Adoración

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Adorar significa: amar al extremo, si es aplicado a una deidad, significa amar al extremo a una deidad, es amar y tener al mismo tiempo.

La adoración es un estado espiritual contemplativo en el que el espíritu del hombre se sobrecoge maravillado estableciendo una comunión íntima con una deidad, dando lugar a una experiencia deliciosa de los sentidos dentro de una dimensión eterna. De la adoración también se puede decir que es un estado (en reposo) o estilo de vida (activo) que obedece intuitivamente a la fe y responde a revelaciones divinas que produce según la intensidad sutiles cambios en las fibras del corazón humano, volviendo de esta manera más perceptiva la conciencia y más activo el espíritu. Es el nivel más alto de sintonía con un ente espiritual que eventualmente desarrolla lo que los adoradores han coincidido en llamar iluminación espiritual, que es la manera de “conocer” (palabra cuya raíz proviene del hebreo) a Dios en sus múltiples manifestaciones.

La adoración es la actitud o la intención interna del corazón del hombre, entendiéndose como obediencia a los dioses, o el servir a un Dios, es decir, “hacer la voluntad” de la divinidad -cumpliendo los preceptos recibidos-.

De ahí que, antiguamente, adorar una divinidad (aceptar una religión) significaba “aceptar un modo de vida”.[1] La religión marcaba los límites cosmológicos, sociales e ideológicos; guiaba el comportamiento de cada cultura.[2]

La adoración verdadera es un estilo de vida, no un evento o una actividad.[3] En definitiva, implica que la forma de vida debe estar 'regida' por los preceptos de la deidad. Comúnmente a la adoración religiosa se le llama también, Culto.

Pero si el objeto de la devoción es un ser humano, su figura, o un bien material se le llama idolatría. Era muy común que antiguamente se le diera adoración -o pleitesía- al emperador, los reyes, o alguien superior.[cita requerida] En cuanto a este punto, considerar como divino al emperador no era el centro del asunto. La pretensión era que su política fuera tomada como divina y en consecuencia merecedora de aceptación absoluta. [Aceptar esa política era equivalente a aceptar el "modo de vida" propuesto][4]

En el Nuevo Testamento, la palabra "adorar" quiere decir "actuar piadosamente hacia [alguien o algo]" (EUSEBEO) o "hacer reverencia, dar obediencia a [alguien]" (PROSKUNEO).[5]

La palabra Anglosajona de adoración es worthscripe, worship(inglés). La palabra adoración en latín: AD a -, ORA boca, (trayendo la boca), los romanos la utilizaban llevándose una mano a la boca, y aventando un beso al objeto de su adoración, ya fuera un ídolo o una estatua, o un rey, o el ser amado. El adorador usualmente llevaba la cabeza tapada, y después de ese acto, se daba media vuelta del lado izquierdo al derecho, así pues se inclinaban y besaban los pies de sus dioses.[cita requerida]

El hombre adora a Dios con los labios, alabándole por lo que es y dándole las gracias por lo que ha hecho (Ef. 5:19,20), pero al mismo tiempo le adora con todo su ser (cuerpo y mente) obedeciendo su voluntad (Romanos 12:1,2).

Los ritos de adoración pueden ser hechos individualmente, ya sea en secreto o a vista de otros, por grupo, o en comunidad, en un servicio coordinado por un líder, ya sea rabino, imán, pastor, o sacerdote en templos, iglesias, sinagogas, mezquitas, o en casas.

La adoración comúnmente llevaba consigo, la Devoción, el honor y la Alabanza hacia la deidad indicada, llámesele dios o diosa. A veces es a capella, o con instrumentos.[cita requerida]

En apoyo a la definición de adoración como obediencia al dios, servicio al dios, podemos citar:

sólo a Dios se debe adorar y servir” (Lucas 4:8)

Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente” (Mateo 22: 37)

"Ustedes demostrarán que me aman si obedecen lo que les mando” (Juan 14:15).

"Salomón amó a Jehová, andando en los estatutos..." (1 Reyes 3:3)

Jesús dijo: " ¿Quién es el que me ama? El que hace suyos mis mandamientos y los obedece" (Juan 14:21)

Esto simplemente reafirma que la forma de vida debe estar 'regida' por los preceptos de la deidad.[6]

Evolución de la adoración[editar]

Zoroastro.

