Historia del FC Bayern Múnich

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Inicios del club[editar]

Franz John, jugador del MTV 1879 y diez de sus compañeros cansados de las condiciones en las que tenían que jugar, se reunieron aquel día para rescindirse de su equipo. El club que crearon se llamó "Schwabinger Bayer". Años más tarde cambiarían el nombre por el de FC Bayern de Múnich, mundialmente conocido como los "bávaros".

Los comensales que en la noche del 27 de febrero de 1900 cenaban en el restaurante Gisela de Múnich no podían sospechar que en aquel momento, en una de las mesas junto a ellos, se estaba gestando el nacimiento del mejor equipo de Alemania y uno de los más grandes de Europa.

Cuando Alemania consiguió la Copa Mundial de Fútbol de 1954 la tendencia se invirtió radicalmente y el fútbol se convirtió en el deporte más popular del país, "la apasionadora Alemana" había nacido. En 1963 se creó la liga alemana, la Bundesliga, pero el equipo bávaro no fue invitado a jugarla, su primer año en la liga coincidió con la llegada de un joven jugador llamado "Franz Beckenbauer" que recientemente había abandonado su club, el TSV Munich 1860 tras una discusión con los directivos. En el Bayern de Múnich ya jugaba un joven portero llamado Sepp Maier y en la delantera un joven al que el entrenador llamaba el "molinero gordito", Gerd Müller. Años después ese sobrenombre sería sustituido por otro, que el mundo conoció años después como "Torpedo Muller", en su primer año en la Bundesliga, la temporada 1965/1966 el club consiguió su primer título, dando inició la conquista de títulos en Europa.

La reconstrucción (1946 - 1967)[editar]

El fútbol alemán necesitó un tiempo para arrancar después de un periodo de necesidad y catástrofes. Tardó nueve años en volver a calar entre las masas, al volver la selección nacional triunfal del Campeonato del Mundo disputado en la vecina Suiza. El equipo de Sepp Herberger ganó allí su primer título mundial, aunque la final contra Hungría fuese una amarga experiencia para Jakob Streite, el cerebro de los bávaros. El hasta entonces 15 veces internacional tuvo que ver el partido desde la grada.

Un partido de la selección alemana sin ningún jugador del Bayern se convirtió después en una algo poco usual. En 1957 ganaron los “rojos” por primera vez la copa ante 42000 espectadores en el estadio Augsburger Rosenaustadion. Jobst marcó el definitivo 1 a 0 contra el Fortuna Düsseldorf. Después vino un pequeño periodo de sequía: los bávaros, con su presidente, el constructor Wilhelm Neudecker a la cabeza, tuvieron que pasar por el mal trago de no poder participar en la recién creada Bundesliga.

Dos años más tarde el Bayern consiguió ascender a la división superior, bajo el mando del entrenador Tschik Cajkovski, muerto en 1988. Empezó un desarrollo sorprendente del Bayern: porque el cronista se topó por primera vez con el nombre de Franz Beckenbauer y porque aparecieron por primera vez nombres importantes en la historia del Bayern.

Cajkovski alineó por primera vez a Franz en un partido de la ronda de ascenso. Detrás de él había un tal Sepp Maier defendiendo la portería., y delante un joven delantero llamado Gerd Müller. Cajkovski le puso el apodo cariñoso de “pequeño gordo Müller”.

Este fue el eje que llevó a la fama mundial al FC Bayern. Tuvieron un exitoso comienzo en la Bundesliga, logrando el tercer puesto en su primer año (1965/66). Como recompensa Beckenbauer y Maier acompañaron a la selección alemana a Inglaterra, donde Alemania sólo perdió en la final contra el equipo local.

No fue un año sin títulos, ya que antes del Campeonato mundial el FC Bayern había ganado su segunda copa por 4 a 2 ante el Meidericher SV. Brenninger por dos veces, Ohlhauser y Beckenbauer marcaron en la final de Frankfurt ante 60000 espectadores.

