Fusil de combate

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
M14.

El fusil de combate cuyo nombre en inglés es "battle rifle" es un tipo de fusil militar de uso generalizado en los ejércitos del mundo hasta la paulatina implantación del fusil de asalto. Generalmente en occidente el calibre utilizado ha sido el 7.62 x 51 también conocido como 308.

El fusil de combate es de mayor calibre y un alcance mayor que el fusil de asalto. Y por lo tanto más adecuado para disparos de cierto alcance, considerándose eficaces a 700 metros o más sin embargo no suele ser apto para tiro en rafagas debido a la dificultad que su calibre intermedio presenta a la hora de controlar el arma durante el disparo en rafagas.

Sin embargo, estadísticamente se ha concluido que la mayoría de combates se realizan a la mitad o menos de esa distancia. Dentro de esas distancias más cortas que van de 100 a 200 metros, el fusil de asalto tiene alcance y potencia adecuado, y además aventajas al fusil de combate en cuanto al peso inferior de la munición y del arma en si misma. Especialmente el control del retroceso del arma sobre todo disparando en ráfaga. El menor peso y tamaño de la munición, permite llevar al operador del arma el doble de cartuchos con el mismo peso.

A pesar de la entrada de los fusiles de asalto, muchos ejércitos siguen utilizando estas armas, por diferentes motivos, entre ellos por falta de presupuesto o por considerarlos adecuados para continuar en servicio: De hecho los conflictos recientes en Afganistán han puesto de manifiesto la utilidad táctica de estos fusiles, puesto que las distancias de contacto son superiores que las en otros conflictos. Además la energia cinetica del proyectil permite penetrar mejor paredes u otros obstáculos en los que el enemigo pudiese querer parapetarse. Las recientes innovaciones en protección balistica hacen creer que el calibre 5.56 Nato no tenga el poder de detención suficiente.

Referencias[editar]