Minato Namikaze

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Cuarto Hokage»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Namikaze Minato
波風 ミナト
(Minato Namikaze)
Sexo masculino
Fecha de nacimiento 25 de marzo[1]​ ​
Primera aparición Capítulo 1 (manga)
Episodio 1 (anime)
Naruto
Nombre real Minato Namikaze
Otros nombre El destello amarillo de Konoha, Yondaime
Relevancia Personaje secundario
Edad 23[1]​ ​
Altura 182 cm[1]​ ​
Peso 66,1 kg[1]​ ​
Ocupación Hokage
Familia Kushina Uzumaki (esposa)
Naruto Uzumaki (Hijo)
Hinata Hyūga (Nuera)
Boruto Uzumaki (Nieto)
Himawari Uzumaki (Nieta)
Seiyū Toshiyuki Morikawa
Habilidades especiales
[editar datos en Wikidata]

Minato Namikaze (波風ミナト?), con el título de Yondaime Hokage (四代目火影 Cuarta Sombra del Fuego?), era conocido como El destello amarillo de Konoha,[2]​ ​ dada su capacidad de desplazarse y luchar a gran velocidad, por esta razón se dio la orden en la Tercera Gran Guerra Ninja que cuando se le viera se tenía que huir inmediatamente.[2]​ ​ Esto se debía a una técnica que usaba, Hiraishin no jutsu, evolución del Shunshin no jutsu, y al color de su cabello. En la historia se revela que es el padre biológico de Naruto,[3]​ ​ además de ser quien encerró al Kyūbi en su hijo.[3]​ ​ Debido a sus habilidades de desplazamiento y combate fue nombrado Cuarto Hokage por Hiruzen Sarutobi, el Tercer Hokage. Sin embargo, debido a la llegada del Kyūbi, tuvo que sacrificar su vida por la paz de la Aldea Oculta de la Hoja, y por las vidas de su esposa Kushina Uzumaki y su hijo, muriendo así en batalla.[3]​ ​ Posteriormente, fue revivido por el Edo Tensei de Orochimaru durante la Cuarta Gran Guerra Ninja.

Historia[editar]

Infancia[editar]

Desde niño, Minato mostraba una determinación que pocos ninjas tenían. Era considerado por todos un genio del Ninjutsu, ya que creaba sus propias técnicas. Muchos lo consideraban como un ninja con un futuro prometedor, excepto su compañera de clase Kushina Uzumaki, la cual pensaba que él era un "flacucho medio afeminado". Él soñaba con ser reconocido por los aldeanos de Konoha al convertirse en Hokage, pero Kushina consideraba que era un sueño imposible. Más tarde, cuando Kushina fue secuestrada por ninjas de Kumogakure, ella fue dejando algunos de sus cabellos rojizos con la esperanza de que alguien los encontrase. Minato fue el único ninja de Konoha en demostrar ser lo suficientemente listo para entender la pista y fue capaz de rescatarla. Minato le dijo que él siempre había admirado su cabello. Fue en ese momento cuando ella lo dejó de ver como un "pelele afeminado" y se enamoró de él.

Según quienes lo conocieron, Minato era un ninja con un talento excepcional, al punto de ser considerado un "genio que aparece solo una vez por generación". Se graduó de la Academia Ninja a la edad de diez años y fue introducido en un equipo de Genin bajo la tutela del legendario Sannin Jiraiya, aunque aún se desconocen los datos de sus dos compañeros de equipo. Jiraiya tuvo un interés especial en Minato y lo aceptó como aprendiz. Le enseñó el Kuchiyose no Jutsu (Jutsu de Invocación). En algún momento, Jiraiya informó a Minato sobre la profecía de la Gran Sapo Sabio, creyendo que Minato podría ser el "Chico de la Profecía".

El Relámpago Amarillo de la Hoja[editar]

Durante la Tercera Gran Guerra Ninja, Minato tenía el rango de Jounin de Élite y se ganó el pseudónimo del "Relámpago Amarillo De Konoha". Esto se debía a la velocidad de su jutsu del Dios del Trueno Volador y su cabellera dorada. También existía una advertencia entre los enemigos de que si entraban en contacto con este ninja se les daba la orden de retirada inmediatamente.

Su equipo de estudiantes se conformaba por Kakashi Hatake, Rin Nohara y Obito Uchiha. Hacia finales de la guerra, se le asignó una misión a él y a su equipo en Kusagakure. Debido a que Kakashi había sido recientemente promovido a Jounin, Minato le dio el liderazgo de la misión a Kakashi, mientras él iba a ayudar a las fuerzas de Konoha. Antes de irse, le entregó a Kakashi una kunai especial como regalo de felicitación, equipada con el sello utilizado para su jutsu del Dios de Trueno Volador.

