Enriqueta de Nassau-Weilburg

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Enriqueta de Nassau-Weilburg
Duquesa de Teschen
Erzherzogin Henriette von Österreich mit ihrer Tochter Erzherzogin Marie.jpg
Con su hija María Carolina en acuarela sobre papel por Johann Ender (1829).
Información personal
Nombre secular Enriqueta Alejandrina Federica Guillermina
Otros títulos
Nacimiento 30 de octubre de 1797
Palacio Ermitage, Bayreuth, Flag of Prussia (1892-1918).svg Reino de Prusia
Fallecimiento 29 de diciembre de 1829 (32 años)
Palacio Albertina, Viena, Bandera de Imperio austríaco Imperio austríaco
Sepultura Cripta Imperial de Viena
Religión Protestante
Familia
Casa real Nassau-Weilburg
Padre Federico Guillermo de Nassau-Weilburg
Madre Luisa Isabel de Sayn-Wittgenstein-Hachenburg
Cónyuge Carlos de Austria-Teschen
Hijos Véase matrimonio y descendencia

Enriqueta de Nassau-Weilburg (en alemán: Henriette von Nassau-Weilburg; Bayreuth, 30 de octubre de 1797 - Viena, 29 de diciembre de 1829) fue una princesa de Nassau-Weilburg por nacimiento, y por su matrimonio perteneciente a la Casa de Habsburgo-Lorena. Su matrimonio constituye uno de los casos extraordinarios de matrimonio mixto en la familia imperial austríaca en el cual un archiduque de Austria contrae matrimonio con una protestante que conserva su religión.

Biografía[editar]

Enriqueta era la tercera hija, pero la segunda y única mujer supervivente del príncipe Federico Guillermo de Nassau-Weilburg y de la condesa Luisa Isabel de Sayn-Wittgenstein-Hachenburg; tanto su padre como su madre eran soberanos de dos estados alemanes. Su hermano mayor sería Guillermo I de Nassau, el primer duque de un Nassau unificado.

Contrajo matrimonio con el archiduque Carlos de Austria-Teschen, hijo del emperador Leopoldo II de Austria, el 15 de septiembre de 1815 en Weilburg. Ella recién cumplía 18 años y Carlos 44. Fue una representante importante del protestantismo en la corte de Viena; al no convertirse al catolicismo por su matrimonio con un archiduque de Austria, protagonizó uno de los pocos matrimonios mixtos de la Casa de Habsburgo-Lorena. La pareja tuvo siete hijos:

Para su esposa, el archiduque construyó el Palacio de Weilburg en Baden. Según un contemporáneo:

La Archiduquesa era encantadora, súper elegante y maravillosamente vestida como una foto de una revista de moda. Tenía cabello negro, ojos negros inteligentes, nariz delicada, dientes hermosos, rostro blanco, pero no frío. Era infinitamente móvil y amable, y se la consideraba una de las princesas más bonitas de Viena. Pero, desafortunadamente, se la vio poco en la luz. Vivía en reclusión.

Enriqueta trajo el primer árbol de Navidad con velas encendidas a Viena en 1816, una costumbre que no existía en la Austria católica hasta entonces.

Murió en 1829, con solo 32 años, después de escarlatina complicada con neumonía, había contraído la enfermedad de sus hijos a quiénes había cuidado. Su cuñado el emperador Francisco I de Austria, mando que su cuerpo fuera depositado en la Cripta de los Capuchinos, a pesar de su religión, diciendo: "Como nos ha acompañado en esta vida, también lo tiene que ser en la muerte". Es la única protestante en la cripta.

Ancestros[editar]

Referencias[editar]