Aceleracionismo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

En teoría política y teoría social, el aceleracionismo es la idea de que el sistema actual de capitalismo debería expandirse para generar un cambio social radical. Cierta filosofía aceleracionista contemporánea comienza tomando la teoría deleuzo-guattariana que apunta a identificar, profundizar y radicalizar las fuerzas de la desterritorialización/globalización con miras a superar las tendencias compensatorias que suprimen la posibilidad de una transformación social de gran alcance.[1]

La teoría aceleracionista surgió en la década de 1990 y se ha dividido en variantes de izquierda y de derecha mutuamente contradictorias, existiendo aceleracionismos procapitalistas, poscapitalistas y anticapitalistas. El «aceleracionismo de izquierda» intenta presionar «el proceso de evolución tecnológica» más allá del horizonte del capitalismo, por ejemplo, incrementar la automatización del trabajo para lograr fines poscapitalistas;[2]​ mientras que el «aceleracionismo de derecha» apoya la intensificación indefinida del capitalismo en sí mismo, posiblemente para lograr una singularidad tecnológica.[3][4][5][6]

En este sentido, Andy Beckett describe a los aceleracionistas:[7][8]

Los aceleracionistas argumentan que la tecnología (particularmente la tecnología informática) y el capitalismo (particularmente su variedad global más agresiva) deberían acelerarse e intensificarse masivamente, ya sea porque es la mejor forma de que la humanidad avance o porque no hay otra alternativa. Están a favor de la automatización y de la fusión de lo digital y lo humano.

El aceleracionismo también puede referirse más ampliamente, y generalmente de manera peyorativa, a apoyar la profundización del capitalismo en la creencia de que esto acelerará las tendencias autodestructivas y nocivas que según los anticapitalistas este tiene y, que en última instancia siguiendo una forma de materialismo histórico, conducirá a su colapso en medio de una crisis terminal.[9][10]

Antecedentes teóricos[editar]

De acuerdo con Armen Avanessian y Mauro Reis, entre sus antecedentes teóricos están Fragmento sobre las máquinas de Karl Marx, Capitalismo y esquizofrenia de Deleuze y Guattari, y la ficción especulativa de autores como Samuel Butler, William Gibson y J.G. Ballard.[11]

Nick Land, aceleracionista contemporáneo, afirma que Karl Marx «tiene su propio 'fragmento aceleracionista'» cuando dice en su Discurso sobre el libre comercio de 1848 lo siguiente:[7]

Pero, en general, el sistema proteccionista es en nuestros días conservador, mientras que el sistema del libre cambio es destructor. Corroe las viejas nacionalidades y lleva al extremo el antagonismo entre la burguesía y el proletariado. En una palabra, el sistema de la libertad de comercio acelera la revolución social. Y sólo en este sentido revolucionario, yo voto, señores, a favor del libre cambio.

Karl Marx

En una vía similar, Friedrich Nietzsche argumentó que «el proceso de nivelación del hombre europeo es el gran proceso que no debe controlarse: uno debería incluso acelerarlo ...»,[12]​ una declaración a menudo simplificada, siguiendo a Deleuze y Guattari, como un comando para «acelerar el proceso».[13]

El aceleracionismo toma la idea de Gilles Deleuze y Félix Guattari de profundizar y radicalizar la globalización y el libre comercio.[14]​ En palabras de Deleuze y Guattari:[15]

Pero, ¿qué vía revolucionaria, hay alguna? ¿Retirarse del mercado mundial como aconseja Samir Amin a los países del tercer mundo, en una curiosa renovación de la ‘solución fascista’? ¿O bien ir en sentido contrario? Es decir, ir aún más lejos en el movimiento del mercado, de la descodificación y de la desterritorialización (…) No retirarse del proceso, sino ir más lejos, ‘acelerar el proceso’, como decía Nietzsche: en verdad, en esta materia todavía no hemos visto nada.

Deleuze y Guattari

Aceleracionismo contemporáneo[editar]

Los teóricos destacados contemporáneos incluyen al aceleracionista de derecha Nick Land — considerado el «padre del aceleracionismo».[7]​ La Unidad de Investigación de Cultura Cibernética (CCRU), una unidad de investigación no oficial en la Universidad de Warwick de 1995 a 2003,[16]​ de la cual Land fue miembro, se considera un progenitor clave tanto en el pensamiento aceleracionista de derecha como en el de izquierda.[17]

El aceleracionismo de izquierda surgió entre el 2013 y el 2015, entre sus iniciadores se encuentran Nick Srnicek y Alex Williams, autores del Manifiesto por una política aceleracionista,[18]​ y el colectivo Laboria Cuboniks, quien fue el autor del manifiesto Xenofeminismo: una política por la alienación.[19]

En líneas aceleracionistas, Paul Mason, en trabajos como Postcapitalismo: Hacia un nuevo futuro, ha tratado de especular sobre los futuros después del capitalismo. Declara que «con el fin del feudalismo hace 500 años, el reemplazo del capitalismo por el poscapitalismo se verá acelerado por los choques externos y moldeado por el surgimiento de un nuevo tipo de ser humano. Y ha comenzado». Él considera que el aumento de la producción colaborativa eventualmente ayudará al capitalismo a suicidarse.

Centrándose en cómo las infraestructuras de tecnología de la información socavan las geografías políticas modernas, y proponiendo un «resumen de diseño» abierto, el libro The Stack: On Software and Sovereignty de Benjamin H. Bratton está asociado con el aceleracionismo. Red Stack Attack![20]​ de Tiziana Terranova vincula el modelo de apilamiento de Bratton y el aceleracionismo de izquierda.

