Elephas maximus asurus

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Commons-emblem-notice.svg
 
Elefante sírio
Elephant Attacking a Feline.jpg
Mosaico representando a un elefante atacando a un felino, procedente de la Siria romana.
Estado de conservación
EX[1]
Clasificación científica
Reino: Animalia
Filo: Chordata
Clase: Mammalia
Orden: Proboscidea
Familia: Elephantidae
Género: Elephas
Especie: Elephas maximus
Subespecie: Elephas maximus asurus[2]
Deraniyagala, 1950

El elefante sirio (Elephas maximus asurus) es una subespecie extinta de elefante asiático, de la que constituía su población más occidental, antes de extinguirse durante la antigüedad.[1] Restos del esqueleto de E. m. asurus se han recuperado en el Medio Oriente (Turquía, Iraq y Siria) en un rango temporal que va desde hace tres millones de años hasta 100 años a.C.[3]

Los antiguos artesanos sirios usaron los colmillos de E. m. asurus pare elaborar tallas en marfil. En Siria, la producción de objetos con marfil alcanzó su máximo durante el primer milenio antes de Cristo, época en la que los arameos realizaron espléndidas incrustaciones de marfil para muebles. La cacería intensiva de los elefantes sirios por su marfil acabó desapareciéndolos por el año 100 a.C.

Descripción[editar]

Los elefantes sirios estuvieron entre las mayores subespecies de elefantes asiáticos que hayan sobrevivido en tiempos históricos, midiendo 3.5 metros o más de altura hasta los hombros. Los restos óseos no muestran mayor diferencia respecto a los elefantes indios, excepto por el tamaño.

Controversia[editar]

Los elefantes "sirios" son mencionados con frecuencia en la historia helenística; los reyes seleúcidas, quienes mantenían contingentes de elefantes de guerra, reinaron en el territorio sirio por entonces. Se cree que estos elefantes eran elefantes indios (E. m. indicus), los cuales eran adquiridos por los reyes seleúcidas en sus posesiones orientales. Las fuentes antiguas, como los relatos de Estrabón[4] y Polibio [5] atestiguan que los reyes Seleuco I y Antíoco III tenían grandes cantidades de elefantes indios importados. Si estos elefantes indios eran importados debido a la escasez de elefantes sirios nativos o debido a dificultades en el entrenamiento y domesticación de los mismos para la guerra permanece sin respuesta.

El general cartaginés Aníbal tuvo un elefante de guerra conocido como "Surus"; se ha sugerido que el nombre significa "el sirio" (o "con un colmillo"[6] ). Se decía que era su mejor (y más grande) elefante. En ese caso, el elefante puede haber procedido de los rebaños seleúcidas, aunque solo puede especularse si era un elefante indio importado o de hecho era un elefante sirio. (Los elefantes de guerra usados generalmente por los cartaginenses, en contra de algunas representaciones populares, eran los pequeños elefantes norafricanos [Loxodonta africana pharaoensis], una posible subespecie del elefante africano también extinta en la actualidad.)

Referencias[editar]

  1. a b Choudhury, A., Lahiri Choudhury, D.K., Desai, A., Duckworth, J.W., Easa, P.S., Johnsingh, A.J.T., Fernando, P., Hedges, S., Gunawardena, M., Kurt, F., Karanth, U., Lister, A., Menon, V., Riddle, H., Rübel, A. & Wikramanayake, E. (2008). Elephas maximus. En: UICN 2008. Lista Roja de Especies Amenazadas UICN. Consultado el 28 October 2008.
  2. . P.E.P. Deraniyagala, Elephas maximus, the elephant od Ceylon, Spolie Zeylanica, 26 (1951) 161.
  3. http://www.tabiattarihi.ege.edu.tr/en/
  4. Strabo 15.2.1(9)
  5. Polybius 11.39
  6. Scullard, H. H. (1953). «Ennius, Cato, and Surus». The Classical Review 3 (3/4):  pp. 140–142. doi:10.1017/S0009840X00995805. 

Véase también[editar]