Castellano churro

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Dialectos y acentos del español en España.

El castellano churro es la denominación popular de un conjunto de variedades dialectales del castellano, especialmente la de la comarca de los Serranos, en la Comunidad Valenciana; y más genéricamente la del habla de las Comarcas churras valencianas limítrofes de la Hoya de Buñol, Rincón de Ademuz, Canal de Navarrés, Alto Palancia y Alto Mijares. Además, algunas de las características de estos dialectos se pueden encontrar a veces también en el castellano hablado en la zona históricamente valencianohablante, sobre todo en lo referente a la fonética.

Actualmente, como en todas partes, las características propias de estas variantes del castellano tienden a desaparecer y ser sustituidas por el castellano estándar. El habla churra ya sólo se aprecia de forma importante en las zonas más aisladas o entre los hablantes de más edad.

Origen histórico[editar]

Las comarcas churras dentro de la Comunidad Valenciana.

En el caso de la comarca de los Serranos, el Rincón de Ademuz, el Alto Palancia y el Alto Mijares, se supone que esta variedad procede de la repoblación mayoritariamente aragonesa en la zona, que tuvo lugar en el siglo XIII bajo el reinado de Jaime I el Conquistador en las zonas interiores del Reino de Valencia. Debido a la mayoría demográfica de los colonos originarios del sur de Aragón y Navarra, respecto a los colonos catalanes.

Después de un siglo de convivencia en algunas comarcas, acabó predominando el castellano de base aragonesa (con características dialectales propias), pero también con algunas influencias de la comunidad valencianohablante, tanto de colonos anteriores como de la zona históricamente valencianohablante de la Comunidad Valenciana.

En otras zonas (Rincón de Ademuz, Alto Mijares, Alto Palancia y Olocau del Rey), el predominio castellano-aragonés fue absoluto desde el primer momento de la Reconquista. Es curioso ver, en la actualidad, la gran coincidencia de vocablos de estas comarcas, con los de comarcas de Navarra, Teruel, Zaragoza o Huesca.[cita requerida]

En el caso de las comarcas del Canal de Navarrés y de la Hoya de Buñol, predominaba el valenciano entre los colonos cristianos hasta el siglo XVII,[cita requerida] cuando tiene lugar la crisis demográfica provocada por la expulsión de los moriscos con Felipe IV, lo que trae consigo una nueva repoblación de gentes tanto del resto de las comarcas valencianas mencionadas anteriormente como de Castilla. Es por ello por lo que esta variedad valenciana del castellano se extiende en esta zona y, al ser demográficamente mayoritaria la comunidad castellanohablante, y junto con los Decretos de Nueva Planta que obligaban a la imposición del castellano, poco más de un siglo después acaba sustituyendo al valenciano y al aragonés.

Características del habla de estas comarcas[editar]

Algunas características de la influencia valenciana en las zonas limítrofes del suroeste, son:

  • La sustitución del fonema castellano [θ] por [s] ("haser la sena es fásil"), que se da en varios pueblos muy próximos a las comarcas valencianohablantes.
  • La pronunciación de la consonante "v" como [v] (labiodental) en vez de [b] (bilabial) y la /z/ sonora de "casa" en la Canal de Navarrés.
  • El uso de la "o abierta".[cita requerida]
  • La desaparición de los pronombres castellanos "contigo", "conmigo", y "ti" ("te vienes con mí", "me voy con tú", "a tú te digo").
  • Giros lingüísticos propios del valenciano ("voy camino a casa mía" en vez de "voy de camino a mi casa").
  • La utilización del diminutivo -ico/-ica ("el torico").
  • La /l/ tiene resonancia velar.
  • La entonación es semejante a la valenciana en algunas zonas pero claramente aragonesa en La Serranía.
  • Un peculiar vocuabulario del Valeñol.

En las comarcas de La Serranía, y las del Alto Mijares, Norte-oeste del Alto Palancia y Rincón de Ademúz, la fonética y el léxico, coinciden con el idioma aragonés y el castellano de Aragón de la comarcas turolenses vecinas.