Variante poscapitalista[editar]

Autores como Mark Fisher, aclaran que no se trata de acelerar cualquier proceso capitalista, sino que aquellos procesos y deseos producidos por el capitalismo, pero cuyos efectos no pueden ser contenidos por áquel y que podrían conducir a un mundo poscapitalista.[21]​ En palabras de Armen Avanessian y Mauro Reis:[11]

[L]os aceleracionistas se preguntan cómo liberar las fuerzas productivas cautivas bajo la ideología neoliberal, para redirigirlas hacia objetivos comunes. En este proyecto, la actual base material no necesita ser destruida, sino que es reapropiada como plataforma de lanzamiento hacia un futuro postcapitalista.

Armen Avanessian y Mauro Reis

En el Manifiesto por una política aceleracionista, Alex Williams y Nick Srnicek consideran necesario revivir el argumento a favor de una sociedad poscapitalista: «No solo el capitalismo es un sistema injusto y pervertido, sino que también es un sistema que frena el progreso». En este sentido, ambos argumentan que «el aceleracionismo es la creencia básica de que estas capacidades pueden y deben ser liberadas al ir más allá de las limitaciones impuestas por la sociedad capitalista». Así especifican que «una política aceleracionista busca preservar los beneficios del capitalismo tardío mientras va más allá de lo que su sistema de valores, estructuras de gobierno y patologías de masas permitirán».[18]

Sin embargo, Nick Land piensa sobre los aceleracionismos de izquierda que «[l]a noción de que la tecnología autopropulsada es separable del capitalismo [...] es un profundo error teórico».[7]

Referencias[editar]

  1. Wolfendale, Peter (2014). «So, Accelerationism, what's all that about?». Dialectical Insurgency. Consultado el 5 de febrero de 2015. 
  2. Srnicek, Nick y Alex Williams. (2016). Inventar el futuro. Poscapitalismo y mundo sin trabajo. Traducido del inglés al español por Adriana Santoveña. Barcelona: Malpaso.
  3. Jiménez de Cisneros, Roc (5 de noviembre de 2014). «El vertigen acceleracionista (II): Entrevista a Robin Mackay» (en catalán). Centre de Cultura Contemporània de Barcelona. Consultado el 5 de febrero de 2015. 
  4. Williams, Alex; Srnicek, Nick (14 de mayo de 2013). «#ACCELERATE MANIFESTO for an Accelerationist Politics» (en inglés). Critical Legal Thinking. Consultado el 5 de febrero de 2015. 
  5. Land, Nick (13 de febrero de 2014). «#Accelerate». Urban Future (2.1) (en inglés). Archivado desde el original el 29 de septiembre de 2015. Consultado el 31 de diciembre de 2018.  |access-date= y |fechaacceso= redundantes (ayuda)
  6. Veiga, F. (2017). Tecnocracia revolucionaria: una estrategia global para la izquierda. Tiempo devorado: revista de historia actual, 4(3), 551-554.
  7. a b c d Land, Nick (25 de mayo de 2017). «A Quick-and-Dirty Introduction to Accelerationism». Jacobite (en inglés estadounidense). Consultado el 20 de diciembre de 2018. 
  8. Beckett, Andy (11 May 2017). «Accelerationism: How a fringe philosophy predicted the future we live in». The Guardian.  En español: Beckett, Andy (3 de marzo de 2018). «Aceleracionismo: cómo una filosofía marginal predijo el mundo en que vivimos». la diaria. Archivado desde el original el 20 de diciembre de 2018. Consultado el 20 de diciembre de 2018. 
  9. Shaviro, Steven (2010). Post Cinematic Affect. Ropley: O Books. p. 136. 
  10. Adams, Jason (2013). Occupy Time: Technoculture, Immediacy, and Resistance After Occupy Wall Street. New York: Palgrave Macmillan. p. 96. 
  11. a b «ACELERACIONISMO – Armen Avanessian y Mauro Reis (comps.) – Caja Negra». Consultado el 20 de diciembre de 2018. 
  12. Citado en Strong, Tracy (1988). Friedrich Nietzsche and the Politics of Transfiguration. Berkeley: University of California Press. p. 211.  Originalmente en La voluntad de poder §898.
  13. Deleuze, Gilles; Guattari, Félix (2004). Anti-Oedipus. London: Continuum. p. 260. 
  14. Mackay, Robin & Armen Avanessian. (2014). #Accelerate: The Accelerationist Reader.Berlin: Merve Verlag
  15. Fernández, Luis Diego (1 de noviembre de 2017). «¡Socorro, llegan los aceleracionistas!». Clarín. Consultado el 20 de agosto de 2018. 
  16. «CCRU». V2_Institute for the Unstable Media (en inglés). Consultado el 9 de octubre de 2015. 
  17. Schwarz, Jonas Andersson (2013). Online File Sharing: Innovations in Media Consumption. New York: Routledge. pp. 20-21. 
  18. a b «Manifiesto por una política aceleracionista». Synthetic Edifice. Consultado el 31 de diciembre de 2018. 
  19. «After Accelerationism: The Xenofeminist manifesto». &&& Journal (en inglés). Consultado el 9 de octubre de 2015. 
  20. «Red Stack Attack! Algorithms, Capital and the Automation of the Common | EuroNomade». www.euronomade.info (en it-IT). Consultado el 9 de febrero de 2017. 
  21. Fisher, Mark. (2017). "Un revolución social y psíquica de magnitud casi inconcebible": los interrumpidos sueños aceleracionistas de la cultura popular. En Avanessian, Armen y Mauro Reis (comps). Aceleracionismo. Estrategias para una transición hacia el postcapitalismo. Buenos Aires: Caja Negra, p. 153-165.

Véase también[editar]