Otto Lilienthal

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Otto Lilienthal
Otto-lilienthal.jpg
Retrato de Otto Lilienthal
Nacimiento 23 de mayo de 1848
Anklam, Bandera de Alemania Confed. Germánica
Fallecimiento 10 de agosto de 1896
Berlín, Flag of the German Empire.svg Imperio alemán
Ocupación Ingeniero industrial. Considerado un pionero de la aviación.

Otto Lilienthal (Anklam, 23 de mayo de 1848-Berlín, 10 de agosto de 1896). Ingeniero industrial y aeronáutico alemán, fue uno de los pionieros en el estudio del vuelo, después de un acercamiento experimental anterior establecido en el siglo por sir George Cayley. Las fotografías en las que aparece en el aire fueron publicadas internacionalmente y influenciaron a la opinión pública y científica sobre la posibilidad de que una máquina de volar llegase a ser una realidad pausible después de un tiempo de fantasía ociosa y poco desarrollo científico.

Inventar un aeroplano no es nada,
construir uno ya es algo,
y volar, ... ¡lo es todo!

Experimentó, a menudo acompañado por su novia y por su hermano Gustav, con planeadores que evolucionaban de acuerdo a los movimientos del cuerpo del piloto y que hacía volar lanzándose desde una colina campestre que él construyó cerca de Berlín y también desde las colinas naturales, especialmente en la región de «Rhinower Berge» (colinas de Rhinow). Sus primeros diseños fueron planeadores monoplanos, diseñando y construyendo más tarde naves con otras configuraciones, como biplanos, naves con alas en tándem, con alas batientes y con alas plegables.

Lilienthal hizo investigaciones básicas en la descripción exacta del vuelo de pájaros, especialmente de cigüeñas, y usó diagramas polares para describir la aerodinámica de sus alas. Ayudó a probar que el vuelo más pesado que el aire era práctico sin las alas de aleteo, poniendo la base para que los hermanos Wright construyesen con éxito algunos años después el primer avión accionado. Fruto de sus estudios y sus más de dos mil vuelos, realizó varias publicaciones, siendo la más conocida una obra denominada El vuelo de los pájaros como base de la aviación, publicada en 1889 y traducida al inglés en 1911.

Además de dedicar su vida a la investigación sobre el vuelo, Lilienthal fue también inventor, ideando un motor pequeño que funcionó en un sistema de calderas tubulares. Su motor era más seguro que otros motores de la época. Este invento le dio la libertad económica para dejar su trabajo y centrarse en la aviación. Su hermano Gustav vivía en Australia en ese momento, y Otto no participó en ningún experimento de aviación hasta la vuelta de su hermano en 1886.

Fundó una compañía de calderas y máquinas de vapor y obtuvo veinticinco patentes, una de ellas para una máquina usada en la minería y cuatro relacionadas con la aeronáutica.

La contribución más grande de Lilienthal fue el desarrollo del vuelo más pesado que el aire. Trabajando conjuntamente con su hermano Gustav, realizó más de 2000 vuelos en planeadores de su diseño, comenzando en 1891 con su primera versión del planeador, el Derwitzer, hasta su muerte en un accidente de aviación en 1896. Lilienthal sufrió un gran número de colisiones en sus experimentos, por más que su planeador sólo podía alcanzar velocidades y altitudes bajas.

El 9 de agosto de 1896, sufrió un grave accidente, precipitándose desde 17 metros de altura, rompiéndose la columna vertebral. Falleció al día siguiente en una clínica de Berlín, siendo sus últimas palabras "Opfer müssen gebracht werden!" ("¡Es necesario que haya sacrificios!").

Referencia literaria[editar]

El narrador de la novela Zavist,[1] del escritor ruso Yuri Olesha (1899-1960), recordaba así a Lilienthal:

Desde niño, el nombre de Lilienthal, diáfano y aleteante como los élitros de un insecto, ha tenido para mí un sonido maravilloso... Ese nombre volador, como extendido sobre ligeras tablas de bambú, se asocia en mi memoria con los inicios de la aviación. Otto Lilienthal, el hombre volador, se mató. Los aparatos voladores dejaron de parecerse a los pájaros. Las alas, ligeras y de un amarillo transparente, fueron reemplazas por aletas. Uno podría pensar que chocan contra el suelo durante el despegue. En cualquier caso, levantan nubes de polvo. Un aparato volador ahora parece un pez pesado. ¡Con qué rapidez la aviación se ha convertido en una industria!

  1. Envidia. Acantilado, 2009. Trad. de Marta Rebón.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]