Juana de Lara

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Juana de Lara
Información personal
Nacimiento 1335 Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 1359 Ver y modificar los datos en Wikidata
Sevilla (España) Ver y modificar los datos en Wikidata
Causa de la muerte Homicidio
Nacionalidad Corona de Castilla Ver y modificar los datos en Wikidata
Familia
Familia nobiliaria Casa de la Cerda y Casa de Lara Ver y modificar los datos en Wikidata
Padres Juan Núñez III de Lara Ver y modificar los datos en Wikidata
María Díaz de Haro Ver y modificar los datos en Wikidata
Cónyuge

Juana de Lara (1335-Sevilla, 1359) era una noble castellana que como miembro de la Casa de Lara pasaría a ser la III señora de Vizcaya de su linaje y de Lara entre 1355 y 1359, por ser la primogénita luego de suceder a su hermano menor Nuño de Lara, siendo ambos, hijos de Juan Núñez III de Lara, señor de Lara, y de María Díaz de Haro, señora de Vizcaya, además de ser tataranietos maternos de Alfonso III de Portugal y, materno y paterno, del rey Alfonso X de Castilla.

Biografía[editar]

Juana de Lara se unió en matrimonio con Tello de Castilla, señor de Aguilar de Campoo y de Castañeda, que era un hijo de Alfonso XI de Castilla y de su amante Leonor de Guzmán.

Durante la Guerra de los Dos Pedros fue hecha prisionera en 1358 por su cuñado Pedro I de Castilla y ejecutada en Sevilla en 1359. Al año siguiente, Enrique de Trastámara decidió apoderarse de la ciudad de Nájera, por lo que Pedro I ordenó la muerte de los tres medio-hermanos: el citado Enrique, su gemelo Fadrique y Tello de Castilla.

Solo se cumplió el objetivo con Fadrique, además de a otros nobles rebelados entre 1355 y 1360, como Pedro Ruiz de Villegas, Juan de la Cerda, Fadrique Alfonso de Castilla, Juan de Aragón, Leonor de Guzmán, entre otros.

Entonces fue que el cuñado de Juana de Lara, Enrique, envió sus tropas a Nájera en abril pero fue derrotado y debió refugiarse en Francia, para iniciar así la Primera Guerra Civil Castellana, con la consecuente muerte del rey y la instauración de la Casa de Trastámara en la Corona de Castilla.

Tras el fallecimiento de su esposa, Tello de Castilla conservó el señorío de Vizcaya hasta su propia muerte en 1370, desde entonces fue señor de Vizcaya su sobrino, el futuro rey Juan I de Castilla, ya que le cedió el título la heredera legítima, su madre Juana Manuel, quedando desde él incorporado el señorío a los demás títulos de los reyes de Castilla.


Predecesor:
Nuño de Lara
Señora de Vizcaya
1348-1359
Sucesor:
Tello de Castilla