Una gallega baila mambo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Una gallega baila mambo
Ficha técnica
Dirección
Guion Joaquín Pardavé
Gregorio Walerstein
Protagonistas Niní Marshall
Joaquín Pardavé
Toña La Negra
Los Panchos
Silvia Pinal
Ver todos los créditos (IMDb)
Datos y cifras
País(es) México
Año 1951
Género comedia
Compañías
Productora Cinematográfica Filmex
Ficha en IMDb

Una gallega baila mambo es una película mexicana del género de comedia de enredos. La cinta fue rodada el 18 de mayo de 1951 y dirigida por Emilio Gómez Muriel. Fue escrita y protagonizada por Joaquín Pardavé continuando la serie de películas junto a Niní Marshall en el papel de Cándida.

Argumento[editar]

Doña Cándida es una viuda española que vive en una colonia acomodada de la Ciudad de México, quien tiene engañados a sus familiares políticos en España para que ellos sigan enviándole la pensión que le corresponde a su marido el Marqués Don Fabián de Castro, siendo que éste falleció hace muchos años, con el fin de mantener cómodamente a Carmina (Silvia Pinal), la hija de ambos.

Los problemas comienzan para doña Cándida cuando los operadores de la línea de camiones Peralvillo-Cozumel deciden instalar su terminal enfrente de su casa llevando consigo el ruido de sus operaciones y de las diversiones que practican. Entre esos camioneros destacan su líder "el Bofes" (Joaquín Pardavé) y su joven amigo Gilberto, los cuales están enamorados de madre e hija respectivamente.

Aunque inicialmente doña Cándida no tolera a los camioneros, eventualmente se ve forzada a contratar a "el Bofes" para que simule ser su difunto esposo y poder así recibir una herencia familiar. La convivencia entre estos personajes genera muchas situaciones divertidas mientras que entre Carmina y Gilberto comienza a gestarse un romance.

Los sueños de sociedad de doña Cándida se vienen abajo cuando se sabe que "el Bofes" no es su marido, lo que aunado al hecho de que el novio de Carmina la deja por no haber recibido la herencia, hace que ambas mujeres terminen aceptando unirse a sus respectivos humildes pretendientes.