Entre los hallazgos arqueológicos, el que está considerado como uno de los más antiguos dioses es El (en hebreo אֵל) que tradicionalmente se traduce como ‘dios’ o ‘deidad’. En todo el Levante mediterráneo era denominado El o Il, siendo el dios supremo, padre de la raza humana y de todas las criaturas. En la mitología cananea era la deidad principal y era llamado «padre de todos los dioses» «el toro». En las tablas de Ugarit figura también como el esposo de la diosa Asera; Ishtar entre los babilonios [originalmente llamada Athirat (o Afdirad)]. En la Biblia ella recibe el nombre de Astoret. La forma griega es Astarté. (Es la madre de todos los dioses, la esposa celestial, la reina del cielo).

La gente adoptaba una forma de vida en concordancia a los preceptos de esas deidades. Esa forma de vida contrastaba con lo que exigía Yahvé (el verdadero Dios de los hebreos). [Ver Idolatría ].

Representación del dios El se encontró en las ruinas de la Biblioteca Real de la civilización Ebla —en el yacimiento arqueológico de Tell Mardikh (Siria), que data del 2300 a. C.—.

Babilonia[editar]

Génesis 3:15

Pondré enemistad entre ti y la mujer, y entre tu simiente y la simiente suya; esta te herirá en la cabeza, y tú la herirás en el talón.. [7]

Zero-asta: "La semilla o simiente de la mujer", esta palabra es de origen semítico, tanto en arameo zeré, como en el caldeo zer(o)semilla, círculo, así como el hebreo zeroa (zera) significan lo mismo, zero hasta también significa Ignigena, nacido del fuego,[8]

Este título en los albores de la humanidad, tenía su origen divino, pues era una referencia directa con un salvador que destruiría la simiente de la serpiente.

Así pues, este título lo tomó Semíramis, primeramente para su hijo nimrod el creador de Babilonia, y después de copular con él, le dio un hijo, al cual lo llamo Zeroaster o simiente escogida pues era muy sabido en todos los pueblos semíticos que Dios había designado una simiente de la mujer para acabar con el mal, argumentando que había sido concebido divinamente así nació el primer culto primitivo, o Adoración a la feminidad sagrada, y al hijo, al autoproclamarse ella divina y su hijo, se esparció por todos los pueblos, ella llegó a ser conocida bajo muchos nombres, tales como Astoreth, asera, reina del cielo,[9] astaroth, diana, etc.

De ahí se derivó la madre de todas las religiones, tanto politeístas como monoteístas El Zoroastrismo antiguo, aunque las religiones Abrahámicas disputan esto.[cita requerida]. Esto es porque según algunos escrito hebreos, Nimrod tiene genealogia en Cam, y no en Sem, la cual se considerba la desendencia escogida, (mesianica) por su Dios.,[10]

Culto al sol[editar]

Así pues, con Nimrod a la cabeza como el escogido, llegó a ser la parte central de culto de todas las culturas, transformándose en el sol benefactor y a toda la gama de dioses solares, desde Ra hasta Helios. la adoración a esta gama de dioses, iba desde sacrificios humanos, de diferentes maneras, hasta el lacerarse a sí mismo y aventar al fuego a sus hijos como ofrenda.[cita requerida]

Oriente medio antiguo[editar]

Antiguamente en el medio oriente, los países predecesores y árabes, evolucionaron a la veneración humana un poco más lento, en Persia el rey Ciro, la forma que ordenó era, que la persona cayera de rodillas y con su cara al suelo cerca de los pies, y besara el suelo, varias veces haciendo lo mismo, esta tradición perdura asta ahora en día con los potentados árabes. Según la Biblia el rey Nabucodonosor a quienes no adoraban su imagen, los aventaba al fuego.(Daniel 3:1-30)

Religiones Abrahámicas[editar]

Judaísmo[editar]

Adoración al niño y los magis Albrecht Dürer.

Artículo principal Judaísmo,

Poco sabía Abraham al salir de Ur que sería el padre de las mayores religiones monoteístas. Originalmente él y su padre Taréj adoraban a dioses "extraños" (posiblemente el dios Anu) (ver Josue 24:2). Hay que tener en cuenta que durante centurias, toda la región había estado influida por las religiones de origen cananeo, cuya principal deidad era el dios IL (El, Elohim en hebreo), principal deidad de los nómadas y, por ende, con funciones eminentemente éticas y sociales.

