Lesión de partes blandas

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Las lesiones de partes blandas son un conjunto de lesiones que afectan a los tejidos blandos, es decir, a los ligamentos, músculos, nervios, tendones y otras estructuras próximas a las articulaciones.[1][2]​Pueden deberse a un esfuerzo repentino, o realizar los mismos movimientos repetidamente.[3]​ Las lesiones de partes blandas pueden afectar a diversas partes del cuerpo, incluyendo los hombros y las extremidades (brazos, piernas, pies, y manos).[4]​ Ejemplos de lesiones de partes blandas son: síndrome del tunel del carpo, epicondilitis, tendinitis del supraespinoso, tenosinovitis de estiloides radial, desgarro muscular, distensión múscular y esguince.[3]

Diagnóstico[editar]

El diagnostico de este tipo de procesos se basa en la historia clínica y en la exploración física realizada por un médico.[3]​ En ocasiones se utilizan estudios complementarios como radiografías, ecografía o resonancia magnetica para confirmar el diagnóstico.[5][3]

Referencias[editar]

  1. Cristián Fontboté Riesco: Lesiones de partes blandas.
  2. Manual de Fisioterapia: Lesiones de partes blandas. Editorial MAD
  3. a b c d «CDC - NIOSH Publications and Products - Musculoskeletal Disorders and Workplace Factors (97-141)». www.cdc.gov. Consultado el 24 de marzo de 2016. 
  4. Kuorinka, I.; Jonsson, B.; Kilbom, A.; Vinterberg, H.; Biering-Sørensen, F.; Andersson, G.; Jørgensen, K. (1987). «Standardised Nordic questionnaires for the analysis of musculoskeletal symptoms». Applied Ergonomics 18 (3): 233-7. PMID 15676628. doi:10.1016/0003-6870(87)90010-x. 
  5. «Musculoskeletal Pain: Tendonitis, Myalgia & More | Cleveland Clinic». my.clevelandclinic.org. Consultado el 24 de marzo de 2016.