Vía intravaginal

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Aplicación de fármaco con aplicador

La vía intravaginal es una forma de administración de fármacos, o aplicación de artefactos, para que actúen localmente química o mecánicamente en el área interior de la vagina.

Historia[editar]

Existen una serie de documentos antiguos (texto médico chino del 2700 A.E.C., el papiro de Kahun o de Petrie —1850 A.E.C.—, el papiro de Ebers —1550 A.E.C., el Génesis y el Talmud—) que describen distintos métodos para introducir sustancias en la vagina tales como el empleo de cremas vaginales, tampones medicados o sustancias para evitar la concepción.[1]

Tipos de fármacos de aplicación intravaginal[editar]

Formas farmacéuticas[editar]

Crema vaginal con clotrimazol 2% y aplicadores de plástico en un tratamiento antimicótico de tres días.

Mecánicos[editar]

Dispositivos auxiliares[editar]

Muchos fármacos, sobre todo aquellos empleados en micosis, o infecciones bacterianas, deben ser administrados con aplicadores especiales que vienen incluidos en la caja.

Referencias[editar]

  1. Velasco Martín, Alfonso; Alsásua del Valle, A.; (et al) (2010). Farmacología Clínica y Terapéutica Médica. España: Mcgraw-Hill/Interamericana. ISBN 9788448604271. Consultado el 21 de marzo de 2018. 
  2. Sonia Tessa (18/12/16). «La pastilla que hace falta». pagina12. Consultado el 17/02/17.