Rímel

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Un tubo de rímel junto al cepillo aplicador.

La máscara de pestañas o el rímel (término derivado de la marca registrada Rimmel) es un cosmético usado para oscurecer, espesar y definir las pestañas.

Los colores, tintas y fórmulas usados en la elaboración de la máscara de pestañas son diversos. Algunos de los ingredientes utilizados en su fabricación incluyen agua, expansores de cera, formadores de películas y conservantes.

El rímel viene en tres formatos: crema, pastillas y líquido. La máscara de pestañas líquida es la más común, debido a que su envase tubular suele incluir un cepillo que facilita la aplicación. Estos cepillos pueden ser rectos o curvos y poseen cerdas finas o gruesas. Algunos aplicadores contienen fibras de rayón o nylon para alargar las pestañas.

Historia[editar]

La primera máscara de pestañas fue inventada por el empresario francés Eugène Rimmel en el siglo XIX [cita requerida]. El rímel moderno fue creado en 1913 por el químico T. L. Williams para su hermana Mabel [cita requerida]. Estaba hecho de polvo de carbón mezclado con vaselina de petróleo [cita requerida]. El producto fue un éxito con Mabel y Williams comenzó a venderlo a través del correo. Su empresa, Maybelline, se convirtió finalmente en la principal compañía de cosméticos [cita requerida].

Las consumidoras solían humedecer un pincel, lo frotaban sobre sobre una pastilla de rímel y luego lo aplicaban en los ojos. El tubo moderno y el cepillo aplicador no aparecieron hasta el año 1957, cuando fue introducido al mercado por la empresaria Helena Rubinstein [cita requerida].

Composición[editar]

Las máscaras de pestañas a prueba de agua poseen una composición basada en un solvente volátil (isododecano), ceras de origen animal (cera de abejas), ceras de origen vegetal (cera de carnaúba), ceras de origen mineral (parafina), pigmentos (óxido de hierro) y polímeros fijadores. Este tipo de máscaras no contienen grupos funcionales sensibles al agua, ofreciendo una excelente resistencia a las lágrimas, el sudor o la lluvia. El rímel resistente al agua sólo puede ser removido con un quitador de maquillaje específico, capaz de diluir la película de máscara formada en las pestañas.

El rímel no resistente al agua está basado en agua, surfactantes suaves, ceras animales, vegetales y minerales, además de pigmentos, polímeros espesores y conservantes. Estas máscaras son capaces de soportar las lágrimas, pero pueden ser removidas fácilmente con un poco de agua y jabón.

Las máscaras a prueba de agua son similares a la pintura al óleo o a base de solventes. Por el contrario, el rímel no resistente al agua es parecido a la pintura a base de agua. Aquellas máscaras con un nivel intermedio de resistencia al agua contienen dispersiones de polímeros.

La máscara aplicada en las pestañas.

El rímel que contiene fibras de nylon puede darle a las pestañas una mejor y más duradera apariencia porque se adhiere a la pestaña como pequeñas extensiones. La provitamina B5 actúa como acondicionador para las pestañas, otorgándoles un aspecto más suave y natural.

Uso[editar]

El cepillo aplicador debe ser sumergido en el tubo de máscara y luego se frota desde la base de las pestañas hasta la punta. El cepillo está hecho de plástico y es de uso personal.

Al aplicar el rímel sólo en la punta de las pestañas se logra el efecto de ojos más grandes, si se usa sólo en las pestañas de abajo, el ojo suele verse más ancho.

Otro de los propósitos de la máscara de pestañas es la de rizarlas. El largo de las pestañas también puede incrementarse al reaplicar el rímel luego de dos o tres minutos. La humedad de algunas máscaras puede causar que las pestañas de estiren durante la aplicación, lo que es fácilmente resuelto al usar un rímel a prueba de agua con una fórmula más seca.

Por seguridad y cuestiones de salud, el rímel debiera ser desechado luego tres meses abierto el envase.

Enlaces externos[editar]