Fluke (película)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Fluke es una película dramática estadounidense, dirigida por Carlo Carlei, presenta la historia de un hombre que reencarna en un perro.

Sinopsis[editar]

Basada en la novela del mismo nombre (Aullidos, en su edición en español) y escrita por James Herbert, narra lo sucedido a Thomas P. Johnson, un empresario que muere en un accidente automovilístico tras una pelea con su mejor amigo y socio, Jeff Newman. Es en ese momento cuando nace el perro Fluke.

Fluke, el pequeño cachorro, conoce a Rambo, un perro mayor, que le ayuda a protegerse de los humanos. Durante la trama, Fluke y Rambo se hacen amigos y todos los días acuden al establecimiento de hamburguesas de Bert, quien los alimenta. Es en ese lugar donde Fluke comienza a tener visiones sobre su vida anterior. Sylvester es un malandrín que le roba los bocadillos a Bert y cuando Fluke se da cuenta lo muerde. Fluke confiesa a Rambo que en sus visiones su familia está en peligro y que debe protegerlos. Sylvester, en venganza por el ataque, secuestra a Fluke para llevárselo a un laboratorio de cosméticos donde experimentan con animales. En el momento en que tienen en experimentación a Fluke, Rambo entra por la ventana y lo rescata, pero al escapar Rambo recibe un disparo de Sylvester y antes de morir le confiesa a Fluke que él, en su otra vida como humano, había sido el hermano de Bert.

Fluke, al quedarse solo, emprende la búsqueda de su familia y llega a la escuela de su hijo, Brian. Cuando ve a su esposa Carol en su automóvil, se abalanza contra la ventanilla y comienza a ladrarles. Carol, asustada, se retira con Brian de la escuela, pero Fluke los sigue. Después de un largo recorrido, logra llegar a la casa de su familia y toca la puerta. Brian, emocionado, le hace ver a su mamá que el perro los siguió. Después de un rato, Carol es convencida por Brian y decide darle de comer y adoptarlo. Cuando su ex socio y amigo Jeff aparece en la casa, Fluke cree que él fue el culpable de su muerte y lo ataca, por lo que llaman a la perrera. Fluke huye del lugar y poco después Brian lo oculta en la casa. Debido a que Fluke recordaba solo parcialmente el incidente de su muerte, sigue a Jeff a su trabajo para vengarse de él. Enfermo y al darse cuenta de que Fluke no estaba, Brian sale a buscarlo. Carol llama preocupada a Jeff para decirle que Brian no estaba en casa y que se aproximaba una tormenta de nieve. Pocos minutos después de haber arrancado, Jeff descubre que Fluke está allí, adentro, atacándolo, lo que hace que pierda el control del automóvil y se estrelle contra un muro de ladrillos. Fluke logra así vengarse pero, de pronto, recuerda todo lo sucedido en su muerte y se da cuenta de que había cometido un gravísimo error, ya que Jeff nunca había sido culpable: él mismo había provocado el accidente que le costó la vida. Así, lastimado, pues había salido disparado por el parabrisas, Fluke llega hasta su amigo, quien aún está inconsciente, para despertarlo; en ese momento, Jeff le dice a Fluke que Brian salió a buscarlo y que está enfermo, que la nieve lo pondrá peor, que debe encontrarlo.

Después de una intensa búsqueda, encuentra a su hijo en el cementerio, frente a su propia tumba. Debido a la intensa nevada, Fluke lo protege al recostarse sobre él. Después de haber adivinado dónde está su hijo (encuentra un dibujo suyo en la mesa, con la imagen de su papá volando rumbo al cielo), Carol logra llegar al cementerio y mete a Brian al automóvil. Brian le dice que Fluke le salvó la vida. Cuando Carol busca a Fluke, lo encuentra frente a la tumba de su esposo y Fluke, con su pata, quita la nieve y revela la leyenda Por siempre que se encuentra en su lápida y con una mirada se despide de ella y sale corriendo. Fluke comprende que su familia ya está a salvo y que Jeff será el esposo y padre que él nunca supo ser. Al finalizar, Fluke y Rambo se reencuentran, pero ahora su fiel amigo había reencarnado en una ardilla.

Enlaces externos[editar]