SkyActiv

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Mazda Skyactiv es una plataforma de automóvil desarrollada por el fabricante de automóviles japonés Mazda, caracterizada por su rigidez, ligereza, y la utilización de una avanzada tecnología en cuanto a motores y transmisiones. El objetivo de esta nueva plataforma es reducir las emisiones y el consumo de combustible en los futuros automóviles que el fabricante japonés comercialice en el mercado. El primer modelo con plataforma y tecnología Skyactiv es el Mazda CX-5, que se presentó en público en el Salón del Automóvil de Frankfurt de 2011 y que está en el mercado desde mediados de 2012.

Mazda CX-5

Tecnología Skyactiv[editar]

La plataforma Skyactiv incorpora todo un conjunto de tecnología que apuesta por optimizar lo ya conocido. Es decir, Mazda apuesta principalmente por coches con motores de combustión en lugar de los vehículos eléctricos, híbridos o movidos por pila de combustible. El objetivo es mejorar el motor de combustión interna y todos sus elementos adyacentes, teniendo en cuenta que los motores de combustión interna todavía desaprovechan un porcentaje muy alto de la energía que contiene el combustible, debido a su poca eficiencia térmica. Pero la tecnología Skyactiv va más allá de la optimización de los motores. Reinventa el proceso integral de desarrollo e ingeniería de un vehículo. La tecnología Skyactiv permite fabricar cajas de cambio más efectivas, ligeras, con componentes que generan menos fricción interna. La nueva carrocería Skyactiv es un 8% más liviana y un 30% rígida y el chasis reduce un 14% su peso. Todo ello contribuye a una mayor eficiencia y un mayor respeto medioambiental, así como un mejor comportamiento dinámico.

Carrocería y chasis Skyactiv[editar]

Plataforma Skyactiv para automóvil

Uno de los objetivos de la tecnología Skyactiv es reducir el peso de los coches pero evitando utilizar materiales exclusivos y muchas veces caros como la fibra de carbono o el aluminio. Esta fijación hacia lo liviano es lo que Mazda denomina “la estrategia del gramo”. La firma japonesa quiere que los coches de su nueva generación sean 100 kg. más ligeros que los actuales.

La nueva plataforma Skyactiv, además de su ligereza, también se caracteriza por tener un diseño con gran presencia de líneas rectas, que dan más continuidad a la parte delantera y trasera del coche y contribuyen a una mayor rigidez de la estructura. La parte superior de la carrocería se ha diseñado de forma que los pilares crean cuatro estructuras en forma de anillo que contribuyen a mejorar la rigidez general y la seguridad del coche. La utilización de acero de alta resistencia y el montaje de la carrocería mediante soldadura por puntos también han contribuido a mejorar estos dos aspectos.

Otros cambios que presenta la nueva plataforma Skyactiv es la introducción de una dirección asistida eléctrica (EPAS) y la modificación de la geometría de la suspensión trasera. El punto de pivote del brazo de suspensión se coloca ahora en una posición más elevada, para absorber mejor los impactos de la carretera y minimizar el cabeceo del coche en las frenadas. Todos estos ajustes se traducen en un chasis más ligero (un 14% más liviano con respecto al chasis del Mazda6 de 2010) y más rígido.

Motor de gasolina Skyactiv-G[editar]

Motor de gasolina Skyactiv-G

La nueva plataforma Skyactiv puede montar motores de gasolina o diésel. El nuevo motor de gasolina de Mazda, con tecnología Skyactiv, se ha construido a partir del actual MZR 2.0. Es un motor de 4 cilindros, que eroga 165 CV a 6.000 r.p.m y ofrece un par motor de 210Nm a 4.000 r.p.m. La principal novedad de este motor es su extraordinaria relación de compresión: 14,0:1. Una relación de compresión así sólo se ha visto en motores de alta competición, nunca en un vehículo de serie.

Una alta relación de compresión en un motor de gasolina mejora la eficiencia térmica y como consecuencia, baja el consumo de combustible. Pero también provoca fácilmente el picado de válvulas o “autoencendido” debido a la cantidad y superior presión de los gases residuales calientes presentes en la cámara de combustión. Para solucionar este aspecto, Mazda ha diseñado un nuevo colector de escape 4-2-1 relativamente largo, que evacua mejor los gases y evita que retornen al interior de la cámara de combustión. También se ha mejorado la pulverización del combustible, se ha acortado la duración de la combustión y se han añadido cavidades a los pistones para hacer la combustión más rápida, minimizando así el efecto de autoencendido.

El motor de gasolina Skyactiv-G también se caracteriza por funcionar con unas mínimas “pérdidas de bombeo”, que básicamente es el vacío que se produce en la cámara de combustión cuando el pistón inicia su carrera descendente. Estas “perdidas de bombeo”, que perjudican la eficiencia del motor, se eliminan mediante un sistema de sincronización secuencial de las válvulas de admisión y escape (S-VT).

El nuevo motor con tecnología Skyactiv monta pistones y bielas más ligeros. Como consume menos energía para funcionar, el consumo de combustible también es inferior.

El Mazda2 que se comercializa exclusivamente en Japón, conocido como Mazda Demio, es el primer coche que incorpora motor con tecnología Skyactiv. Se trata de un Skyactiv-G de 1.3 litros de cilindrada e inyección directa de gasolina. Su consumo es de 3,3 litros/100 kilómetros (30 kilómetros por litro).

Motor diésel Skyactiv-D[editar]

Motor diésel Skyactiv-D

El nuevo motor diésel con tecnología Skyactiv se caracteriza por lo contrario de su hermano de gasolina: su baja relación de compresión (motores): 14,0 a 1.

Una baja relación de compresión (motores) reduce la temperatura y la presión de combustión cuando el pistón está en punto muerto superior. Así, la ignición es más lenta y se mejora la mezcla del aire y el combustible. De esta manera, la combustión es más uniforme, limpia y genera menos consumo y residuos contaminantes .

La baja relación de compresión (motores) también se traduce en una menor tensión en los componentes y esto permite reducir el peso. Las paredes de la culata (motor) de este motor son más delgadas, mientras que su bloque de cilindro (motor) es de aluminio.

Una baja relación de compresión (motor) en un motor diésel provoca generalmente problemas a la hora de arrancar en frío. Para solucionar este aspecto, Mazda ha equipado este motor con bujías incandescentes cerámicas, piezoinyectores de orificios múltiples y un sistema de control variable de las válvula de escape.

Transmisiones Skyactiv Drive y MT[editar]

Transmisión automática Skyactiv-Drive

El conjunto de tecnologías Skyactiv se completa con una nueva generación de transmisiones, manuales y automáticas, más efectivas y ligeras.

La transmisión automática Skyactiv- Drive es de seis velocidades, y basa su funcionamiento en un convertidor de par de nuevo desarrollo, que produce un interbloqueo más temprano del motor y la transmisión. De esta manera, se elimina la pérdida de potencia en la aceleración y se genera un tacto más directo.

La nueva transmisión también ahorra combustible. Mazda calcula que mejora el consumo entre un 4 y un 7%. Este transmisión automática combina las ventajas de un cambio automático convencional, una transmisión variable continua o CVT y una caja de cambios de doble embrague. Se puede montar asociado tanto con el motor de gasolina como con el diésel.

Por otro lado, el cambio de marchas manual Skyactiv-MT es de seis velocidades y se caracteriza por su compacidad y ligereza. Utiliza un mismo engranaje primario para la primera y la marcha atrás, o para la segunda y la tercera, entre otras cosas.

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]