Mientras ayudaba a sus compañeros ninja de Konoha, usó el jutsu del Dios del Trueno Volador para destruir a los enemigos de Iwagakure en un instante. Volvió justo a tiempo para salvar a Kakashi y Rin de otro grupo de enemigos, pero desafortunadamente no pudo salvar a Obito, quien después de haber sido aplastado por una roca, le dio su Sharingan izquierdo a Kakashi esto en reemplazo de su ojo izquierdo original y como regalo por su reciente ascenso a Jounin. Cuando Kakashi se recuperó de la dura prueba, Minato los ayudó a completar la tarea de destruir el puente Kannabi. Esta batalla aseguró la victoria de Konoha en la guerra, pero con un alto costo de bajas en sus filas.

Cuarto Hokage[editar]

Poco tiempo después de terminada la guerra, Minato y Kushina se casaron. El Tercer Hokage Hiruzen Sarutobi eligió a Minato como su sucesor, el Cuarto Hokage. Para ese entonces Kushina se encontraba embarazada.

Tras la muerte de Rin Nohara, Minato, como Cuarto Hokage, decide colocar como miembro de ANBU a Kakashi Hatake, su último discípulo sobreviviente. La razón de esta asignación era que el Hokage deseaba mantener al muchacho cerca de él, para cuidarlo y ayudarlo a superar las muertes de Obito y Rin. Luego de varias misiones muy peligrosas, Minato le asigna a Kakashi el cuidado de su esposa durante los meses del embarazo. Desafortunadamente, Kakashi se encontraba fuera de servicio durante la noche del ataque de Kurama a Konoha y no pudo hacer nada para ayudar a su maestro, ya que Kakashi y otros Jounin jovenes, entre ellos: Asuma, Kurenai y Gai, por orden del Tercer Hokage, fueron colocados en un campo de energia con la intencion de mantenerlos alejados de Kurama y para que estos en el futuro puedan enseñarles la voluntad de fuego a la siguiente generación.

Después de leer el libro de Jiraiya, donde el personaje principal se llamaba Naruto, Minato pensó que el protagonista era igual que Jiraiya. Fue entonces cuando Minato le reveló a su maestro que él y Kushina querían que su hijo fuera un shinobi como el del libro, y por eso decidieron ponerle el nombre de "Naruto". Jiraiya señaló que eso lo haría padrino de Naruto y le preguntó si estaba seguro de que quería eso. Minato le dijo a su maestro que él era un buen ejemplo para todos ellos y que no podía pensar en un shinobi mejor que él.

El día en que Naruto iba a nacer, el Tercer Hokage preparó un lugar secreto fuera de la aldea para que se hiciera allí el parto. Minato asistió para ayudar a controlar el sello que mantenia encerrado a Kurama, ya que debido al embarazo este debilito considerablemente. Durante el parto, le pregunta a Biwako, la esposa del Tercer Hokage, si Kushina se encuentra bien, pues nunca la había visto sentir tanto dolor. Biwako le dice que no entre en pánico, que esa es la razón por la que la mujer tiene hijos, ya que los hombres no podían soportar tanto dolor.

Inmediatamente después del parto, Obito Uchiha (bajo el alias de "Tobi") entra en escena, matando a los ANBU que custodiaban el lugar, a Biwako Sarutobi y finalmente a Taji en el proceso. Luego Obito captura al pequeño Naruto y amenaza con matarlo si Minato no se alejaba de Kushina, ante la negativa de Minato de hacerse aún lado, Obito lo lanza por el aire y cuando está a punto de clavarle una kunai, Minato rápidamente lo salva con su jutsu del Dios del Trueno Volador, pero rapidamente se da cuenta que la sábana que cubría a Naruto estaba llena de papeles bomba, así que Minato rapidamente la tira. Esta explota, pero Minato logra escapar de la escena usando su jutsu del Dios del Trueno Volador y lleva a Naruto a un lugar seguro. Mientras tanto, Obito toma de rehen a Kushina y aporvechando que el sello que mantenia a Kurama se termina de romper y viendo que Minato no tardara en regresar, Obito rapidamente extrae a Kurama de Kushina y lo domina con su Mangekyou Sharingan, haciendo que Kurama ataque la aldea. Minato vuelve y rescata a Kushina y la lleva a un lugar seguro junto a Naruto, luego se pone su traje de Hokage y se prepara para pelear y detener los planes de Obito.

