Federico Heinlein

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Federico Heinlein Funcke
Federico Heinlein.jpg
Federico Heinlein Funcke
Nombre Federico Heinlein Funcke
Nacimiento 25 de enero de 1912
Berlín Bandera de Alemania
Fallecimiento 23 de marzo de 1999
Santiago Bandera de Chile
Ocupación Compositor y Periodista
Premios Premio Nacional de Artes Musicales de Chile en 1986.

Federico Heinlein Funcke (* Berlín, 25 de enero de 1912 - Santiago, 23 de marzo de 1999), Compositor y Periodista chileno, Premio Nacional de Artes Musicales 1986.

Biografía[editar]

Hijo de padres emigrados a Sudamérica en la década de 1880, radicados primero en Venezuela y luego en Argentina, hacia 1892. La familia regresó a Alemania años antes de la primera guerra mundial, retornando a Buenos Aires al término de aquélla. Federico Heinlein realizó sus primeros estudios de música, piano, teoría, armo­nía y orquestación en la capital argentina y los continuó, entre 1929 y 1934, en el Sternsches Konservatorium de Berlín; allí estudió composición con los profesores Wilheim Klatte y Paul Graener.

Simultáneamente cursó historia de la música y musi­cología con Arnold Schering y Friedrich Blume, en la Frie­drich Wilhelms Universität, hoy la Humboldt-Universität zu Berlin. De regreso a Buenos Aires traba­jó, entre 1935 y 1940, como asistente de los maestros Fritz Busch y Erich Kleiber en el Teatro Colón, completando así su sólida formación profesional. En 1940 viajó a Chile y se ave­cindó en Viña del Mar, donde enseñaba interpretación musi­cal y solía acompañar a diferentes solistas. En 1949 viajó a Inglaterra para perfeccionar sus conocimientos en la Escuela de Verano de Blandford, donde estudió con Nadia Boulanger, Thurston Dart y Anthony Hopkins.

El prestigio alcanzado en Viña del Mar como músico lo llevó a la capital con frecuen­cia, estableciéndose definitivamente en Santiago en 1952. Aquí participó en recitales, acompañando a distinguidos intér­pretes nacionales y extranjeros e integrando grupos de música de cámara; también dictaba clases en la Escuela Moderna de Música.

Conservatorio Nacional[editar]

En 1954 fue llamado por la Facultad de Ciencias y Artes Musicales de la Universidad de Chile para enseñar com­posición e instrumentos, jubilándose en esa institución en 1989. Entre 1960 y 1962 también dictó clases en la Universi­dad Católica de Santiago. Además de intérprete y profesor, Heinlein ejerció ampliamente como crítico; así, en 1952 hacía la crítica musical de la revista Pro Arte de Santiago y a partir de 1954 fue crítico de música y danza del diario El Mercurio, también de esa capital. Desde 1957 era miembro del Círculo de Críticos de Arte, del que fue presidente.

En 1950 se dio a conocer como compositor con ocasión del estreno de sus Dos canciones sobre motivos populares; desde entonces numerosas obras suyas se estrenaron en el país, siendo varias de ellas editadas, grabadas y galardonadas en dife­rentes concursos y festivales. Asimismo recibió encargo de obras por parte de distintas instituciones e intérpretes chilenos y extranjeros. Fue miembro de la Asociación Nacional de Compositores desde 1952, y como tal, y como catedrático de la Universidad de Chile representó al país en numerosos even­tos internacionales (Tribuna Internacional de Compositores de la Unesco, Congreso Internacional sobre Teatro Contemporá­neo, Asamblea General de la Sociedad Internacional de Músi­ca Contemporánea, SIMC). Igualmente, fue invitado por uni­versidades norteamericanas a dictar conferencias de su especialidad. Se le otorgó la nacionalidad en 1960. Entre otras distinciones recibió el Premio Nacional de Arte de 1986.

Obras[editar]

En su catálogo Heinlein consigna 58 creaciones, varias de las cuales poseen dos versiones. A este conjunto de compo­siciones habría que agregar otro grupo importante que el autor dejó fuera de catálogo, como es un gran número de canciones, un Te Deum para solistas, coro y orquesta, una Missa y varias obras más. En su preferencia por la música vocal se trasluce su amor hacia la poesía; prueba de ello es la utilización de textos de numerosos autores, principalmen­te de habla castellana y alemana. El compositor se siente particularmente atraído por la música destinada a espacios íntimos, y en sus obras, siempre rigurosamente construidas, muestra un eclecticismo que va del tonalismo al serialismo dodecafónico, resultado de sus necesidades expresivas.

Véase también[editar]

Referencias[editar]