Derechos humanos en la República Popular China

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Los derechos humanos en la República Popular China son motivo de disputa entre el gobierno chino y de otros países y ONG. Organizaciones como el Departamento de Estado de los Estados Unidos, Amnistía Internacional, y Human Rights Watch han acusado al gobierno chino de restringir las libertades de expresión, movimiento, y religión de sus ciudadanos. El gobierno chino aboga por una definición más amplia de derechos humanos, que los derechos económicos y sociales así como también políticos, todos en relación con cultura nacional y el nivel de desarrollo del país.[1] A este respecto, China ha dicho, los derechos humanos se están mejorando en China.[2]

No obstante, numerosas organizaciones de derechos humanos mantienen una letanía de quejas contra el gobierno chino.

Sistema jurídico[editar]

Desde las reformas legislativas de finales de los 70 y de los años 80, el Partido Comunista de China (PCCh) ha pasado oficialmente a aceptar el lenguaje del estado de derecho y a establecer un sistema judicial moderno. A lo largo del proceso, ha promulgado miles de nuevas leyes y regulaciones, y ha comenzado a formar más profesionales del derecho.[3] El concepto de 'estado de derecho' ha sido enfatizado en la constitución, y el partido en el poder se ha embarcado en campañas para promover la idea de que los ciudadanos tienen protección bajo la ley. Al mismo tiempo, sin embargo, existe una contradicción fundamental en la propia constitución, en la cual el Partido Comunista insiste en que su autoridad sobrepasa a la de la ley.[4] De este modo, la constitución garantiza el estado de derecho, pero simultáneamente enfatiza el principio de que el 'liderazgo del Partido Comunista' mantiene primacía sobre la ley.

El poder judicial no es independiente del Partido Comunista, y los jueces afrontan presión política; en muchas sentencias, comités del partido que no son públicos dictan el resultado de los casos.[5] En este sentido, el PCCh controla de forma efectiva el poder judicial bajo su influencia.[3] Dicha influencia ha generado un sistema frecuentemente descrito como 'estado "para" el derecho' (aludiendo al poder del PCCh), en lugar de estado "de" derecho.[6] Además, el sistema jurídico carece de protecciones del derecho civil, y con frecuencia falla en ratificar un juicio justo.[7]

El gobierno chino reconoce que hay problemas con el sistema jurídico actual,[7] tales como:

  • La falta de leyes en general, no sólo para proteger los derechos civiles.
  • La falta del debido proceso.
  • Confictos de leyes.[8]

Como los jueces son nombrados por el Estado y el poder judicial en su conjunto no tiene su propio presupuesto,[9] esto ha llevado a la corrupción y el abuso del poder administrativo.

Prisiones[editar]

Expertos extranjeros estiman que en 2000, había entre 1,5 millones y 4 millones de personas encarceladas en China. China no permite investigar a personas externas el sistema penal.[10]

Libertades civiles[editar]

Libertad de expresión[editar]

Aunque la constitución de 1982 garantiza la libertad de expresión,[11] el gobierno chino frecuentemente utiliza las cláusulas de “subversión del poder estatal” y de “protección de secretos de estado” en su sistema jurídico para encarcelar a aquellos que son críticos con el gobierno.[12]

Durante los Juegos Olímpicos de Pekín en 2008, el gobierno prometió conceder permisos autorizando a la ciudadanía a protestar en “parques de protesta” específicamente designados en Pekín.[13] Sin embargo, una mayoría de las solicitudes fueron denegadas, suspendidas, o vetadas, [14] y la policía detuvo a algunas personas que solicitaron los permisos.[15]

Referencias a ciertos eventos controvertidos y movimientos politicos, al igual que el acceso a páginas web consideradas “peligrosas” o como “amenaza para la seguridad estatal” por las autoridades de la República Popular China (R.P.C. o China continental), son bloqueadas en Internet en la R.P.C; y contenido crítico con las autoridades de la R.P.C. o disputado por éstas está ausente de muchas publicaciones, y sujeto al control del PCCh dentro de China continental.[16] Las leyes en la República Popular China prohíben abogar por la separación de cualquier parte de su territorio reclamado en China continental, o desafío público al liderazgo del PCCh en el gobierno de China. Una protesta no sancionada durante las Olimpiadas llevada a cabo por siete activistas extranjeros en el Museo de Cultura Étnica de China, que se manifestaba por un Tíbet libre y bloqueaba la entrada, fue dispersada[17] y los manifestantes repatriados.[18]

Referencias[editar]

  1. «Human rights can be manifested differently». China Daily. 12 de diciembre de 2005. 
  2. «Progress in China's Human Rights Cause in 1996». marzo de 1997. 
  3. a b Human Rights Watch. Walking on Thin Ice 28 April 2008.
  4. Eva Pils, 'Asking the Tiger for His Skin: Rights Activism in China', Fordham International Law Journal, Volume 30, Issue 4 (2006).
  5. Yardley, Jim (28 de noviembre de 2005). «A young judge tests China's legal system». Consultado el 23 de agosto de 2006. 
  6. The New York Times. Rule by Law: A Series 2005.
  7. a b "Belkin, Ira" (Fall 2000). «China's Criminal Justice System: A Work in Progress» (PDF). Washington Journal of Modern China 6 (2). 
  8. «Varieties of Conflict of Laws in China». 25 de noviembre de 2002. Consultado el 6 Feb. 2009. 
  9. Yardley, Jim (28 de noviembre de 2005). «A young judge tests China's legal system». Archivado desde el original el 30 de noviembre de 2005. Consultado el 23 Aug. 2006. 
  10. Jasper Becker (2002). The Chinese. Oxford University Press. pp. 335-336. ISBN 0195149408. 
  11. «CONSTITUTION OF THE PEOPLE'S REPUBLIC OF CHINA». Consultado el 5 de marzo de 2015. 
  12. «China jails rights activist outspoken on Tibet». Reuters. 3 de abril de 2008. 
  13. «China 'to allow Olympic protests'». BBC News. 23 de julio de 2008. Consultado el 22 de agosto de 2008. 
  14. Bristow, Michael (18 de agosto de 2008). «China 'yet to approve protests'». BBC News. Consultado el 22 de agosto de 2008. 
  15. Andrew Jacobs (20 de agosto de 2008). «Too Old and Frail to Re-educate? Not in China». The New York Times. Consultado el 9 de mayo de 2009. 
  16. «Freedom on the Net Report: China». April 2011. 
  17. Ang, Audra (13 de agosto de 2008). «8 Tibet Activists Detained near Olympics Venue». Associated Press. Archivado desde el original el 15 de septiembre de 2010. Consultado el 18 de septiembre de 2010. 
  18. «Olympics protester returns to UK». BBC News. 15 de agosto de 2008. Consultado el 22 de agosto de 2008.