Minato se aparece a la Roca de los Hokages y contempla la destrucción de la aldea, sin embargo Kurama se percata de su precencia y rapidamente lo ataca con una Bomba Bijü, sin embargo Minato logra evitar que el ataque de Kurama destruya la aldea usando su jutsu del Dios del Trueno Volador y envia el ataque de Kurama a un lugar alejado de la aldea, justo mientras esta pensando como detener el ataque de Kurama, sorpresivamente Obito se aparece detrás de Minato y al percatarse de él, Minato trata de matarlo pero se percata que su ataque solo lo atraviesa, Obito quien no quiere que Minato se entromenta en sus planes usa rapidamente su técnica Kamui y trata de enviarlo a otra dimensión. Sin embargo Minato consigue escapar de ser absorbido por el Kamui, teletransportándose al kunai que había usado anteriormente para salvar a Naruto. Después de esto Minato da inicio a su batalla contra Obito, dejando en manos de Hiruzen y el resto de la aldea a Kurama, la pelea se torna bastante difícil para ambos puesto que cada uno es o era un especialista en técnicas de espacio-tiempo, pero Minato logra analizar el encuentro y con un movimiento muy audaz logra teletransportarse y a la vez impacta a Obito con su Rasengan en la espalda y al mismo tiempo deja un sello del jutsu del Dios del Trueno Volador nivel 2 en él, despues del ataque Obito queda malherido y ala vez reconoce que Minato es fuerte, sin embargo Minato rapidamente lo ataca directamente y consigue colocar un sello de contrato el cual anula el control del Mangekyou Sharingan haciendo que Obito pierda el control sobre Kurama, finalmente derrotado y herido Obito opta por retirarse de la escena no sin antes jurarle a Minato que volveria a controlar a Kurama algun dia. Entonces este se dirige a las afueras de Konoha donde todos los ninjas de la aldea intentaban detener al biju, pero la bestia es inmovilizada por la invocación de Minato, Gamabunta logra detener el ataque de Kurama y lo lleva hacia otro lugar. La lucha prosiguió en el lugar donde se encontraban Kushina y Naruto, en donde su esposa intentaba sellar nuevamente a Kurama en su cuerpo con lo último de su chakra para poder morir con él.

Minato al ver la decisión de su esposa, se entristece, pero después decide utilizar poderoso pero mortal jutsu de sellado conocido como el Sello Mortal de la Parca para extraer la mitad yin de Kurama y sellarla en sí mismo a costa de su propia vida. Entonces cuando Minato llama al dios de la muerte, la mano de la Parca sale de su cuerpo y toma la parte yin del chakra de Kurama y la sella inmediatamente dentro de su cuerpo, causando que Kurama disminuyera de tamaño considerablemente. Después de eso Minato invoca un trono ceremonial para realizar el Sello de 8 Trigramas donde coloca a su hijo Naruto, para poder sellar la parte yang de Kurama en él, justo en ese instante Kurama ve lo que Minato y Kushina tratan de hacer y ataca rápidamente a Naruto con el fin de evitar ser sellado, pero su intento es detenido por ambos padres cuando se dejan atravesar por una de sus garras, evitando de que Naruto fuera alcanzado por estas. Antes de empezar el proceso de sellado Minato invoca a Gamatora para poder escribir la llave del sello y le ordena dárselo a su maestro Jiraiya. Al final Kurama es sellado dentro de Naruto junto con el poco chakra de Kushina y de Minato, lo cual causa la muerte de Minato y su esposa posteriormente. Sin embargo antes de morir, Kushina y Minato se lamentan el no poder ver crecer a su hijo y a su vez le desean lo mejor, diciéndole que nunca se dé por vencido, que crea en sus sueños y que sea feliz.

Legado[editar]

El último deseo de Minato era que Konoha viera a Naruto como un héroe que había ayudado a derrotar a Kurama, pero en lugar de eso los habitantes de la aldea lo trataron como un monstruo todo esto a raíz del lo que les hizo el zorro. Sin embargo, solo unos pocos habitantes del pueblo honraron su deseo, entre los estaban: el Tercer Hokage, Hiruzen Sarutobi, quien estuvo presente cuando Kurama fue sellado, otro que también lo sabía posiblemente es Shikaku Nara, padre de Shikamaru Nara, debido a que este conocía a Minato y sabia que él y Kushina iban a tener un hijo, otra que aunque no lo sabía aún era Hinata Hyuga, la hija de Hiashi Hyuga, ya que está al principio no era conciente de la existencia de Kurama, ya que los miembros de la rama principal solo le decían que se mantuviera alejada de Naruto, otro que también conocía la verdad era Jiraiya, ya que él fue maestro de Minato y finalmente Tsunade Senju, quien sabía desde el principio que Naruto era el jinchuriki de Kurama. Durante el transcurso de la serie, Naruto es capaz de cambiar la forma en que los aldeanos lo ven, pero al mismo tiempo, debe luchar contra Kurama que está sellado dentro de él. Naruto nunca supo quiénes eran sus padres durante su infancia, pues Hiruzen tenía la sensación de que era mejor que el mundo no supiera quién era padre de Naruto todo esto con tal de protegerlo de posibles intentos de secuestro o de asesinatos, con la excepción de unas pocas personas.

