Cooperativa de ahorro y crédito

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Las cooperativas de ahorro y crédito o, simplemente, cooperativas de crédito son sociedades cooperativas cuyo objeto social es servir las necesidades financieras de sus socios y de terceros mediante el ejercicio de las actividades propias de las entidades de crédito.

Las cooperativas de ahorro y crédito son también conocidas por su sigla en inglés, SACCO: Savings and Credit Cooperative.

Estas cooperativas suelen ser locales y parecen adecuarse más a áreas rurales. Sobre todo tienen acceso a fondos externos y los mismos son apropiadamente administrados. Y si bien existe un Consejo Mundial de Cooperativas de Ahorro y Crédito (World Council of Credit Unions – WOCCU) hay pocas cooperativas locales o rurales asociadas al mismo.

Cooperativas de ahorro y crédito por país[editar]

Cooperativas de crédito en España[editar]

En España, están reguladas por el Real Decreto 84/1993, de 22 de enero,[1] por el que se aprueba el Reglamento de desarrollo de la Ley 13/1989, de 26 de mayo, de Cooperativas de Crédito.[2]

Son Cooperativas de Crédito las sociedades (cooperativas) constituidas con arreglo a la Ley de Cooperativas de Crédito, cuyo objeto social es servir a las necesidades financieras de sus socios y de terceros mediante el ejercicio de las actividades propias de las entidades de crédito. Les serán de aplicación las normas que con carácter general regulan la actividad de las entidades de crédito y con carácter supletorio les será de aplicación la Legislación de Cooperativas.

Sólo las cooperativas de crédito cuyo objeto principal consista en la prestación de servicios financieros en el medio rural pueden utilizar, conjuntamente o por separado de la denominación cooperativa de crédito, la expresión caja rural.

Pueden realizar toda clase de operaciones activas, pasivas y de servicios permitidas a las otras entidades de crédito, con atención preferente a las necesidades financieras de sus socios.

En cualquier caso, el conjunto de las operaciones activas con terceros de una cooperativa de crédito no puede alcanzar el 50% de los recursos totales de la entidad. Están sometidas a los mismos controles que las demás entidades de crédito.

La cuantía mínima del capital social de las cooperativas de crédito, es elevada, lo que dificulta la fluidez del crédito. Va en función del ámbito territorial y del total de habitantes de derecho de los municipios comprendidos en dicho ámbito, siendo la siguiente:[3]

a) Cooperativas de crédito de ámbito local que vayan a operar en municipios de menos de 100.000 habitantes de derecho: 1.051.771,18 euros.
b) Cooperativas de crédito de ámbito local no incluidas en el apartado anterior, ni en el siguiente, o de ámbito supralocal sin exceder de una Comunidad Autónoma: 3.606.072,63 euros .
c) Cooperativas de crédito con sede o ámbito que incluya los municipios de Madrid o Barcelona o de ámbito supraautonómico, estatal o superior: 4.808.096,84 euros.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Bibliografía[editar]

  • Gleen D. Westley y Brain Branch, Dinero seguro: Desarrollo de cooperativas de ahorro y crédito eficaces en América Latina, Banco Interamericano de Desarrollo, Washingtn, Esatdos Unidos, 2000.
  • Geetha Nagarajan y Richard L. Meyer, Finanzas Rurales: Avances Recientes y Lecciones Emergentes, Debates y Oportunidades. Versión traducida y reformateada del Documento de Trabajo Nº(AEDE-WP-0041-05), del Departamento de Agricultura, Medio Ambiente y Economía del Desarrollo, de The Ohio State University (Columbus, Ohio, USA), 2005.

Notas al pie[editar]

Enlaces externos[editar]