Economía de Malí

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Economía de Malí
Mali ricefarmers.jpg
Cultivo de arroz en Malí.
Moneda Franco CFA de África Occidental
Año fiscal Año calendario
Organizaciones OMC, Unión Africana
Estadísticas
PIB (nominal) 9 603 millones (2012)
PIB (PPA) 17,35 mil millones (2012)[1] (137º lugar.º)
Variación del PIB -4,5% (2012)
PIB per cápita 1 100 (2012)
PIB por sectores agricultura 36,9%, industria 23,4%, comercio y servicios 39,7% (2012)
Tasa de cambio 514,1 Francos por US$ 1 (2012)
Inflación (IPC) 6,5% (2012)
IDH sin informaciones
Población bajo la línea de pobreza 36,1% (2005)
Coef. de Gini 0,401 (2001)
Fuerza Laboral 3 241 000 (2007)
Desempleo sin informaciones
Industrias principales procesamiento de alimentos, construcción civil, extracción de fosfato y oro
Comercio
Exportaciones 2 557 millones (2012)
Productos exportados algodón, oro, animales de granja
Destino de exportaciones República Popular de China 31%, Corea del Sur 14,5%, Indonesia 12,2%, Tailandia 6,3%, Malasia 5,4%, Bangladés 5% (2011)
Importaciones 3 209 millones (2012)
Productos importados petróleo, máquinas y equipamientos, materiales de construcción, alimentos, textiles
Origen de importaciones Senegal 14,9%, Francia 11,6%, República Popular de China 8,2%, Costa de Marfil 6,3% (2011)
Finanzas Públicas
Deuda externa (Pública y Privada) 2 725 millones (2012)
Ingresos 1 391 millones (2012)
Gasto público US$ 2 107 millones (2012)
Salvo que se indique lo contrario, los valores están expresados en doláres estadounidenses
Principales productos exportados por Malí.

Malí, país sin salida al mar, dependiente de las exportaciones agrícolas y de oro, está entre los 25 países más pobres del mundo. La situación fiscal de su economía es variable según los precios internacionales del oro e de sus productos agrícolas, y el succeso de las cosechas.[1] El 80% de su población depiende de la agricultura o de la pesca.[1] La actividad industrial se concentra en el procesamiento de productos agrícolas.[1] La actividad económica se limita en gran medida a la zona ribereña regada por el río Níger, y el 65% de su territorio es desierto o semidesierto.[1]

Malí sigue dependiente de ayuda internacional. El gobierno completó en 2011 un programa de créditos del FMI que ha ayudado a crecer y diversificar la economía, y atraer la inversión extranjera.[1] El país está desarrollando la extracción de mineral de hierro y la producción de algodón, además de diversificar las fuentes de ingresos, antes dependientes del oro. El país también ha invertido en turismo, pero los problemas de seguridad tienen prejudicado la industria.[1]

Notas y referencias[editar]

  1. a b c d e f g CIA. «The World Factbook». Consultado el 19 de mayo de 2013.