Antipsicótico atípico

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Diagrama de la clozapina, el primer antipsicótico de segunda generación.

Los antipsicóticos atípicos, también llamados antipsicóticos de segunda generación, son una clase de medicamento usado para el tratamiento de ciertos trastornos psiquiátricos. Algunos han sido aprobados para su uso en pacientes con esquizofrenia, otros se ven indicados para tratar la manía, Anorexia Nerviosa, desorden bipolar, agitación psicótica y otras.

Mecanismo de acción[editar]

Los antipsicóticos atípicos son un grupo heterogéneo de psicofármacos no relacionados entre sí, excepto por el hecho de que su mecanismo de acción difiere de los antipsicóticos típicos. Muchos tienen la facultad común de actuar sobre los receptores de serotonina, así como los receptores dopaminérgicos. Uno de los antipsicóticos atípicos, el aripiprazol, también tiene cualidades de antagonista de la dopamina, agonista parcial por el 5-HT1A y antagonismo por el 5-HT2A.[1] No debe ser usado en pacientes con esquizofrenia leve a minimo

Los antipsicóticos atípicos tienen mayor efecto sobre los síntomas negativos que los típicos.

Antipsicóticos atípicos[editar]

Referencias[editar]

  1. Inseto de Abilify disponible en la World Wide Web:http://packageinserts.bms.com/pi/pi_abilify.pdf (en inglés).