Abstinence, be faithful, use a condom

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

La estrategia ABC (del inglés "Abstinence, Be faithful, use a Condom": Abstinencia, ser fiel, usar preservativo), también conocida como educación sexual basada en la abstinencia, es una política de educación sexual basada en una combinación de "prevención de riesgos" y reducción de daños que modifica el enfoque de la educación sexual basada en la abstinencia al incluir educación sobre el valor del sexo seguro y el métodos de control de la natalidad. La educación sexual estrictamente basada en la abstinencia promueve la abstinencia sexual hasta el matrimonio, y no enseña sobre sexo seguro o anticonceptivos. La estrategia ABC pretende enfatizar la abstinencia e incluir información sobre prácticas de sexo seguro. En términos generales, esta estrategia de educación sexual es un compromiso entre la educación solo para la abstinencia y la educación sexual integral. El enfoque ABC se desarrolló en respuesta a la creciente epidemia de VIH / SIDA en África y para prevenir la propagación de otras enfermedades de transmisión sexual. Este enfoque ha sido acreditado por algunos con la disminución del número de personas infectadas por el SIDA en Uganda, Kenia y Zimbabwe, entre otros.[1]​ Un estudio de la Universidad de Stanford en 2009 apunta a un impacto positivo.[2]

Componentes[editar]

La estrategia ABC aborda temas como las relaciones humanas, la biología básica de la reproducción humana, los métodos de sexo seguro y anticonceptivos, información sobre VIH/SIDA y el concepto de masturbación en vez de sexo. Consiste con más detalle en:

Abstinencia - El programa anima a los jóvenes a desarrollar la práctica de la abstinencia hasta el matrimonio y alienta a los participantes a adoptar normas sociales que apoyen esta práctica.

Ser fiel - Además, se alienta a practicar la fidelidad dentro de sus matrimonios y otros tipos de relaciones sexuales, eliminando las relaciones con compañeros sexuales ocasionales. Esto ha reducido la exposición a VIH, sobre todo en Uganda, donde el presidente Museveni informó que entre 1989-1995, hubo una disminución del 20% de las parejas sexuales ocasionales, y una disminución del 11% de los casos notificados de VIH.

Usar preservativo - El último componente de la estrategia ABC es "el uso correcto y consistente del preservativo." Esto a razón de la equivoca idea de seguridad que suele sostener la población al usar el preservativo, al creerse "totalmente protegidos" se aumenta el riesgo de contagio, por eso se enseña que si bien el preservativo reduce las posibilidades de contagio, no elimina el riesgo y que además los preservativos no protegen contra todas las enfermedades de transmisión sexual.

Crecimiento y popularidad en Estados Unidos[editar]

Comenzando principalmente en los años ochenta y noventa, la popularidad del programa de educación sexual "abstinencia plus" se convirtió en un método común para enseñar a los estudiantes, en los Estados Unidos, sobre la sexualidad. El programa entendió que no sería posible evitar que todas las adolescentes mantuvieran relaciones sexuales, pero aun así enfatizó que la abstinencia es la única forma garantizada de evitar embarazos no deseados y la contracción de las ETS.[3]​ En 1997, el Departamento de Salud y Servicios Humanos estableció una campaña llamada "Girl Power!" centrada en las niñas de 9 a 14 años que fomentaba la abstinencia como una forma de empoderamiento.[4]​ Para aquellos que rechazarían la abstinencia o les obligarían a tener relaciones sexuales a temprana edad, los mensajes de abstinencia solo proporcionaron pocas o ninguna esperanza para prevenir el embarazo y la diseminación de la enfermedad. Para dar cuenta de esto, algunos estados incluyeron información sobre anticonceptivos en sus programas de educación sexual junto con el estímulo para que los estudiantes se abstuvieran. De los estados que, en 1995, requirieron educación sobre abstinencia, catorce también incluyeron el uso de métodos anticonceptivos dentro del plan de estudios.[5]

