Guy Môquet

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Guy Môquet (n. el 26 de abril de 1924 - f. 22 de octubre de 1941) fue un militante comunista, famoso por ser el más joven de los veintisiete prisioneros del campo de Châteaubriant fusilados en represalia por la muerte de Karl Hotz.

La familia Môquet[editar]

Guy Môquet era hijo de Prosper Môquet, un sindicalista ferroviario y diputado comunista por el distrito 17 de París. Dado que el Partido Comunista Francés había sido disuelto por su apoyo al Pacto Molotov-Ribbentrop, Prosper fue arrestado el 10 de octubre de 1939 y posteriormente expulsado de su cargo y enviado a un campo de concentración francés en Argelia.

Biografía[editar]

Guy Môquet era un ferviente militante de las Juventudes Comunistas, conocido en su círculo por su afición a escribir poemas y su habilidad en varias disciplinas deportivas.

Los comunistas franceses habían adoptado la postura de la URSS, que consideraba la guerra un conflicto imperialista opuesto a los intereses de la clase obrera. Numerosos militantes comunistas, entre ellos el padre de Guy Môquet, fueron apresados por esta negativa bajo la acusación de sabotaje. Tras la derrota francesa, los ocupantes alemanes mantuvieron encarcelados a los comunistas presos bajo la III República. Este hecho afianzó a Guy Môquet en su militancia. Si bien hasta entonces se había mantenido escondido fuera de París con su madre y su hermano, se decide a regresar solo a París en 1939. Reivindica la liberación de su padre y, tras la instauración del régimen de Vichy, prosigue una campaña de oposición al gobierno y distribución de propaganda.

Es arrestado con dieciséis años el 15 de octubre de 1940 en la estación de metro Gare de l'Est por tres policías franceses en el marco del decreto ley Daladier contra la propaganda comunista. Es enviado al campo de Châteaubriand, donde entra en contacto con otros militantes comunistas.

El 20 de octubre de 1941, Karl Hotz, comandante de las tropas de ocupación en Nantes, es ejecutado por jóvenes comunistas. El general von Stülpnagel, comandante de las fuerzas de ocupación en Francia, decide de tomar en represalia a cincuenta rehenes, escogidos por el ministro del interior del gobierno de Pétain, Pierre Pucheu, entre los prisioneros políticos del momento. El más joven de ellos era Guy Môquet, que sufriría un desvanecimiento en la ejecución que tuvo lugar dos días después.

Correspondencia[editar]

Durante todo su periodo de detención en Châteaubriand, Guy Môquet mandó una considerable cantidad de correspondencia a su familia cercana. Su escrito más famoso es el poema que dedicó a sus padres y hermanos la víspera de su ejecución y que comienza así:

"Ma petite maman chérie,

mon tout petit frère adoré,

mon petit papa aimé,

Je vais mourir!"

Traducción:

"¡Mamita mía querida,

hermanito mío adorado,

papaíto mío amado

Voy a morir!"

También son conocidas las líneas dirigidas a una joven del campo de mujeres colindante que dicen:

"Ma petite Odette,

Je vais mourir avec mes 26 camarades, nous sommes courageux. Ce que je regrette est de n'avoir pas eu ce que tu m'as promis"

Traducción:

"Mi pequeña Odette,

Voy a morir con mis 26 compañeros, somos valientes. Lo que lamento es que no tendré lo que me has prometido"

Conmemoraciones[editar]

El 22 de octubre de 1944, primer aniversario de los fusilamientos tras la liberación de Francia, el PCF organiza la primera ceremonia de conmemoración, a la que asisten varias fuerzas de la Resistencia. Las ceremonias se repitieron anualmente a partir de entonces, si bien desde 1947 la guerra fría rompió la unidad en dos bandos, el oficial y el comunista, que pasaron a rendir tributos separados. Se volverían a unir en 1981.

En París, el acto principal del 22 de octubre consiste en una reunión ante la casa de la familia Môquet en la calle Baron de París.

Una calle del distrito 17 y una estación de metro fueron bautizadas en su honor en 1946. Fuera de París hay varios edificios y calles con el nombre de Guy Môquet, entre ellos un colegio en Châteaubriand y un estadio en Drancy.

El nombre de Guy Môquet fue evocado por Nicolas Sarkozy en la campaña que le llevaría a la presidencia de Francia. Marie-George Buffet, candidata apoyada por los comunistas, protestó contra lo que consideraba una utilización indebida de su memoria.

En la investidura de Sarkozy, y tras una homenaje a Guy Môquet, el nuevo presidente anunció que haría leer su carta de despedida en todos los colegios del país. Destacó el patriotismo de «un joven de diecisiete años que da su vida por Francia, (...) un ejemplo no sólo del pasado sino para el futuro». La iniciativa suscitó reacciones encontradas, desde la felicitación del Partido Comunista Francés y del diario izquierdista Libération hasta la crítica del Comité de vigilance face aux usages publics de l'histoire (Comité de Vigilancia sobre el Uso Público de la Historia).

Su historia, en pantalla[editar]

Su muerte se recoge en un corto, siendo Môquet interpetado por el joven actor francés Jean-Baptiste Maunier.