Léxico de la zona suroeste[editar]

En el léxico es donde la influencia valenciana, en las zonas limítrofes del suroeste, es más destacable. almendrero, naranjero (por influencia del valenciano ametler y taronger), cambra (buhardilla), bajoca (tipo de judía verde), bufar (soplar). El verbo caldre (hacer falta) se usa en la expresión no cal (no hace falta), también corriente en Aragón. Es muy frecuente el sufijo -ete, que aunque es también del castellano coloquial, en estas comarcas es bien frecuente por influencia valenciana y aragonesa: fresquete, amiguete, noviete, etc. En algunas zonas, como la Canal de Navarrés se usa el pasado perifrástico "varon ir" (fueron) o "se va caer" (se cayó).

Existe otra corriente de opinión, que cree que la mayoría de palabras proceden del idioma aragonés. Se puede apreciar en numerosos vocablos utilizados en estas comarcas: segur (hacha), hiemo (estiércol, en Aragón fiemo), jada (azada, en Aragón jada, en aragonés xada, ixada), panizo (maíz, en valenciano "panís" o "dacsa", en Aragón panizo), bufar (soplar, en valenciano y aragonés "bufar"), pozal (cubo, en valenciano "poal", en Aragón pozal), rosada (escarcha o rocío; en valenciano y aragonés, "rosada"), tacar (manchar, en valenciano) ...

Documentación sobre el dialecto[editar]

Existe un diccionario castellano churro-castellano estándar, "El habla de Villar del Arzobispo y su comarca" de Don Vicente Llatas, editado en el año 1959, en el que se encuentran bases fonéticas, léxicas y morfológicas, así como un extenso vocabulario de términos propios con su correspondiente traducción castellana.

También hay una recopilación del vocabulario propio de Aras de los Olmos, que incluye gran variedad de palabras churras.[1]

Origen del nombre churro[editar]

Los habitantes de La Serranía se llaman a sí mismos "churros" o "churricos" con gran orgullo y sentimiento de pertenencia a la misma comarca. Algunas teorías o leyendas sobre por qué se llama churro a la manera de hablar de las comarcas arriba mencionadas son:

  • Este dialecto puede deber su nombre a que, antiguamente, en la entrada norte de Valencia, había una churrería casi en las afueras de la ciudad, y por ello a todo forastero que llegaba de esa dirección se decía que "venía de la churrería", por lo que adoptaron el nombre de churros hasta la actualidad. Esta teoría es un cuento popular contado a los niños para identificar a los forasteros que no necesariamente son de los serranos.
  • En la época foral los habitantes de Alpuente, la entonces capital de la taifa del mismo nombre y de lengua similar a la hablada en el sur de Aragón, no sabían pronuciar el "yo juro" cuando juraban las nuevas leyes traídas por el Rey Jaime I tras su conquista, en la lengua oficial valenciana ("jo jur / jure") y pronunciarían churo. Así queda reflejado en los documentos encontrados en el castillo de esta villa.
  • Otra posibilidad es que churro se originara primero como adjetivo peyorativo referido al habla castellanoaragonesa del interior de la Comunidad Valenciana y finalmente como calificativo de estas personas. En valenciano popular y en el castellano de Castilla, así como en astur-leones y en la variante andaluza y aragonesa del castellano y es frecuente el uso de churro para referirse a una cosa mal hecha, por lo que churro pueda entenderse como una forma de hablar mezclada (aragonés, valenciano y castellano) percibida así como churro.
  • Vicente Llatas Burgos afirma que en tiempo de los moros a los naturales de la comarca de los Serranos se les llamaba "churri", voz que deriva de "tzurios". [cita requerida] "Tzuria" en vasco equivale a "blanco" y el río Turia en la comarca de la Serranía y el Rincón de Ademuz se ha llamado tradicionalmente Blanco. El nombre de churro se ha asignado únicamente a los castellanohablantes de las comarcas valencianoparlantes lindantes con la Serranía. No así en las que lindan con otras comarcas donde se les refiere con el nombre de "castellans", no conociendo los valencianohablantes este significado de la palabra "xurro" en comarcas como la Vall d'Albaida o l'Alcoià. Cabe decir que en el habla churra de la Serranía, un churro es una planta.
  • Otra acepción de churro es la despectiva que hace referencia a personas iletradas, sin cultura. La utilización del tren desde Valencia para subir y bajar ovejas de raza churra a los prados estivales de Aragón, generalizó el uso de la palabra churro como de procedencia aragonesa. Es esta una de las acepciones más aceptadas por los habitantes del Interior de Valencia.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Bibliografía[editar]