Postigo del Aceite

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Imagen del postigo en la actualidad.
Mercado junto al postigo en una obra de Joaquín Turina en 1907 (Museo Thyssen de Málaga).

El postigo del Aceite (conocido en tiempos musulmanes como bad al-Qatay) es junto con la puerta de la Macarena y la Puerta de Córdoba los tres únicos accesos que se conservan en la actualidad de los que tuvieron las murallas de Sevilla, Andalucía, España.

Está situado en la antigua zona del Puerto de Indias, junto al edificio de Correos, en el barrio del Arenal de Sevilla, entre la calle Dos de Mayo y la calle Almirantazgo, lindando con las Reales Atarazanas de Sevilla.

Historia[editar]

Fue construido en el año 1107, en tiempos de Ben Yusuf, y reformado en 1572-1573 por el arquitecto Benvenuto Tortello, bajo el mandato del Francisco Zapata y Cisneros, I conde de Barajas, que entonces ejercía el cargo de alcalde de la ciudad. Era conocido así ya que era el lugar por donde entraba el aceite a la ciudad. En el siglo XVIII se abrió en su costado derecho una pequeña capilla donde hay un retablo barroco con la imagen de una Inmaculada Concepción atribuida a Pedro Roldán.

En el siglo XII tuvo una función diferente, y era conocida como bad al-Qatay (puerta de Barcos), ya que los almohades levantaron al lado las atarazanas para la construcción de navíos; más adelante consta en algunas fuentes como puerta de la Alhóndiga, puerta del Aceite o puerta de la Aceituna.

Los accesos de la muralla se dividían en puertas y postigos, definiéndose los postigos como las puertas no principales de la ciudad o villa. Este lugar también es conocido en Sevilla como arco del Postigo.

Gran parte de la muralla fue demolida por el Ayuntamiento de Sevilla en el siglo XIX con motivo de la nueva urbanización y ensanche de la ciudad. En la actualidad sólo permanecen completos la puerta de la Macarena y este postigo, y se conservan pequeños restos de lo que fueron la puerta Real, la puerta de Córdoba y el postigo del Carbón.

Por el entorno arquitectóncio y la estrechez, es uno de los puntos favoritos de los cofrades para ver pasar las Hermandades de la Semana Santa de Sevilla.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]