Con la muerte de Minato, Hiruzen se vio obligado a retomar su posición como Hokage, debido a que Minato no pudo elegir a su sucesor. El Tercer Hokage promulgó un decreto que prohibía a los aldeanos hablar en voz alta de que Naruto era el jinchuriki de Kurama, con la esperanza de que los niños no huyeran de él como lo hacían los adultos de la aldea.

Minato dejó una clave para el sello que encerró a Kurama dentro de Naruto y que fortalece el sello cada vez que comienza a debilitarse. Como medida de seguridad final, dejó una huella de sí mismo dentro del subconsciente de Naruto que reaccionaría cuando el sello estuviera a punto de romperse cuando Naruto liberara la octava cola, ahí le revela a Naruto que él es su padre y que Obito es supuestamente Madara Uchiha.

Segunda parte[editar]

La Invasión de Pain[editar]

En la pelea de Naruto contra Pain, Naruto por poco rompe el sello de su estómago, lo cual causaria la liberación de las nueve colas de Kurama. Ante la confusión y desesperación de Naruto por las palabras de Pain, Kurama se aprovecha y lo incita a romper el sello totalmente, a lo que él accede desesperadamente. Cuando estaba a punto de hacerlo, aparece el mismísimo Minato Namikaze, ante el asombro de Naruto y la furia de Kurama por verlo otra vez, explicando que él había sellado a Kurama de forma tal que apareciera en la mente de Naruto cuando este liberara la octava cola, pero al hacer esto, el sello por poco se rompe. Minato le dice a Kurama que esperaba no verlo nunca más y que se encuentra feliz por ver a su hijo crecido, aunque sea en una circunstancia tal.

Luego le revela a Naruto que él es su padre y aunque este se siente feliz, inmediatamente le reclama a su padre por haber encerrado al zorro en su interior y que no tiene idea del infierno que soporto durante muchos años, debido a esa circunstancia. Minato le pide perdón a Naruto, diciéndole que solo él puede realizar la misión que le dejó Jiraiya de eliminar el odio del mundo. Vuelve a restaurar el sello de 8 Trigramas en Naruto para detener la transformación y después de esto desaparece, advirtiendo a Naruto que iba a ser la última vez que realizara el sello. Antes de irse, revela la oscura verdad detrás del ataque de Kurama hace dieciséis años atrás, explicándole que la bestia fue controlada por un ninja de extraordinario poder. Esta misma persona estaba manipulando a Pain para sus propios fines. Minato restaura el sello en el estómago de Naruto y lo alienta a encontrar una manera de detener el círculo vicioso de muerte y destrucción, expresando su confianza en Naruto antes de desaparecer.

Tiempo después, cuando Naruto pelea contra el Zorro de nueve colas en la isla de Killer Bee y después de que este le dijera que podía controlarlo, aparece su madre Kushina en su mente.

Resucitan los Hokages[editar]

En el transcurso de la Cuarta Gran Guerra Ninja, Orochimaru, quien fue revivido por Sasuke Uchiha, rompe el sello del Shinigami apuñalando su estómago para así poder recuperar el funcionamiento de sus brazos y también liberando las almas de los cuatro primeros hokages. Acto seguido, Orochimaru resucita a los cuatro hokages a través del Edo Tensei, con la intención de que Sasuke obtenga a través de ellos la respuesta acerca de cuál es el propósito de los shinobis.

Posteriormente, Minato Namikaze aparece en el campo de batalla y junto con Sasuke, Juugo y los otros hokages revividos se enfrentrentan contra Madara y Obito Uchiha.

Hacia el final de la guerra, el Sabio de los Seis Caminos libera las almas de los hokages revividos, con lo cual, Minato regresa al mundo de los muertos, no sin antes escuchar el último mensaje de su hijo.

