San Pascualito

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

San Pascualito (conocido también como San Pascualito Muerte y San Pascual Rey) es un santo popular relacionado con San Pascual Baylón. Es venerado en Guatemala y el estado mexicano de Chiapas en forma de un esqueleto, tal vez llevando una capa o una corona. Es posible que las raíces de la tradición de San Pascualito daten de la época precolombina, y que él represente un dios de la muerte prehispánico.[1] La Iglesia Católica no lo reconoce como santo y rechaza su veneración.

Historia[editar]

Según el historiador Francisco Antonio de Fuentes y Guzmán, el nombre de San Pascualito viene del fraile Pascual Baylón de España. En 1650, un guatemalteco indígena de San Antonio Aguacaliente (actualmente Ciudad Vieja) estaba muriendo de una fiebre epidémica llamada cucumatz en kaqchikel. Había recibido la extremaunción cuando tuvo una visión de un esqueleto alto y vestido en ropas brillantes. La figura se presentó como «San Pascual Baylón», aunque Baylón no fuera canonizado hasta 1690. (Fue beatificado en 1618.) Prometió que intercedería para llevarse el azote de cucumatz si la comunidad le adoptaba como patrón y veneraba su imagen. Como prueba de su identidad, predijo que en nueve días el hombre enfermo moriría y que la epidemia terminara. Cuando el hombre falleció en el período predicho y la epidemia pasó, el rumor de la visión comenzó correr. Las imágenes de San Pascualito se hicieron populares a pesar de una prohibición por la inquisición española.

Veneración[editar]

Una capilla en Olintepeque, Guatemala se dedica a la veneración del Rey San Pascual. Los fieles dejan notas de agradecimiento, capas y velas. El color de la vela puede significar la natura de la petición: roja para amor, rosa para salud, amarilla para protección, verde para negocio, azul para trabajo, celeste para dinero, púrpura para ayuda contra vicios, blanco para protección de niños y negro para venganza. Una festividad se celebra el 17 de mayo, la festividad de San Pascual Baylón.

Otra réplica sagrada, representada por un esqueleto sentado en una carreta, se encuentra en la iglesia de San Pascualito, en Tuxtla Gutiérrez, la capital de Chiapas.

Literatura[editar]

En la novela El tiempo principia en Xibalbá escrita por el autor guatemalteco Luis de Líon (José Luis de León Díaz), el personaje de Pascual representa a San Pascualito.

Referencias[editar]

General
  • Lomnitz, Claudio (2006). Idea de La Muerte En Mexico. Fondo de Cultura Economica. pp. 461–463. ISBN 968168298X. 
  • Arriola, Aura Marina (2003). La religiosidad popular en la frontera sur de México. Plaza y Valdes. pp. 25–26. ISBN 9707222298. 
Especifica
  1. Ruz, Mario Humberto (2006). De la mano de lo sacro: santos y demonios en el mundo Maya. UNAM. p. 38. ISBN 9703232248.