Clonación de especies extintas

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Ejemplares del tigre de Tasmania en un zoológico.

La clonación de especies extintas es el proceso de obtener clones de una especie extinta utilizando embriones y madres gestantes de especies cercanas a la extinta.

Uno de los objetivos previstos para la clonación fue el mamut lanudo, pero los intentos de extraer ADN de ejemplares encontrados congelados no han tenido éxito, aunque varios equipos estaban trabajando en ello.[1]

En 2001, una vaca llamada Bessie parió un gaur clonado, una especie en peligro, pero el ternero murió después de dos días.[2]

En 2003, un banteng fue clonado con éxito a partir de células congeladas años antes,[2]​ además también fueron clonados con éxito tres gatos monteses africanos a partir de embriones congelados.[3]​ Estos éxitos han dado esperanzas sobre la posibilidad de que otras especies extintas puedan ser clonadas.

De cara a esta posibilidad; las muestras de tejidos del último bucardo (Capra pyrenaica pyrenaica) fueron congelados poco antes de su muerte accidental en 2000. En 2003 se implantaron embriones, con el ADN del bucardo hembra, en ejemplares de cabra híbridos, llegando uno de ellos a término. Nació, por cesárea, un clon de bucardo pero que falleció varios minutos después por problemas pulmonares.[4]​ Un segundo intento se realizó en 2014, pero tampoco llegó a completarse con éxito.[5]

Además de especies extintas,[6]​ los investigadores también están considerando la clonación de especies en peligro de extinción como el panda gigante (Ailuropoda melanoleuca), el ocelote (Leopardus pardalis) y el guepardo (Acinonyx jubatus).

El Australian Museum de Sídney empezó un proyecto de clonación en 1999 del lobo marsupial o tigre de Tasmania (Thylacinus cynocephalus), extinto hace 65 años.[7]​ En 2002, los genetistas del museo australiano anunciaron que habían replicado el ADN del lobo marsupial con la reacción en cadena de la polimerasa. Sin embargo en el año 2005, tuvieron que parar el proyecto ya que las células no se habían conservado bien.[8]

Uno de los obstáculos en el intento de clonar especies extintas es la necesidad de encontrar ADN en perfecto estado.

Debate[editar]

Sobre la recuperación de especies extintas existe un debate donde parte de la comunidad científica lo ve como una segunda oportunidad mientras que otros creen que es un error.[4][5][3]

Véase también[editar]

Notas y referencias[editar]

  1. Ana Martínez Aguilar (9 de septiembre de 2016). «Por qué la ciencia está incumpliendo su promesa de resucitar al mamut». El Diario.es. Consultado el 15 de enero de 2017. 
  2. a b Rafael Méndez (9 de abril de 2003). «Clonado un animal en extinción mediante tejido congelado en 1980». El País (Madrid). Consultado el 15 de enero de 2017. 
  3. a b Rychard Black (23 de agosto de 2005). «Primeros gatos salvajes clonados». BBCMundo.com. Consultado el 15 de enero de 2017. 
  4. a b Ildefonso Olmedo y Paco Rego (11 de mayo de 2014). «La foto de la resurrección de una especie extinguida». El Mundo. Consultado el 15 de enero de 2017. 
  5. a b Javier Salas (12 de diciembre de 2014). «‘Celia’ no logra resucitar». El País. Consultado el 15 de enero de 2017. 
  6. «Especies extintas que los científicos quieren traer primero clonar y después resucitandolo». 20Minutos. Consultado el 15 de enero de 2017. 
  7. Julia Leigh (30 de mayo de 2002). «Back from the dead». The Guardian (en inglés). London. Archivado desde el original el 16 de octubre de 2002. Consultado el 15 de enero de 2017. 
  8. Varios autores. «http://waste.ideal.es/tasmania.htm». Waste. ideal.es. Consultado el 15 de enero de 2017.