Pero el modo de vida que seguían los cananeos no era recto y justo. La población local (cananitas) y las naciones vecinas continuaban con su religión (modo de vida) materialista. Se amoldaban al culto al dios Il (o El) que se presentaba como "bueno" pero favorecía el individualismo, el engaño y la opresión.

[El pueblo cananeo (Canaán) tiene en su mano balanzas engañosas, es amigo de hacer fraude. (Oseas 12:8-9)]

Contrariamente, el "Dios de Abraham, Isaac y Jacob" (el Dios Yahvé) le había marcado a Israel "el camino" (es decir: el modo de vida). Seguir el culto a Yahvé (Jehová) significaba seguir la Ley de Yahvé. Eso exigía esforzarse para lograr una comunidad de “hermanos” donde se defienda a los más débiles y prime la justicia. De esa manera se lograría la felicidad general, y Yahvé se encargaría de darles prosperidad -además de tranquilidad en sus fronteras- (1ª Re 2:3; Prov 29:14; Salmo 147:14).

Dice Yahvé: estoy contra los que oprimen al jornalero, a la viuda y al huérfano… (Malaq 3:5)

No mentiréis ni os defraudéis unos a otros (Levítico 19:21)

Has de tener un peso cabal y exacto, una medida cabal y exacta… Porque cometer fraude es abominación para Yahvé (Deut. 25:15-16)

Tened balanza justa, peso justo, medida justa. Yo soy Yahvé (Lev. 19:35)

Abominación de Yahvé es la balanza falsa (Proverbios 11:1; 20:23)

Si prestas dinero a uno de mi pueblo, al pobre que habita contigo, no serás con él un usurero; no le exigiréis interés (Éxodo 22:24)

Amarás a tu prójimo como a ti mismo. Yo soy Yahvé (Lev. 19:18)

Los que continuaban con el culto a El basaban su vida en el materialismo (dioses 'materiales' como El o su hijo Baal) a los que se rendía culto para obtener bienes y riqueza. Y para conseguir dicha riqueza podía utilizarse el comercio engañoso -lo cual caracterizaba a los pueblos cananeos-. La mentira y el saqueo se transformaban en una práctica común.

Mientras el pueblo cananeo] (Canaán) tiene en su mano balanzas engañosas, es amigo de hacer fraude Yahvé dice: ¿He de soportar yo una medida falsa... las balanzas de la maldad y la bolsa de pesas de fraude? (Miqueas 6:9-11) La solidaridad y compasión no eran compatibles con ese modo de vida. Esas dos formas de vida eran incompatibles:

  • Adorar a El –que se presentaba como dios Creador, bondadoso, dispuesto a perdonar... sí permitía aquellos métodos de enriquecimiento-. Era muy 'tentador' seguir su modo de vida, adorarlo, servirlo, pues permitía el disfrute de la vida fácil, el comercio engañoso, el aprovecharse de los más débiles, etc.

La solidaridad y compasión no eran compatibles con ese modo de vida.

  • Vivir según la Ley de Yahvé, luchando contra aquella tentación y aquél engaño era lo que se le solicitaba a Israel. Israel significa “el que lucha con(tra) El”

Durante siglos, ese fue el gran desafío para los hebreos, elegir entre la forma de vida propuesta por el becerro-toro El y la forma de vida propuesta por Yahvé (Jehová). El profeta era muy claro cuando expresaba: “Tu becerro… te hizo alejarte” (Oseas 8:5)

La adoración era la sumisión o reconocimiento a una autoridad superior, ya sea de forma social o económica; en este caso adoraban a Dios, en amor, obediencia, respeto, y honor. Como expresión de ello, usualmente bajaban la cabeza a tierra o se acostaban de boca en señal de sumisión.[11] para los judíos así como sus religiones hermanas es y era indispensable una actitud piadosa del corazón hacia el objeto de adoración (Dios), como su dueño y señor, ,[12]

El patriarca Abraham fue llamado por esa grandiosa divinidad llamada Yahvé (Jehová) (Gn 12:1; 17:1; 22:11-16). Y ese omnipotente dios también llega a su mayordomo (Gn 24:12,26), a su sobrino Lot (Gn 19:16), a su sobrino Betuel (Gn 24:50), a su sobrino nieto Labán (Gn 24:31), y a su hijo Isaac (Gn 25:21). Cuando Abraham llegó a Canaán se encontró con que los cananeos (la población local) a dios lo denominaban El. Y lo fundamental era la diferencia en los modos de vida (en uno predomina el individualismo y egoísmo, en el otro la hermandad y la compasión).

