Endosoma

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Los endosomas[1]

son compartimentos dentro del citoplasma delimitados por una  membrana simple de clatrina, que funcionan como transportadores de material en las células animales y fúngicas. No son considerados orgánulos celulares por muchos autores, pero literatura reciente sí los cataloga como estructuras con las características suficientes para considerarse organelos. Son definidos como  organelos membranosos y la mayor parte del material que transportan es transferido a los lisosomas para su degradación.[2]

Endocitosis[editar]

Es el proceso de convertir en intra-citoplasmáticos (o internalizar) los fluidos, los solutos, las macromoléculass, los componentes de la membrana plasmática y otras partículas, mediante la invaginación de la membrana plasmática y la consiguiente formación de vesículas y vacuolas.
Existen dos tipos de endosomas, dependiendo de su ubicación. Cuando se produce la endocitosis, el material "ingerido" es englobado en una depresión endocítica (Estas depresiones suelen ocupar alrededor del dos por ciento de la membrana plasmática). Este englobamiento es llamado vesícula endocítica y se fusionará luego con el "endosoma temprano".
Los endosomas son responsables de la regulación y el ajuste fino de numerosas vías metabólicas dentro de la célula.[3]

Endosoma temprano[editar]

Endosoma temprano y Endosoma tardío o MVB cuerpo multi vescicular.

Los endosomas tempranos se forman a partir de las vesículas endocíticas, originadas en la membrana plasmática.
Presentan un pH de 6,1-6,8,[3]​ debido a que en su membrana poseen una bomba protonica ATPasa que transporta hidrogeniones (H+) desde el citosol hacia el interior del endosoma, y está ubicado en la periferia de la célula.

Una vez en el endosoma temprano, el material endocitado puede seguir dos caminos:

  • Ser reciclado por medio de vesículas de reciclaje (fragmentos del endosoma temprano), con una membrana de coatomero, e ir de vuelta al mismo dominio de membrana o a otro, proceso llamado transcitosis.
  • Seguir la ruta hacia el "endosoma tardío" para ser degradado o convertirse en vesícula extracelular EV.

Endosoma tardío[editar]

Se forma con fragmentos de los "endosomas tempranos" o endosomas de migración, cerca del aparato de Golgi, tiene una ubicación más central dentro de la célula y un pH un poco más ácido que el "endosoma temprano". Esto último le permitirá facilitar la función de las enzimas hidrolíticas que recibe del aparato de Golgi, formando así finalmente los lisosomas, orgánulos especializados en degradación.

En el transporte por medio de la "transcitosis", el material endocitado se transporta en endosomas de un extremo de la célula a otro, liberándose por el proceso llamado exocitosis.

Exocitosis[editar]

La exocitosis regulada, mediante vesículas membranosas hacia el espacio extracelular, se encuentra en la mayoría de los tipos celulares. Se describen tres tipos de vesículas extracelulares (EV): ectosomas, cuerpos apoptóticos y exosomas.[4]
Los llamados exosomas son un tipo de vesícula extracelular, con diámetros de 30-100 nm. Los exosomas transportan información bajo la forma de lípidos, proteínas y ácidos nucleicos que son característicos de las células que los originaron. Una vez secretados al espacio extracelular, los exosomas tienen funciones únicas como mensajeros intercelulares. El contenido de los exosomas es específico de la célula de origen, lo que permite que las señales de su célula madre se transmitan a las células receptoras vecinas, sin contacto directo de célula a célula.[5]

Referencias[editar]

  1. OMS,OPS,BIREME (ed.). «Endosomas». Descriptores en Ciencias de la Salud. Biblioteca Virtual en Salud. 
  2. «Endosoma». http://www.medmol.es/termino.cfm?id=101. Medicina Molecular de FIBAOArchivado el 17 de febrero de 2009 en Wayback Machine. 
  3. a b Huotari, Jatta; Helenius, Ari (31 de agosto de 2011). «Endosome maturation». The EMBO Journal (Artículo de revisión) (en inglés) 30 (17): 3481-3500. doi:10.1038/emboj.2011.286. Consultado el 12 de agosto de 2019. .
  4. Skogberg G.; Gudmundsdottir J.; van der Post S.; Sandström K.; Bruhn S.; Benson M. (2013). «Characterization of Human Thymic Exosome». PLoS ONE 8 (7): e67554.  .
  5. Li X.; Corbett A.L.; Taatizadeh E.; Tasnim N.; Little J.P.; Garnis C.; Daugaard M.; Guns E.; Hoorfar M.; Li I.T.S. (2019). «Challenges and opportunities in exosome research—Perspectives from biology, engineering, and cancer therapy». APL Bioeng. (Artículo de revisión) 3 (1): 011503. doi:10.1063/1.5087122. Consultado el 23 de junio de 2019.