Un año más tarde, en 1967, llegó el primer título europeo. Poco después de conquistar la tercera copa por 4 a 0 ante el Hamburger SV, lograron el doblete: Franz “Toro” Roth, que siempre marcaba en los partidos importante, por lo cual se ganó el apodo de “Mister Copa de Europa”, marcó en el minuto 109 de la final de la Recopa de Europa ante el Glasgow Rangers.

Los años dorados (1968 - 1975)[editar]

En 1968 hubo una ruptura. Branco Zebec sustituyó a Cajkovski y prohibió el consumo de cerveza en el Bayern. Eso no podía funcionar, comentaban recelosos los expertos, los aficionados no deben sufrir por la falta de victorias. Pero esa vez funcionó y se consiguió el doblete; la liga con ocho puntos de ventaja sobre el segundo, Alemannia Aachen, y la copa ante el Schalke. Mientras tanto había surgido un equipo , al que el bayern durante estos años tuvo que batir, el Borussia Mönchengladbach. Los 'once potros' ganaron la liga en 1970 y 1971, relegando por dos veces al Bayern a la segunda plaza.

Cuando en 1972, los muniqueses alcanzaron de nuevo el éxito, esta vez en el estadio olímpico y con un nuevo entrenador, Udo LAttek, hubo más de un motivo de alegría. Gerd müller alcanzó la cifra de 40 goles en liga, marcando un hito en la estadística del fútbol alemán. Además el equipo obtuvo 53 puntos y tan sólo perdió 13 (a 2 puntos por partido ganado), otro record en la Bundesliga. Apenas sin esfuerzo, el equipo de Lattek se llevó la copaa Munich al vencer 2-1 al Colonia tras la prórroga.

Con Lattek se consiguieron otras dos ligas y el máximo trofeo europeo, la copa de Europa, que el Bayern colocó en sus vitrinas en 1974. "Katsche" Schwarzenbeck empató el partido 1-1 a un minuto del final de la prórroga contra el Atlético de Madrid, lo que obligó a la repetición del partido. En la segunda ocasión vencieron Franz y compañía por 4-0, en Bruselas, con goles de Uli Hoeneß(2) y Gerd Müller(2).

Ese mismo año la selección alemana se proclamó campeona del mundo, y la final se disputó contra Holanda en Múnich. Con 2-1 había sobre el terreno de juego seis jugadores del Bayern: Maier, Beckenbauer, Schwarzenbeck, Breitner, Hoeneß y Müller, dos de ellos anotaron los tantos, Breitner de penalti y Müller con un inolvidable disparo a media vuelta.

La conquista de títulos de Europa[editar]

Franz Beckenbauer ex-jugador alemán que contribuyó a los grandes éxitos del club en los 60' y en los 70'.

En la final de la Recopa de Europa ese año se enfrentaron a uno de los mejores Rangers de la historia. Los alemanes les pasaron por encima sin contemplaciones. Alemania se había convertido en la cuna de los mejores jugadores del Mundo. En su primera final de la Copa de Campeones de Europa 1973-74 en una final que pasará a la historia el Bayern Munich empató ante el Atlético de Madrid gracias a un disparo desde larga distancia de Georg Schwarzenbeck en el minuto 119 de la prórroga, en el partido de desempate disputado al dos días después, el Bayern consiguió su primera Copa de Europa al ganar, esta vez sin apelativos por 4-0. Ese verano la columna vertebral del Bayern ganó la segunda Copa Mundial de Fútbol para Alemania ante la "naranja mecánica", donde jugaba Johan Cruyff, el dominio del "Kaiser", sobrenombre de Franz Beckenbauer, no había terminado aún.

En 1975 el Bayern ganó su segunda Copa de Europa, y en 1976, consiguió su tercera Copa de Europa y la primera Copa intercontinental al vencer a Cruzeiro EC de Brasil.

Beckenbauer se retiró en 1977, y el equipo notó su ausencia durante tres años en los que no consiguió ningún título. Estos volvieron de la mano, o mejor dicho de los pies, de los de un joven Karl-Heinz Rummenigge.

Cambios y resurgimiento[editar]

Karl-Heinz Rummenigge, principal figura del resurgimiento del Bayern de Múnich.