Habilidades[editar]

De acuerdo con Jiraiya, Minato fue uno de los ninjas más dotados. Él creó el Rasengan, una técnica que no depende de sellos con las manos, sino que utiliza una concentración de chakra girando en forma de una esfera en la palma de la mano del usuario, que inflige un daño inmenso a su objetivo en contacto. Minato quiso añadir su naturaleza de elemento de Chakra con el Rasengan, para hacerlo aún más poderoso, pero murió prematuramente. Él también tenía un alto grado de conocimiento en Fūinjutsu o técnicas de sellado, ya que es uno de los dos ninjas capaz de realizar el Shiki Fūjin, el otro es el Tercer Hokage. Además, fue uno de los pocos individuos capaces de controlar a Gamabunta.

No se sabe exactamente qué tan fuerte era Minato en combate. Durante la Tercera Gran Guerra Shinobi. Minato es capaz de utilizar el Hiraishin no Jutsu (El cual fue creado anteriormente por el segundo Hokage, Tobirama Senju), jutsu que le permitía teletransportarse a cualquier lugar usando como puente un sello especial (el cual lo tenía mayormente en sus kunais), además de que llevó el Hiraishin no Jutsu a otro nivel desarrollando técnicas derivadas de este como el: Hiraishin no Jutsu: Segunda Etapa que consistía en un jutsu en el que Minato lanza un kunai de espacio-tiempo al enemigo, teletransportándose por encima del oponente y lo golpea con un Rasengan impactándolo en el suelo Minato podía acabar con un ninja en un abrir y cerrar de ojos sin recibir el menor rasguño posible, también mostró una variante del Hiraishin como el Hiraishin no Jutsu: Guía del Trueno que consistía en gracias a su Kunai del Hiraishin se crea una barrera espacio-temporal que es capaz de enviar ataques a otro lugar.

Demostró tener grandes reflejos en su lucha contra el futuro Cuarto Raikage al ser capaz de reaccionar y esquivar el Puñetazo a Máxima Velocidad del futuro Cuarto Raikage que era un shinobi extremadamente veloz. En la batalla contra Kurama, usó un jutsu espacio-temporal (Hiraishin no Jutsu: Guía del Trueno) para trasladar a otro sitio la bomba de chakra que Kurama había lanzado contra la Aldea de la Hoja. Durante el pequeño combate que tuvo contra Obito Uchiha, bajo el nombre de Tobi, Minato demuestra su gran habilidad, velocidad e inteligencia. Al darse cuenta de la habilidad de Obito de hacerse etéreo y esquivar ataques de esta manera, lanza una de sus kunais, la cual atraviesa a proposito a Obito por la frente, quien aprovecha la supuesta falla de Minato e intenta atraparlo de su mano, pero solo puede agarrar aire puesto que en ese microsegundo Minato se teletransporta a la ubicación de su kunai en medio del aire, justo detrás de la nuca de Obito, y lo impacta con un poderoso Rasengan, Obito, herido y dándose cuenta de la capacidad de lucha de Minato usa su propia técnica de espacio-tiempo Kamui y se retira de la zona de batalla, Obito termina con un brazo sangrante y unos pensamientos de elogio para Minato.

Aún pensativo, Obito recibe una desagradable sorpresa, Minato se teletransporta en frente de él clavándole una kunai entre el estómago y el pecho. Al impactarlo con el Rasengan, Minato había colocado un sello del jutsu de teletransportación nivel 2 a Obito y otro sello quitándole el control de Kurama, Obito herido de gravedad elogia y muestra sus respetos por Minato y mientras emprende la retirada definitiva le hace presente que aún tiene trabajo pendiente (Kurama sigue atacando Konoha) y que su plan solo ha sufrido una demora, teniendo presente estas palabras es cuando Minato decide sellar a Kurama en su recien nacido hijo, Naruto, confiando que al crecer él será quien este entre el hombre enmascarado y Konoha.

Además, fue entrenado en el arte del fuinjutsu o jutsu de sellado del Clan Uzumaki permitiéndole aprender una gran cantidad de sellos. Gracias al conocimiento que tenía sobre esta técnica fue capaz de contener a Kurama que se encontraba en ese momente encerrado dentro de Kushina.

Fuentes[editar]

  1. Tomo 11 del manga, primer capítulo del anime.

Referencias[editar]

  1. a b c d Kishimoto, Masashi (2005). Hiden: Tō no Sho - Character Oficial. Japón: Shūeisha. ISBN 4-08-873734-2. 
  2. a b Kishimoto, Masashi (2008). «Manga 239-244». Kakashi Gaiden. Japón: Shūeisha. 978-84-8357-082-1. 
  3. a b c Kishimoto, Masashi (2010). «Manga 439-442». Naruto. Japón: Shūeisha. 978-84-8357-082-1.