Viejo Mundo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Mapa del Viejo mundo dividido en ecozonas:      Paleártico      Paleotrópico

El Viejo Mundo consiste en aquellas partes de la Tierra conocida por los europeos antes de los viajes de Cristóbal Colón: Europa, Asia, y África y las islas circundantes. El término es el opuesto a Nuevo Mundo, que da a entender a América.

Aunque el interior de Asia y África no habían sido explorados por los europeos de entonces, se sabía de su existencia, hasta Japón y Sudáfrica. De esta manera ellos también son considerados Viejo Mundo. Australia y Antártida no son ni Viejo ni Nuevo Mundo, ya que los términos son anteriores a su descubrimiento por los europeos.

Mapa de Fra Mauro (1459).

En acepción biológica, los organismos del Viejo Mundo son aquellos que se encuentran en Eurasia y África, y los organismos del Nuevo Mundo son aquellos encontrados en América.

La distinción entre Viejo y Nuevo Mundo también se aplica a los vinos,[1] en la que se identifica con el primero a las regiones tradicionales que cultivan vino y a los vinos producidos allí. Los vinos del Viejo Mundo se producen a partir de vides muy cuidadas y con estándares de producción elevados. Se les aplica denominaciones de origen según el país (como Oporto o Champán). Las técnicas de cultivo del Nuevo Mundo fueron introducidas por los inmigrantes a fines del siglo XIX y principios del siglo XX. Utilizan marcas emblemáticas para cada país como el Tannat en Uruguay.[2]

Referencias[editar]

  1. Vinos Reserva, un concepto relativo. René García Valdés. Excelencias Magazine. Consultado el 11 de octubre de 2012.
  2. Hoy: Viejo Mundo, Nuevo Mundo. René García Valdés. Excelencias Magazine. Clarín.com. 22 de febrero de 2012. Consultado el 11 de octubre de 2012.