Siguieron años de cambios sin títulos. En 1977 se despidió Franz Beckenbauer y fichó por el Cosmos de Nueva York. Sólo un año más tarde le siguió Gerd Müller y también cruzó el charco para jugar con los Fort Lauderdale Strikers.

En 1979 asumió Uli Hoeneß el cargo de manager a la edad de 27 años y relevó así al consejero de Beckenbauer, Robert Schwan. Pal Csernai sustituyó al entrenador Gyula Lorant. Y el presidente Neudecker se marchó porque el equipo había rechazado al antiguo “León” Max Merkel como entrenador. El nuevo jefe fue Willi O. Hoffmann.

Pero empezaron nuevos y mejores años. Paul Breitner y el joven Karl-Heinz Rummenigge, que formaban una sociedad a la que se llamó “FC Breitnigge”, llevaron al Bayern al campeonato del año 1980, por primera vez en 6 años. También al año siguiente el trofeo viajó a Munich, el HSV, Stuttgart y el Lautern fueron los perseguidores de esos dos años.

En 1982 se jugó la legendaria final de copa ante el FC Nuremberg: Después de ir perdiendo por 0 a 2 el Bayern remontó y acabó ganando por 4 a 2. Dieter Hoeneß, con la cabeza ensangrentada, y cubriéndose la herida con un vendaje marcó un gol. Ese año en cambio se perdió la final de la Copa de Europa contra el Aston Villa por 0 goles a 1. También se perdió la final del mundial contra Italia, aunque Breitner consiguió entrar en la historia al convertirse en el primer y hasta el momento único jugador alemán en marcar en dos finales de un Campeonato del mundo.

Honor, al que le corresponde: Entre 1965 y 1981 el Bayern colocó a sus jugadores como el mejor Jugador del Año hasta un total de once veces: Beckenbauer (4), Maier (3), Müller (2), Rummenigge y Breitner (1 cada uno).

En 1983 volvió Lattek con los bávaros. En la final de copa de 1984 venció su equipo al Gladbach en la tanda de penaltis. Lothar Matthäus falló un penalti para el Borussia y al año siguiente cambió su equipo por el Bayern. A cambio se marchó Kalle Rummenigge, en aquel tiempo tan famoso que hasta un grupo de música pop inglés le cantaba a su “rodilla sexy”, al Inter de Milán en un traspaso record de 11 millones de marcos.

Un año después, con Sören Lerby y el joven Wiggerl Kögl, los bávaros se alzaron con el campeonato. La dirección del club la asumió el Profesor Dr. Fritz Scherer. Otro año más tarde se celebró otro doblete, y en 1987 otra liga. Pero la amarga derrota de la final de Copa de Europa ante el FC Oporto por 1 a 2 dejó una profunda herida en el equipo.

Años de transición (1987-1999) y revancha cumplida (2000-01)[editar]

Ottmar Hitzfeld, entrenador que consiguió numerosos títulos con el Bayern.

Desde entonces el carrusel de técnicos que pasaron por el equipo no consiguieron devolver al equipo sus días de gloria. Y después de estar incluso en los últimos lugares de la Bundesliga, en 1987 el Bayern, que había llegado a la final de la Copa de Campeones de Europa 1986-87, fue derrotado por el FC Oporto con un gol de un futbolista juvenil de 18 años llamado Paulo Futre. Beckenbauer volvió al equipo para rescatarlo de la mala campaña, esta vez desde el banquillo, y como no podía ser de otra manera el Bayern Munich ganó la Liga Alemana. Después se retiró a los despachos para dirigir al club desde la Presidencia. El equipo recuperó con su gestión el prestigio perdido.