La primera vez que aparece la palabra adoración en la Biblia es cuando Abraham va a entregar a su hijo (Gén 22:5). Esto era una evidente muestra de “hacer la voluntad del Dios Yahvé”, de obedecer su palabra. Por lo tanto, adoración es la actitud o la intención interna del corazón del hombre para dios, entendiéndose la obediencia, el servicio, la rendición, el amor, etc.

Como expresión externa de adoración construían altares y una serie de rituales, con el tiempo Moisés hizo el Tabernáculo en el cual los primeros judíos adoraron, siendo Aaron su hermano el sacerdote que ofrendaba las primicias fueran vegetal o animal, hasta que Salomón fundo el primer Templo de Jerusalén, ya David, su padre, había creado los instrumentos y la liturgia adecuada para la Adoración a Yahveh. En los 10 mandamientos en los primeros dos mandamientos son referentes, a la adoración exclusiva de Dios, y no imagen.[13]

Normas en la adoración[editar]

los tres reyes magos y la sagrada familia Jacques Daret

Los judíos tenían como norma sólo adorar a Yahveh y no a ningún ser creado, como los ángeles o humanos, se le debía adorar con temor santo,[14] con cánticos alegres,[15] de todo corazón.[16] al desviarse de la adoración original Dios los rechazo, .[17]

Islamismo[editar]

Artículo principal Islam, Islam clásico.

De acuerdo con el Corán, el hombre fue creado para adorar a Dios (51:56), la oración y el peregrinaje son sólo unas formas de adoración, la obediencia a Dios y buscar asimilarse, o tener cada día más los atributos de allá,(2:138) tanto Alá (palabra en arabe que significa Dios), como La Meca ya eran adorados por los pueblos que originaron a los árabes, mucho antes que el ángel Gabriel se le revelara a Mahoma,[18] su adoración es muy parecida al judaísmo, los musulmanes oran, y adoran con algunos instrumentos, así como una serie de posiciones, y ayunos, y lectura del Corán.

Adoración cristiana[editar]

El cristiano debe hacer de la adoración una forma de vida, en su trabajo, en el hogar, o en su entretenimiento... Dado que adoración es la actitud o la intención interna del corazón del hombre para Dios, implica la obediencia, el servicio, la rendición, el amor, etc. Es decir, implica una forma de vida que permite tener comunión con el Espíritu Santo (Juan 4:24).

Dios es Espíritu, y los que lo adoran, en espíritu y en verdad es necesario que lo adoren. (Juan 4:21-24)[19]

"...los que obedecen a Dios recibirán la vida eterna." (Mateo 25:46) Para poder seguir la forma de vida que el Señor exige, es imprescindible amar a Dios sobre todas las cosas, pues tal como dijo Cristo, el hombre obedece lo que ama.[20] Y Dios exhorta:

"Amarás a tu prójimo como a ti mismo" (Mc 12:29-31; Jn 13:34)

El que no ama a su hermano, a quien ve, no puede amar a Dios, a Quién no ve. Debe ser un amor dispuesto a hacer todo lo que esté a nuestro alcance, no sólo para no hacer daño al otro sino… para hacerle el bien al otro, pues:

"En verdad os digo que lo que haceis a los demás, a mí me lo hacéis." (Mateo 25:40)

Allí radica la gran disyuntiva de nuestra sociedad: debemos elegir qué amamos más, ya que no se puede obedecer (servir) a dos Señores: “No se puede servir a Dios y al dinero” (Lc 16:13). [ver idolatría]

"La religión pura y sin mancha delante de Dios es ésta: atender a los huérfanos y a las viudas en sus aflicciones, y conservarse limpio de la corrupción del mundo" (Santiago 1:27)

En la adoración a Dios ha sido y es fundamental la oración. Los teólogos llaman al hombre homo adorans, siendo Dios el punto central de esta adoración, los métodos son variados: expresiones de alabanza, oración, cantos, o de manera más formal y ritualista, como ocurre con la mayoría de religiones, haciendo uso de inciensos, velas y otros objetos litúrgicos.