En 1996, el gobierno federal aumentó los fondos para la educación de abstinencia del estado como una inclusión de la Ley de Reforma de Bienestar, la creación del Título V y el programa de abstinencia hasta el matrimonio. El aumento en el financiamiento de la abstinencia creó incentivos para que los estados mantengan estas resoluciones, que tienen más de 20 estados.[6]​ En 2006 y 2007 se otorgaron $ 176 millones anuales a programas de abstinencia exclusiva, cuyo mensaje central era retrasar la actividad sexual hasta el matrimonio, evitando la inclusión de información sobre prácticas de sexo seguro o anticoncepción. El 30 de junio de 2009, se cortaron los fondos para programas de educación solo de abstinencia, sin fondos adicionales asignados en el presupuesto del año fiscal 2010, y se impulso para la educación sexual basada en la evidencia y los programas de prevención del embarazo adolescente.[7]

Críticas[editar]

Los críticos argumentan que en muchos países las mujeres son frecuentemente infectadas por sus esposos infieles mientras están fielmente casadas, y por lo tanto, las mujeres que siguen las recomendaciones de los promotores de ABC enfrentan un mayor riesgo de infección por VIH.[8]​ Condoms, needles, and negotiation (condones, las agujas y la negociación) son un enfoque alternativo propuesto, como SAVE (prácticas más seguras, medicamentos disponibles, pruebas y asesoramiento voluntarios y empoderamiento a través de la educación en inglés).[9]​ Los críticos también alegan que la estrategia pasa por alto las causas sociales, políticas y económicas de la epidemia y las poblaciones vulnerables, por ejemplo. las trabajadoras del sexo y "aquellas que no tienen la capacidad de negociar sexo seguro", así como los grupos de riesgo como los homosexuales y los usuarios de drogas intravenosas.

Referencias[editar]

  1. Green, Edward C.; Halperin, Daniel T.; Nantulya, Vinand; Hogle, Janice A. (11 de mayo de 2006). «Uganda's HIV Prevention Success: The Role of Sexual Behavior Change and the National Response». AIDS and Behavior (en inglés) 10 (4): 335-346. ISSN 1090-7165. PMC PMC1544373 |pmc= incorrecto (ayuda). PMID 16688475. doi:10.1007/s10461-006-9073-y. Consultado el 12 de junio de 2018. 
  2. Bendavid, Eran; Bhattacharya, Jayanta (2009). «The President's Emergency Plan for AIDS Relief in Africa: An Evaluation of Outcomes». Annals of Internal Medicine 150 (10): 688-95. PMC 2892894. PMID 19349625. doi:10.1059/0003-4819-150-10-200905190-00117. Resumen divulgativoFreeman Spogli Institute for International Studies (April 6, 2009). 
  3. Ashbee, Edward (2007). The Bush Administration, Sex and the Moral Agenda. New York: Manchester UP. 
  4. «A National Strategy to Prevent Teen Pregnancy». ASPE (en inglés). 16 de noviembre de 2016. Consultado el 12 de junio de 2018. 
  5. «Sex Education and Abstinence: Programs and Evaluation». Children and Youth Services Review (en inglés) 19 (5-6): 327-339. 1 de enero de 1997. ISSN 0190-7409. doi:10.1016/S0190-7409(97)00021-2. Consultado el 12 de junio de 2018. 
  6. Carr, Jillian B.; Packham, Analisa (26 de febrero de 2016). «The Effects of State-Mandated Abstinence-Based Sex Education on Teen Health Outcomes». Health Economics (en inglés) 26 (4): 403-420. ISSN 1057-9230. doi:10.1002/hec.3315. Consultado el 12 de junio de 2018. 
  7. Stanger-Hall, Kathrin F.; Hall, David W. (14 de octubre de 2011). «Abstinence-Only Education and Teen Pregnancy Rates: Why We Need Comprehensive Sex Education in the U.S». PLoS ONE 6 (10). ISSN 1932-6203. PMC PMC3194801 |pmc= incorrecto (ayuda). PMID 22022362. doi:10.1371/journal.pone.0024658. Consultado el 12 de junio de 2018. 
  8. «Does 'CNN' (Condoms, Needles, Negotiation) Work Better than 'ABC' (Abstinence, Being Faithful and Condom Use) in Attacking the AIDS Epidemic?». Guttmacher Institute (en inglés). 14 de abril de 2005. Consultado el 12 de junio de 2018. 
  9. «http://www.anerela.org/prevention-model.html». www.anerela.org (en turco). Consultado el 12 de junio de 2018.