Con Jürgen Klinsmann en el campo el Bayern inscribió su nombre en la lista de campeones de Copa de la UEFA 1995-96. Tres títulos más en la década de los 90 devolvieron al club su lugar en Europa, una Copa de la UEFA y dos ligas, la última de las cuales daría al equipo el pase en la Liga de Campeones de la UEFA 1998-99, después de demostrar ser el equipo más fuerte de la competición el equipo llegó a la final que se jugó en Barcelona. En un partido que los muniqueses desean olvidar, el Bayern ganaba por 1-0 en el minuto 88 del partido. En tan sólo dos minutos el equipo se vio despojado de la gloria con dos goles del Manchester United, obra de Teddy Sheringham y Ole Gunnar Solskjær, en otra cruel final de la Liga de Campeones, cerrando así temporadas de altos y bajos, en el segundo milenio vendrían los éxitos de revancha para el club bávaro.

En el 2001 el equipo bávaro tomó cumplida la revancha, volviendo a reeditar sus laureles de campeón de la Liga de Campeones de la UEFA 2000-01 en una final decidida en los penaltis contra el Valencia de España. Además, en ese mismo año, el cuadro muniqués logró ser el poseedor de la Copa Intercontinental por segunda vez en su historia, tras derrotar en la prórroga al Boca Juniors de Argentina culminando así una temporada perfecta. Después de trés años exitosos más con el club, Ottmar Hitzfeld dejo la conducción del equipo a Felix Magath en 2004.

Un siglo de éxitos (1900-2000)[editar]

La historia de los primeros 100 años, la historia de los éxitos empieza y acaba con un nombre: Franz. ¿Fue quizás una coincidencia, que la noche del 27 de febrero de 1900 que precisamente un tal Franz, de apellido John, fuese el cabecilla de un grupo de inquietos revolucionarios que se reunieron en el restaurante muniqués “Restaurant Gisela” para fundar el FC Bayern de Múnich? ¿Que un tal Franz consiguiese la separación del equipo matriz del MTV 1879, donde a los jugadores se les negaba cualquier atisbo de libertad? ¿Sólo coincidencia, que tuviese que pasar justo un siglo para que otro Franz, apellidado Beckenbauer, asumiese la presidencia del club que durante 1200 meses había ganado tantos títulos?

Franz John nunca llegó a soñarlo. Tampoco el hecho de que “su” FC Bayern pudiese ser alguna vez campeón de Alemania, campeón de Europa e incluso campeón del Mundo. Tampoco que su hasta el momento último sucesor, apenas 10 décadas después pudiese encontrarse con el jefe de estado más famoso y poderoso del mundo. Que en ese momento el primer ministro británico Tony Blair le susurrase al oído que él, Beckenbauer, era el personaje más conocido pese a toda la ilustre compañía en la que se encontraban.

Los últimos años de Hitzfeld (2001-2004)[editar]

Tras la victoria en la UEFA Champions League, el Bayern se reforzó con la llegada de jugadores como Zé Roberto, Michael Ballack y Sebastian Deisler, en la que fue una temporada de transición, el Bayern fue eliminado en cuartos de final de la Champions League por el Real Madrid, acabando tercero en la Bundesliga y llegando a semifinales de la Copa de Alemania.

Para la temporada siguiente, el Bayern no realizó ningún fichaje de relevancia, sin embargo, la temporada 2002-03 sería mucho más exitosa que la anterior, el club logró el doblete, ganando la Bundesliga y la Copa de Alemania, aunque mucho más decepcionante fue el paso por la Champions League, siendo eliminados en fase de grupos en un grupo aparentemente fácil logrando solo dos puntos.

En la última temporada de Hitzfeld en el club bávaro, el equipo quedó segundo en la Bundesliga, eliminado en cuartos de final de la Copa de Alemania y en dieciseisavos de final de la Champions por el Real Madrid.

Los años de Felix Magath (2004-2007)[editar]

Roy Makaay fue el máximo goleador del Bayern en tres temporadas consecutivas.

Felix Magath llegó sustituyendo a Ottmar Hitzfeld para la temporada 2004-05, con una gran plantilla con jugadores como Oliver Kahn, Willy Sagnol, Michael Ballack y Roy Makaay de pilares, el Bayern ganó de manera sobrada la Bundesliga alemana con 14 puntos de ventaja sobre el segundo clasificado, el Schalke 04.

