Cueva Bacho Kiro

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Cueva de Bacho Kiro
Пещера "Бачо Киро"-изглед.jpg
Localización geográfica
Ciudades próximas Drianovo
Coordenadas 42°56′48″N 25°25′49″E / 42.946666666667, 25.430277777778
Localización administrativa
País BulgariaBandera de Bulgaria Bulgaria
División Gabrovo
Historia del sitio
Época 46.000 años AP
Cultura Bachokiriense
Hallazgos y descubrimiento
Arqueológicos conjunto de artefactos de comienzos del paleolítico superior
Paleoantropológicos molar y fragmentos de huesos
Dimensiones del sitio
Longitud 3.600 m
Mapa de localización
Cueva de Bacho Kiro ubicada en Bulgaria
Cueva de Bacho Kiro
Cueva de Bacho Kiro
Ubicación de la cueva de Bacho Kiro en Bulgaria

La cueva de Bacho Kiro (en búlgaro: пещера Бачо Киро) es un yacimiento arqueológico en un conjunto de galerías y pasillos subterráneos descubiertos en 1890, visitados por los turistas de desde 1938, con iluminación interior desde 1964. Está situada a 5 km al occidente de de la ciudad Drianovo, Bulgaria y a sólo 300 m del monasterio de Drianovo. En el sitio se realizaron excavaciones a partir de 1970, que permitieron desde 1982 hallar los restos de Homo sapiens más antiguos del Paleolítico Superior recuperados en Europa.[1]

Características de la cueva[editar]

La cueva es un laberinto de cuatro pisos de galerías y pasillos con una longitud total de 3.600 m, de los cuales 700 m se mantienen para el acceso público y están equipados con luces eléctricas. Un río subterráneo ha labrado las numerosas galerías que contienen innumerables formaciones de espeleotema como estalactitas y estalagmitas de gran belleza. La sucesión de las formaciones son denominadas: Trono de Bacho Kiro, Los Enanos, La Princesa Durmiente, El Salón del Trono, El Salón de Recepción, El Lugar de Encuentro Haidouti, La Fuente y el Altar de Sacrificio.[2][3]

Yacimiento arqueológico[editar]

Se recuperaron restos óseos de cinco especímenes humanos. Consisten en un molar inferior hallado en la parte superior de la capa J y cuatro fragmentos de hueso, asociados con un conjunto de artefactos, fechados directamente por radiocarbono entre 45.930 y 42.580 años antes del presente; un fragmento de hueso encontrado en la capa B ) y otro que fue los hallado en las excavaciones en la década de 1970 en una posición correspondiente a la interfaz de las Capas B y C . Los dos últimos fragmentos de hueso se fecharon directamente en 36.320 a 35.600 y 35,290–34,610 años, respectivamente.[4]

Se discutió si estos primeros humanos eran de hecho H. sapiens o neandertales hasta que el análisis morfológico del diente y la identificación del ADN mitocondrial de éste y de fragmentos óseos estableció que los restos eran de H. sapiens.[1]​ El análisis genético permitió identificar los haplogrupos de ADN mitocondrial humano de cinco muestras: el molar y uno de los fragmentos más antiguos se identificaron con el haplogrupo M, en dos fragmentos se determinó el N, en una muestra se identificó el Haplogrupo R (ADNmt) y en otra el U8.[1]​ En cuanto a los haplogrupos del cromosoma Y humano, el molar lleva un linaje basal del haplogrupo F, mientras que dos fragmentos llevan el C1, raros en los humanos actuales y se han encontran en bajas frecuencias en habitantes del sudeste asiático continental y Japón.[4]

Además, la secuenciación del genoma permitió establecer que el individuos al que perteneció el molar tenía antepasados neandertales menos de seis generaciones atrás en su historia familiar y, otros dos individuos siete generaciones antes, lo que confirma que los primeros humanos modernos europeos se mezclaron con los neandertales.[4]

Referencias[editar]

  1. a b c Hublin, Jean-Jaques et al. (2020). «Initial Upper Palaeolithic Homo sapiens from Bacho Kiro Cave, Bulgaria». Nature 581: 299-302. doi:10.1038/s41586-020-2259-z. 
  2. «Bacho Kiro Cave Bulgaria - Travel Guide, Tours, Hotels and Photos». Picturesofbulgaria.com. Consultado el 24 de junio de 2017. 
  3. «Spelunking Bulgaria: The Great Caves - GMTours». Gmtours. Consultado el 24 de junio de 2017. 
  4. a b c Hajdinjak, Mateja et al. (2021). «Initial Upper Palaeolithic humans in Europe had recent Neanderthal ancestry». Nature 592: 253-258. doi:10.1038/s41586-021-03335-3.