En las manifestaciones colectivas de culto (misa por ejemplo) se cantan salmos, se usan arpas, salterios, guitarra, panderos, órganos, y otros instrumentos, como es el caso de los monasterios con el famoso Canto Gregoriano. La Música cristiana lleva un papel importante en el desarrollo de la adoración cristiana, las iglesias más conservadoras no utilizan instrumentos, y las más liberales pueden llegar hasta el Metal cristiano, hay todo un debate en los círculos religiosos en torno a la sacralización del acto de adoración musical.[cita requerida]

Formas de Adoración[editar]

Existen dos formas de adoración en el judeocristianismo:

  • Adoración privada
  • Adoración pública

A diferencia del judaísmo las denominaciones cristianas actuales tienden a ser menos ritualistas, que sus predecesoras, aunque la simbología aun existe y es practicada sin mucho ritualismos.

Adoración privada

La adoración privada usualmente lleva en el cristiano, un culto individual o familiar, en el cual la cabeza de la casa oficia como sacerdote, el cual lleva su propia liturgia familiar, informal. los cuales incluyen la oración a Dios, ,[21] la ofrenda o limosna es cuando es llevada al templo o iglesia sin mucho alarde. se le adora en privado también con el Ayuno.[22]

Adoración pública

Al principio de la era cristiana las gentes adoraban en grupo en sus casas, [23] y en los templos y sinagogas. en un principio su adoración se llevaba a cabo los fines de semana observando el Shabat judío, pero con el pasar del tiempo, en honor a la resurrección de Jesucristo que se cree resucitó el primer día de la semana, la adoración cambió al domingo, a este día le llamaban el El Día del Señor,[24] ,[25] los domingos se llevaban a cabo la cena del señor que de acuerdo a la iglesia protestante difiere de lo que los católicos llaman Eucaristía. pues la Cena del señor,[26] era un compañerismo, también se le llama Partimiento del pan, .[27] leían la palabra de Dios, ,[28] se profetizaba, Hablaban en lenguas y las interpretaban,[29] y cantaban salmos e himnos espirituales.[30]

Ritual de adoración católica[editar]

honra de un difunto católico en Mérida, México.

Artículo principal Liturgia cristiana

En el catolicismo, la Santa Misa es el acto litúrgico dentro del cual se ofrece el sacrificio eucarístico, instituido en la Última Cena de Jesús con sus apóstoles.

Hay una serie de ritos, llamados comúnmente Liturgia y sacramentos. Entre ellos destacan la Transubstanciación, que bajo las especies consagradas del pan y del vino, "Cristo mismo, vivo y glorioso, está presente de manera verdadera, real y substancial, con su Cuerpo, su Sangre, su alma y su divinidad" (cf Cc. de Trento: DS 1640; 1651)". Dicha presencia eucarística se mantiene mientras subsistan las especies eucarísticas. Es frecuente la exposición del Santísimo, en la que se expone el Sacramento Eucarístico, o Eucaristía, en una custodia, para la adoración y contemplación de los fieles hacia Jesús Sacramentado.

Esta doctrina es propia no sólo de los cristianos católicos, sino de la Iglesia ortodoxa y las Iglesias de Comunión Anglicana, quienes aceptan la Presencia Real del Señor en los elementos consagrados. El basamento fundamental son las palabras de Cristo en la Última Cena: "esto es mi cuerpo...y mi sangre" (Marcos 14:12-16, 16:22-26; Mateo 26:26-28; Lucas 22:14-23). Jesús hace mención a dar de comer “su carne” como alimento de vida eterna (Jn 6:51-58).

El sacramento de la Reconciliación en la cual el penitente por medio de la confesión auricular pide la absolución de sus faltas. También suele llamársele confesión o penitencia en referencia a unos de sus pasos. Según la Sagrada Escritura, Jesús mismo dio poder a sus apóstoles para perdonar los pecados en Nombre de Dios, quienes han transmitido dicha facultad -entre otras- a sus sucesores. Está basado en las palabras de Jesucristo: "A quienes perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos" (Juan 20:23); "Confesaos, pues, mutuamente vuestros pecados..." (Santiago 5:16).