Para la siguiente temporada no había aparentemente ningún equipo capaz de acabar con la hegemonía del club bávaro, y así se confirmó, el Bayern ganó de nuevo la Bundesliga y ganó también la Copa de Alemania venciendo al Eintracht Frankfurt en la final con gol del peruano Claudio Pizarro.

Sin embargo, la temporada 2006-07 supuso un punto de inflexión en el Bayern de Múnich, con el fichaje de Lukas Podolski y Daniel van Buyten, nada podía hacer presagiar el pésimo inicio de temporada de los bávaros, con derrotas ante equipos como el Arminia Bielefeld, el VfL Wolfsburg o el Werder Bremen. En diciembre de 2006, el Bayern fue eliminado de la Copa de Alemania por el modesto Alemannia Aachen de la segunda división germana. En febrero de 2007, Felix Magath fue destituido y reemplazado por Ottmar Hitzfeld. El club finalmente acabó en un decepcionante cuarto puesto en liga y eliminado en cuartos de final de la Champions League.

Nuevas contrataciones y despedidas (2007-08)[editar]

Franck Ribery jugador francés, una de las estrella del club.

La Temporada 2007-08 , marcará al club con dos despedidas: la del mítico arquero Oliver Kahn y su multicampeón entrenador Ottmar Hitzfeld, que regresó a Bayern como director técnico con la consigna de conseguir la Copa de Alemania, Bundesliga y hacer una buena campaña en la Copa de la UEFA con una plantilla renovada de contrataciones, formar un equipo que este a la altura son los objetivos del club de cara al futuro.

En la temporada 2007-08, el conjunto consiguió llevarse la Copa de Alemania, donde venció 2-1 al Borussia Dortmund; en la Copa de la UEFA, una vez conseguida la primera posición de su grupo y superados los cuartos de final eliminando de forma agónica a Getafe, disputó la semifinal de la Copa de la UEFA de 2008 contra el equipo revelación Zenit de San Petersburgo quedando eliminado en el partido de vuelta como visitante, tras perder 4-0. El objetivo principal se cumplió luego que Bayern se coronara campeón de la Bundesliga 2007-08 sumando su título número 21, clasificándose a la Liga de Campeones cerrando así una excelente campaña donde además sus nuevas contrataciones consiguieron adaptarse al equipo tal es el caso de los internacionales el alemán Miroslav Klose, el italiano Luca Toni y el francés Franck Ribéry, siendo el italiano máximo goleador de la Liga Alemana y de la Copa de la UEFA.

El adiós del Bayern del "General" como se le conoce al exitoso entrenador Ottmar Hitzfeld y marcando así el adiós al fútbol tanto a nivel clubes y de su selección Nacional, del portero Oliver Kahn que dijo:

“Recibir la ensaladera de campeón es lo máximo. 20 años de carrera profesional es algo increíble. Viví de todo en el fútbol. Ahora ya no hay vuelta atrás, es el momento justo para colgar los guantes. Estoy muy agradecido de todo”.

Ahora la Liga de Campeones será la prioridad del Bayern la próxima temporada. “El próximo año lo más importante será la Champions“, se expresó el director deportivo bávaro Uli Hoeness.

Willy Sagnol, gran defensa del Bayern.

Klinsmann y Heynckes (2008-09)[editar]

Oliver Kahn. Uno de los más famosos guardametas de la historia del Bayern.

Sin la continuidad de Ottmar Hitzfeld, en diciembre de 2007 el Bayern anunció que el ex-jugador Jürgen Klinsmann sería el nuevo entrenador del club para la temporada 2008-09. Oliver Kahn se retiró al final de la temporada 2007-08, siendo reemplazado por el portero suplente, Michael Rensing, el cual no logró cumplir las expectativas que se tenían para el "sucesor de Kahn", por ello el Bayern fichó al veterano guardameta Hans-Jörg Butt. El segundo portero Bernd Dreher también se retiró, le reemplazó Thomas Kraft. Durante el verano, Jan Schlaudraff y Sandro Wagner, jugadores reservas se marcharon a otros clubes alemanes. También dejó el club el paraguayo Julio dos Santos, tras dos temporadas cedido a otros clubes, como refuerzo únicamente llegó Tim Borowski procedente del Werder Bremen. En agosto, Klinsmann anunció que el neerlandés Mark van Bommel reemplazaría a Kahn como capitán. En los últimos días de mercado, el Bayern consiguió la cesión de Massimo Oddo procedente del AC Milan, también Marcell Jansen dejó el club rumbo al Hamburgo SV.

