de la enfermedad. Cuando se demuestre deficiencia de vitamina A se administra en suplementos. La pilocarpina es un fármaco que aumenta la producción lacrimal. Algunos preparados (lágrimas artificiales) que se utilizan para mejorar la sequedad consisten en soluciones de hipromelosa y geles de carbómero, que se aplican sobre la conjuntiva.

Además de los tratamiento descritos en el párrafo anterior, según un estudio de 3 meses a doble ciego controlado con Placebo en pacientes afectos de Disfunción Glandular Meibomiana, dio como resultado, que los pacientes que utilizaron un suplemento rico en triglicérido puro de ácido Docosahexaenoico (DHA-Omega-3; Brudy Sec 1.5) obtuvieron una mejora significativa de los síntomas y de las pruebas objetivas.[4]

Referencias[editar]

  1. Divry's New English-Greek and Greek-English Dictionary. D. C. Divry, Inc. New York. 1983.
  2. Auguste Theodor Vidal de Cassis (1843). Tratado de patología externa y medicina operatoria. Librería de la Señora viuda de Calleja e hijos. pp. 88–. Consultado el 12 de mayo de 2012. 
  3. Schaumberg DA; Prevalence of dry eye syndrome among US women; Am J Ophthalmol 2003;136(2): 318-26.
  4. Randomized, double-masked Study to evaluate the effect of supplementation of Omega-3 fatty acids in Meibomian Gland Dysfunction. The study was done by Dr. Andrea Oleñik and Ignacio Jiménez-Alfaro from the Department of Ophthalmology of the Jiménez Díaz Foundation, Madrid, Spain and Ignacio Mahillo from the Department of Statistics, from the same Foundation.