La Unción de los enfermos o Extremaunción, aunque generalmente es para la persona enferma es aplicada más bien al moribundo.

Existe otro método de adoración católico llamado Liturgia de las horas u Oficio divino, basado en la alabanza a Dios.

Culto al emperador (Roma antigua)[editar]

Bajo la denominación de culto imperial se incluye el conjunto de rituales realizados en honor del emperador romano y su familia. [Una vez al año los habitantes debían quemar incienso ante su estatua, diciendo: “César es Señor”]

Anteriormente Alejandro Magno había afirmado ser descendiente de los dioses de Egipto, y decretó que debería de ser adorado en las ciudades de Grecia[31]

A su vez en Roma, Julio César fue el primero en ser nombrado dios. El Senado votó para que se le construyera un templo y se instituyeran juegos en su honor. Después de su muerte fue llamado “Divus Iulius”, lo colocaron entre los demás dioses y le dedicaron un santuario en el foro. De igual manera, Octavio se hizo llamar Augusto, fue honrado como divino y se le puso su nombre a un mes del año (Agosto) tal como había sucedido con su padre (Julio). Aunque Augusto en vida no pidió ser adorado, después de su muerte el Senado le elevó al rango de dios y lo declaró inmortal.

El objetivo principal de este culto era demostrar la superioridad del gobernante (mediante su adscripción a una esfera divina), y la sumisión de los habitantes a los dictados de aquél.

La adoración del emperador (que en realidad era política más que personal) fue un elemento poderoso de unidad en el imperio, puesto que era una especie de deber patriótico.[32]


Europa occidental[editar]

en Europa occidental, la costumbre de besar las manos reales, de reyes o reinas, al igual que jerarcas pontificios, puede ser visto como una forma de adoración.

Libros Sagrados[editar]

Con el fin de normalizar y preservar sus diversas formas de adoración los seres humanos se han valido de distintos medios, en un principio las tradiciones se pasaban oralmente, pero a medida que estas se fueron haciendo más complejas se comenzó a utilizar la escritura como medio de propagación y también de conservación.

El Libro de Mormón[editar]

Artículo Principal: Libro de mormón

La Biblia[editar]

El Corán[editar]

Idolatría[editar]

La idolatría tal vez sea el pecado más común en las religiones monoteístas, el cual consiste en apartarse de la obediencia a Dios, pasando a servir (como objetivo de vida, como devoción) a un ser humano o cosa material.

El Salmo 29:2 dice: "Dad a Yahvé la gloria debida a su nombre; adorad a Yahvé en la hermosura de la santidad".

Pero la Sagrada Escritura da la verdadera forma de adoración, lo cual no es solo rituales, sino "hacer su voluntad":

  • La justicia y el derecho es para Jehová más agradable que el holocausto (Proverbios 21:3).
  • “No se olviden de hacer el bien y de compartir con otros lo que tienen, porque ésos son los sacrificios que agradan a Dios” (Hebreos 13:16)
  • Quiero misericordia [entre ustedes] y no sacrificios, conocimiento de Dios más que holocaustos (Oseas 6:6).

[Tener conocimiento de Dios era sinónimo de llevar una vida en concordancia con la volutad divina. El profeta Oseas lo indicaba a su manera: "No demuestran conocimiento de Dios: hay perjurio... mentira... engaños...robo... asesinatos" (Oseas 4:1-2). Mi pueblo está aferrado a la rebelión contra mí; aunque me llaman el Altísimo, ninguno me quiere enaltecer (Oseas 11:7). Desechar ese conocimiento equivale a "olvidar la Ley de Dios" (Oseas 4:6). Pero cuando el Señor se manifieste en su "Gran Día" (Os 10:12) llegará la Justicia, el derecho, la solidaridad y la compasión. Entonces habrá conocimiento de Dios (Os 2:19-20; 6:3; Isaías 11:9)].

  • nada les mandé acerca de holocaustos el día que los saqué de la tierra de Egipto. Pero esto les mandé, diciendo: Escuchad mi voz, ...andad en el camino que os mandé, para que os vaya bien (Jeremías 7:22,23).

