Heka

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Relieve del dios Heka en el templo de Esna.

Heka, el poder de la magia, era una fuerza divina que existía en el universo como poder o fuerza y que podía estar personificada por el dios Heka, según la mitología egipcia.

  • Nombre egipcio: Heka. Nombre griego: Hike.

Iconografía[editar]

Heka aparecía por lo general como un hombre con el atuendo y la barba curvada típica de los dioses. Sin embargo, en la Baja Época, Heka fue venerado con la forma de un niño –igual que muchas otras divinidades masculinas– y, así aparece en numerosas imágenes acompañando a diversas parejas divinas como su hijo.

Mitología[editar]

Desde el punto de vista mitológico, heka había existido desde el momento de la creación, de manera que el dios Heka podía ser considerado también un dios creador. La magia confería poderes a todos los dioses, por lo que Heka fue también un dios de poder cuyo nombre estaba ligado a este significado a partir de la Dinastía XX.

Debido a su gran poder, los Textos de las Pirámides indican que Heka era temido por los propios dioses, y se decía que acompañaba al dios sol en su barca y que protegía al dios Osiris en el mundo inferior.

Culto[editar]

Los sacerdotes del dios Heka eran médicos-magos que tenían escuelas sacerdotales en Heliópolis, Menfis y Esna.

Heka no recibía un culto regular, aunque su función en la religión del Antiguo Egipto poseía una importancia considerable. Se invocaba a Heka en muchos contextos mágico-religiosos, y durante el período romano se llevaba una estatua del dios en procesión desde el templo de Esna hasta los campos circundantes para asegurar su fertilidad.

Heka cumplía también una función en las creencias de después de la muerte; los Textos de las Pirámides reivindican directamente su autoridad y los Textos de los Sarcófagos contienen un conjuro "para convertirse en el dios Heka".[cita requerida]

Heka (hk3)
en jeroglífico
V28 D28 A40

Referencias[editar]

Referencias digitales

Enlaces externos[editar]