Gran Mahele

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El Gran Mahele (literalmente, "división") o simplemente Mahele, fue el acto de redistribución de la tierra de Hawaii propuesto por el rey Kamehameha III en la década de 1830 y promulgada en 1848.

El Gran Mahele fue parte de un conjunto de medidas sociales que se hicieron para intentar modernizar el Reino de Hawaii, ante los cambios producidos tras la muerte de Kamehameha el Grande y la cada vez más evidente influencia occidental en las islas. Además de Mahele se intentaron redactar proyectos de una constitución y una declaración de derechos.

Proyecto de Ley de Declaración de Derechos de Hawaii de 1839[editar]

El proyecto de ley 1839 de Declaración de Derechos, también conocida como la Constitución de 1839, fue un intento de Kamehameha III y sus jefes para garantizar que los hawaianos no perdieran las tierras, y siempre bajo la base de un sistema de libre empresa. El documento, que tenía un código adjunto de leyes, fue elaborado por la escuela misionera Lahainaluna y revisado por el Consejo de Jefes y firmado por el Kamehameha III en junio de 1839.

Constitución de la Hawaii de 1840 y Gran Mahele de 1848[editar]

La Constitución de 1840 estableció que las tierras de Hawaii pertenecerían a los hawaianos como propietarios aunque serían gestionadas por el Rey. La Constitución, en el plano político, estableció la división de poderes ejecutivo, legislativo y judicial.

Toda esta legislación acabó ocasionando una revuelta de los jefes tribales, temerosos de perder sus privilegios. Se reunieron 245 jefes para repartirse las tierras de Hawaii entre sí. El Mahele abolió el anterior sistema semifeudal e hizo un reparto nuevo de las tierras; el 23% de la tierra fue para el rey (llamado tierras de la corona), el 40% compuesto por tierras konohiki se dividió entre los 245 jefes, y el 37% fue declarado tierras del gobierno, que se concederían a los comuneros que trabajaban la tierra. Una Comisión de la Tierra y el nombrado Tribunal de Reclamaciones administraría la división de la tierra. Al final, lo cierto es que la mayor parte de esta tierra fue vendida o alquilada a extranjeros.

Ley de Propiedad de la Tierra Extranjera[editar]

El 10 de julio de 1850 se aprobó la Ley de Propiedad de la tierra extranjera, aprovechando un viaje al extranjero del Rey, esta Ley fue redactada por el Jefe de Justicia William Little Lee. La justificación era la promesa de prosperidad como resultado de una afluencia de capital muy necesario y de trabajadores extranjeros.

Ley de Kuleana[editar]

Una de las disposiciones notables de la Mahele fue la Ley de Kuleana del 6 de agosto de 1850. Según esta disposición, a los plebeyos se les permitió solicitar el título de la tierra que cultivaban y vivían (llamada Kuleana; equivalente más o menos a granja). Sin embargo, también abolió el derecho de los cultivos y pastos en las tierras comunales de la corona o el gobierno.

El problema es que la propiedad de la tierra era un concepto desconocido para los plebeyos, y muchos no entendieron la necesidad de hacer un reclamo por la tierra en la que trabajaban y vivían. Comprender esta necesidad de reclamación de la tierra, dependía de que el agricultor se enterara por el boca a boca o por su capacidad de leer. Además, hacer el reclamo Kuleana también requería dinero y era necesario que dos testigos declararan sobre los extremos alegados por el agricultor correspondiente. Todo esto hizo que muy pocos hawaianos reclamaran su Kuleana y al final, lo que ocurrió es que los hawaianos se quedaron con extensiones de tierra ridículas y la mayor parte de las tierras acabó en manos extranjeras.