Germania Superior

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Provincia romana de Germania Superior en el año 120 d. C.

La provincia romana de Germania Superior fue creada por César Augusto en un territorio conquistado años atrás por Julio César. Ocupaba Alsacia, parte de la actual Suiza y la orilla occidental de la parte alta del Rhun (actual Rin).

Invasión germana[editar]

Desde el siglo III a. C., muchos pueblos emigraron a la Germania desde el este. Los romanos tuvieron conocimiento de dos de estos pueblos, cuando los cimbros y los teutones entraron en Helvecia y la Galia. Los romanos no se enfrentaron con ejércitos, sino con pueblos enteros que desplazaban a los celtas.

Las tribus invasoras derrotaron en el 113 a. C. en Nórico a los romanos, que estaba comandados por el cónsul Cneo Papirio Carbón. Entonces los cimbros se establecieron en el territorio de los celtas alóbroges. Solicitaron a los romanos permiso para establecerse allí, pero estos se negaron, por lo que tuvieron que pelear de nuevo. En el año 109 a. C. vencieron de nuevo al ejército romano, esta vez al mando de Marcus Junius Silanus en el sur de la Galia. Sin embargo, los cimbros no invadieron Italia y durante un tiempo se mantuvieron alejados de la esfera de influencia de Roma. El rey cimbro Boiorix derrotó en 105 a. C. en la batalla de Arausio a los romanos bajo las órdenes del procónsul Quintus Servilius Caepio y el cónsul Gnaeus Manlius Maximus, perdiendo unos 80.000 hombres.

Los cimbros decidieron no invadir Italia y se desplazaron a la Hispania, mientras que los teutones se quedaron en el sur de la Galia. En el año 103 a. C., los cimbros regresaron a la Galia - expulsados de Hispania por los celtíberos - y se aliaron con los teutones, decididos a conquistar Roma. En vista de lo grande de los ejércitos, decidieron separarse y reunirse en el valle del Po. Esto demostró ser un grave error, ya que en el año 102 a. C. los teutones fueron aniquilados por el cónsul Cayo Mario en la batalla de Aquae Sextae, donde cayeron 100.000 teutones. Los cimbros sí lograron llegar al valle del Po, pero se encontraron con los ejércitos unidos de los cónsules Quintus Lutatius Catulus y Mario. En la Planicie de Raudine se libró la batalla de Vercelae, que concluyó con la muerte del rey Boiorix y más de 60.000 cimbros.

La conquista de Germania[editar]

La pacificación de los germanos obtenida por Cayo Mario se mantuvo por casi cinco décadas, hasta que Julio César inició la campaña en la Galia.

Los suevos habían cruzado el Rin y expulsado a los celtas, quienes pidieron ayuda a los romanos en 58 a. C. y César acudió, con el secreto deseo de anexar la Galia a Roma. César los derrotó y los envió de vuelta al este del Rin.

Nuevas tribus germánicas cruzaron el Rin en el 55 a. C., pero César las expulsó y construyó un puente sobre el río, que utilizó para perseguir a sus enemigos y derrotarlos. En el 53 a. C. cruzó de nuevo el Rin para seguir combatiendo a los germanos, pero estos lo evadieron y César regresó sin presentar batalla.

Organización[editar]

El limes Germanicus en Germania Superior: Ciudades, campamentos militares y vías.

La guerra civil entre Pompeyo y César suspendió las campañas en Germania, y los germanos hicieron de las suyas en la Galia, hasta que el sobrino de César, Octavio, se hizo con el poder y organizó el territorio conquistado por César en dos provincias: Germania Superior e Inferior. Posteriormente agregaría más territorios germánicos al Imperio y crearía la trágicamente célebre Germania Magna.

La provincia de Germania Superior estaba repleta de fortificaciones en su frontera a lo largo del Rin. Las legiones romanas siempre estuvieron activas en esta provincia y lograron repeler una y otra vez a las tribus germánicas que se empujaban unas a otras contra Roma.

En el año 254 el limes de la Germania Superior fue perforado por los germanos de la otra orilla del Rin, y hacia el año 259 se produjo el ingreso de importantes contingentes bárbaros en la Gallia Belgica. Entre los años 268 y 278 el interior de la Galia es saqueado y algunos grupos llegan hasta Hispania. Recién hacia el año 278 la frontera es restablecida por el emperador Probo.[1]

No sería hasta el siglo IV d. C. que las tribus germánicas finalmente lograrían pasar de nuevo el Rin, esta vez para siempre.

La Germania Superior tenía asignadas permanentemente a la Legión VIII Augusta y la Legión XXII Primigenia.

La capital de la provincia era Mogontiacum (Maguncia, en alemán Mainz, Alemania) y otras ciudades importantes eran Besançon (Besontio), Estrasburgo (Argentorate) y Wiesbaden (Aquae Mattiacae).

Referencias[editar]

  1. DUTOUR, THIERRY (2003), La ciudad medieval. Orígenes y triunfo de la Europa urbana. — Paidós, Buenos Aires, 2005, pág. 82. ISBN 950-12-5043-1

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]