La temporada transcurrió con irregularidad, de destacar fueron las derrotas 2-5 ante el Werder Bremen y el modesto FC Ingolstadt 04, amén de la remontada épica de el VfL Bochum en el Allianz Arena que terminó 3-3 con dos goles a última del Bochum. Para el mercado de invierno, el Bayern consiguió la cesión de el estadounidense Landon Donovan procedente de la Major League Soccer. En abril de 2009, tras ser eliminados de la Copa de Alemania y de la UEFA Champions League por el FC Barcelona, y perder contra el Schalke 04 en el campeonato liguero, Klinsmann dimite como entrenador de los bávaros, siendo reemplazado por Jupp Heynckes en el cargo. Finalmente el Bayern termina la temporada 2008-09 como segundo clasificado tras el campeón, el VfL Wolfsburg.

La era de Louis Van Gaal (2009-2011)[editar]

Van Gaal llevó al Bayern a la final de Champions y a ganar la Bundesliga.

Para la temporada 2009-10, el Bayern contrató al neerlandés Louis Van Gaal como nuevo entrenador tras la marcha de Jupp Heynckes. Con el llegaron dos nuevos refuerzos, el también holandés Arjen Robben y el hispano-alemán Mario Gomez que entre los dos le costaron al Bayern 30 millones de euros. En esa época, el famoso ex-jugador Uli Hoeneß asumió la presidencia del club bávaro. La temporada fue muy exitosa para el Bayern, ganando la Bundesliga de ese año y llegando a la final de la UEFA Champions League donde fueron derrotados por el Inter de Milán. Con todo, se trató de una de las más exitosas temporadas del Bayern en décadas.

Para la temporada 2010-11, el Bayern no realizó ningún fichaje, salvo el retorno de Toni Kroos (cedido al Bayer Leverkusen), pero si que se marcharon algunos jugadores, como el italiano Luca Toni, de regreso a la Serie A y el argentino José Ernesto Sosa, de paupérrima participación en el club germano. El club sufrió a lo largo de la temporada las lesiones de importantes jugadores, sobre todo Arjen Robben, la temporada estuvo marcada por la irregularidad, y finalmente terminaron en quinta posición de la Bundesliga, a 14 puntos del campeón, el Borussia Dortmund. Durante el mercado de invierno se marcharon jugadores como Martín Demichelis (al Málaga CF) y Mark van Bommel (al AC Milan), llegando únicamente Luiz Gustavo procedente del 1899 Hoffenheim. En abril de 2011, con la finalización de contrato de Van Gaal, este no renovó, siendo reemplazado por su asistente, Andries Jonker.

El retorno de Heynckes (2011-2013)[editar]

Bastian Schweinsteiger figura y capitán del club bávaro.

Tras la finalización de contrato de Louis Van Gaal, Jupp Heynckes firmó con el Bayern por lo que restaba de temporada más otra. En verano, el Bayern se hizo con los servicios de la joven promesa Nils Petersen procedente del Energie Cottbus. Los dos siguientes fichajes fueron el de el guardameta Manuel Neuer procedente del Schalke 04, en busca de estabilidad para la portería del Bayern que no tenía desde la retirada de Oliver Kahn, y el lateral Rafinha procedente del Genoa CFC y que ya había jugado en Alemania. A ellos hay que sumar la cesión del japonés Takashi Usami y el traspaso a última hora de Jérôme Boateng procedente del Manchester City. Se marcharon Thomas Kraft y Andreas Ottl (al Hertha BSC), Hamit Altintop (al Real Madrid), Miroslav Klose (al SS Lazio) y Mehmet Ekici (al Werder Bremen).