Adorar a Dios implica fundamentalmente llevar una vida en concordancia con la voluntad divina.[33] [Ver Isaías 33:15,16]

Etimología[editar]

El origen de esta palabra en castellano se debe al griego Eidolatria que es una conjugación de las palabras Eidolon imagen, fantasma, semejanza, del cual a su vez se deriva de Eidos que quiere decir aquello que es o se ha visto apariencia, una idea, imaginación. en hebreo es avodah zarah que literalmente significa una adoración extraña y avodat kochavim umazalot adoración de los planetas y constelaciones, Mazzeka o imagen de fundición, lilim diosillos, yillalim bolitas de estiércol, entre otras.[cita requerida]

en los primeros dos versículos de los 10 mandamientos Dios manda a su pueblo alejarse de la idolatría, si no los castigaría por desobediencia,[34] los pueblos paganos alrededor de Israel, constantemente lo llevaron a la idolatría. los pueblos idólatras sacrificaban toda clase de cosas, hasta seres humanos, [35]

sus celebraciones eran orgiásticas.[36]

y de animales,[37] Pero de esa manera esos "dioses" los ayudarían a continuar con la vida materialista de disfrute de los bienes materiales... sin necesidad de justicia, compasión ni amor al prójimo. Así se entiende que aquellos dioses materiales fueran los dioses de los pueblos conquistadores como Asiria, Babilonia, Fenicia, etc.

Objetos de adoración[editar]

  • Adoración de ancestros

como es el caso de China y otros países

  • Adoración a los animales

la mayoría de religiones politeístas alrededor del mundo antiguo, y el satanismo.

  • Adoración a los ángeles caídos

Satanismo

  • El sagrado femenino
  • El culto imperial (todas las grandes civilizaciones y sus reyes)
  • Religiones tribales

Actos de adoración[editar]

Escena de danza en una tumba de Tebas. Egipto. Necrópolis del Imperio Nuevo.
  • Oración (religión)
  • Sacrificio (korban en hebreo)

El acto de cantar salmos, por un salmista

  • Música de adoración
  • La construcción de templos y capillas
  • Adoración en la vida diaria

Profesiones de fe[editar]

Estaciones y días festivos[editar]

Artículo principal Calendario litúrgico

Véase también[editar]

Referencias Bíblicas[editar]

  1. Ver Éxodo 10:3,7; Isaías 61:6; 1ª Pedro 2:9,10; Apocalipsis 1:6; 5:10
  2. La religión como pensamiento en la vida social – Josetxu Martinez Montoya-; Zainak, 1999; (P 12)
  3. La adoración a Dios – www.losnavegantes.net-
  4. Constantino contra Cristo – Alistair Kee, (P. 181)
  5. (W. E. Vine, Diccionario Expositivo De Palabras Del Nuevo Testamento, Vol. 1, p. 47
  6. En el A. T. Dios se quejaba: "me llaman el Altísimo, pero ninguno me quiere enaltecer" (Oseas 11:7).
  7. «la simiente de la mujer».
  8. «zoroaster». Archivado desde el original el 2002-01-08.
  9. «Asera».
  10. Plantilla:Genesis 6:10-9
  11. «Sumición».
  12. «Adoración a Dios».
  13. «imago deo».
  14. «Temor santo».
  15. «Cánticos espirituales».
  16. «de todo corazón».
  17. «Pecado».
  18. «dios luna».
  19. «adorar en espíritu y verdad».
  20. "Ustedes demostrarán que me aman si obedecen lo que les mando” (Juan 14:15)
  21. «Oración y limosna».
  22. «Ayuno».
  23. «reunión en casas».
  24. «Día del Señor».
  25. «Domingo».
  26. «Cena del señor».
  27. «partimiento del pan».
  28. «palabra de Dios».
  29. «Hablar en lenguas».
  30. «Himnos espirituales».
  31. Beurlier, De divinis honoribus quos acceperunt Alexander et successores ejus, (p. 17)
  32. Apoteosis –Enciclopedia Católica-
  33. www.biblegateway.com/passage Colosenses 3:5
  34. «desobediencia».
  35. «sacrificios paganos».
  36. «fiestas orgiasticas».
  37. «Sacrificio de animales».