Isla de Sacrificios

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Coordenadas: 19°10′29″N 96°05′32″O / 19.17472, -96.09222

Isla de Sacrificios

Isla de Sacrificios es una isla mexicana que se localiza en el golfo de México, muy cerca del puerto de Veracruz. Mide aproximadamente 450 m de largo y 198 m de ancho.[1] Forma parte del Parque Marino Nacional Sistema Arrecifal Veracruzano, su acceso está cerrado al público y está protegida por la Secretaría de Marina.[2]

Historia[editar]

Se han encontrado cientos de figurillas prehispánicas, vasos, y vasijas polomizas y de pasta fina. En el Período Posclásico mesoamericano, la isla fue utilizada por los totonacas para efectuar adoraciones y ceremonias. Prueba de esto, son los entierros y basamentos piramidales que se hallaron y documentaron. Las principales investigaciones arqueológicas fueron realizadas por Alfonso Medellín Zenil. En 1518, la expedición comandada por Juan de Grijalva registró la isla en sus cartas naúticas, a partir de entonces, fue bautizada con su nombre actual:

Y yendo más adelante vimos otra isla algo mayor que las demás, y estaría de tierra obra de legua y media, y allí enfrente de ella había buen surgidero. Y mandó el general que surgiésemos. Y echados los batles en el agua, fue Juan de Grijalva, con muchos de nosotros los soldados, a ver la isleta, porque habían humos en ella, y hallamos dos casa hechas de cal y canto, bien labradas, y en cada casa unas gradas, por donde subían a unos como altares, y en aquellos altares tenían unos ídolos de malas figuras, que eran sus dioses. Y allí hallamos sacrificados de aquella noche cinco indios, y estaban abiertos por los pechos y cortados los brazos y los muslos, y las paredes de las casas llenas de sangre. De todo lo cual nos admiramos en gran manera, y pusimos nombre a esta isleta de Sacrificios, y así está en las cartas de marear.

Bernal Díaz del Castillo.[3]

Durante la época colonial fue utilizada como un punto para reparar embarcaciones, así como para preparar ataques al fuerte de San Juan de Ulúa y al puerto de Veracruz. En 1836, fue utilizada por las franceses durante la Guerra de los Pasteles como punto estatégico y como cementerio, agrupando los entierros en un monumento conocido como El Polvorín. Asimismo fue utilizada por los estadounidenses durante la intervención de 1846-1848 y durante ocupación de 1914.[2]

Flora y fauna[editar]

Existen 123 especies de algas rojas y 70 especies de algas verdes. Uva de mar, guayabos y platanares. Existen cincuenta y dos familias de caracoles duros, se han observado tortugas de carey desovando en las playas. A la isla llegan ochenta y un especies de aves, destacando los pelícanos, cormoranes, fragatas, garzas grises, gavilanes pescadores y halcones peregrinos.[1]

Referencias[editar]

  1. a b Gabriela Cortés Delgado. «La isla en disputa». La Jornada Ecológica. Consultado el 19 de junio de 2011.
  2. a b «Parque Marino Nacional Sistema Arrecifal Veracruzano». Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca. Instituto Nacional de Ecología. Consultado el 19 de junio de 2011.
  3. Díaz del Castillo, 2007; 24

Bibliografía[editar]

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]