Carlos Puebla

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Carlos Puebla
Datos generales
Nacimiento 11 de septiembre de 1917
Origen Bandera de Cuba Manzanillo, Cuba
Nacionalidad Cuba
Muerte La Habana, 12 de julio de 1989 (71 años)
Ocupación cantautor
Información artística
Género(s) Canción protesta
Instrumento(s) voz, guitarra
Discográfica(s) Independiente, Discoteca del Cantar Popular
[editar datos en Wikidata]

Carlos Manuel Puebla (1917 - 1989) fue un cantautor cubano.

Carlos Puebla es conocido como el cantor de la revolución al utilizar sus habilidades musicales para la difusión de los valores de la Revolución Cubana, cantando los hechos más relevantes y siendo cronista de los cambios acaecidos en su país desde 1959.


Biografía[editar]

Niñez y juventud[editar]

Nació el 11 de septiembre de 1917 en Manzanilloen el seno de una familia humilde. Se vio obligado a ejercer durante su niñez y juventud múltiples oficios: carpintero, mecánico, obrero azucarero y zapatero. Su temperamento le empujaba al mundo de la música. Cuando iba a la escuela no abandonaba su armónica, que hacia sonar por el camino. Las clases de guitarra que recibía su hermana eran seguidas por él a escondidas y repetidas, luego; ese carácter autodidacta le impulsó a aprender. Utilizando métodos de enseñanza a distancia (como el para aprender a tocar la guitarra sin maestro) y consultando a Pedro Estacio, director en ese tiempo de la Banda Municipal de Conciertos de Manzanillo, y Juan García, maestro de piano, dio los primeros pasos en el aprendizaje musical.

Inicios artísticos[editar]

En los 30 del siglo XX sus canciones ya se emitían en la radio local de Manzanillo, la CMKM. En este tiempo los temas de su música son de corte romántico, canciones que fueron grandes éxitos y que han pasado a formar parte del patrimonio de la música cubana. Algunas de ellas son: Quiero hablar contigo, Qué sé yo, Te vieron con él, Cuenta conmigo, Quién se lo iba a imaginar, Hay que decir adiós y Dejemos de fingir.

Poco después comenzaría a grabar sus discos; en estas piezas ya se empiezan a tratar temas sociales y reivindicativos. Canciones como: Plan de machete, Este es mi pueblo y Pobre de mi Cuba denunciaban la situación que se vivía en Cuba por aquella época sin temer a la represión.

En los años 50 se acompaña por el grupo Los Tradicionales, integrado por Santiago Martínez, Pedro Sosa y Rafael Lorenzo, publicándose sus trabajos bajo el nombre de Carlos Puebla y Sus Tradicionales. Su presencia en la radio y en la televisión nacionales se hace habitual. Aunque el escenario que más estimaba en aquellos tiempos era el restaurante habanero de La bodeguita del medio donde interpretaba su obra sin cobrar ningún salario pero reconfortado en el buen ambiente allí existente. Tal como él mismo dice:

(...) pasaba los ratos cantando con la barriga llena y el corazón contento.

Este lugar le sirvió para conocer a otros muchos artistas e importantes personalidades.

Etapa en la Revolución Cubana[editar]

El 1º de enero de 1959 el triunfo de la revolución, representada por la entrada del líder Fidel Castro en La Habana, influiría en la vida de Carlos Puebla tanto como en la de Cuba. La guaracha Y en eso llegó Fidel es, tal como dice el título, un cambio en su creación, en su obra, Carlos se convierte en en cronista. Pasa a realizar canciones que difunden los valores revolucionarios y las decisiones del gobierno de los barbudos, sin dejar a un lado los temas tradicionales cubanos.

Canciones como La Reforma Agraria, Duro con él, Ya ganamos la pelea, Son de la alfabetización van haciendo de Carlos Puebla un representante artístico de la obra revolucionaria.

En su canción De Cuba traigo un cantar muestra bien claro este papel de embajador que adopta

De Cuba traigo un cantar
hecho de palma y de sol
cantar de la vida nueva
y del trabajo creador
para el ensueño mejor
cantar para la esperanza
para la luz y el amor...

En 1961 realiza lo que sería su primera gira por varios países que culmina con un gran éxito. Esto daría pie a muchas más giras, que extenderían su prestigio y fama desde el ámbito cubano a más de 35 países. En todas estas actuaciones fue acompañado de su grupo Los Tradicionales. En aquella época se le empezó a llamar Juglar de la Era Moderna.

El éxito no fue motivo para olvidar sus orígenes. Volvía siempre que podía a su ciudad natal y no dejaba de participar en la celebración de las Semanas de la Cultura y las Jornadas de Homenaje a su amigo, el poeta Manuel Navarro Luna. En Manzanillo, no dejaba de pasear por toda la ciudad y de actuar allí donde se lo pidieran. Su sitio preferido era La casa de la Trova, que hoy lleva su nombre, donde pasaba horas con sus amigos cantando y compartiendo su bebida predilecta, el Ron Pinilla.

La partida del revolucionario argentino Ché Guevara del territorio cubano impactó a Carlos Puebla de tal forma que la misma noche en que Fidel Castro dio a conocer la carta de despedida de Guevara, Puebla sin poder dormir, compuso su obra más conocida, Hasta siempre que se convertiría en un homenaje al líder guerrillero que transcendería a todos los estilos de música y a casi todas las lenguas.

Su muerte[editar]

Una larga enfermedad terminó con su vida un 12 de julio de 1989 en La Habana. Para entonces su obra musical abarcaba más de setenta temas en los cuales, con su característico sentido del humor, abordaba temas sociales y tradicionales. La enfermedad no pudo minar su sentido jovial. En la tumba del artista, la cual se encuentra en el cementerio de Manzanillo, fue grabado como epitafio:

Yo soy esto que soy,
un simple trovador que canta

Discografía[editar]

Álbumes de estudio[editar]

EP[editar]

Colectivos[editar]

Obra póstuma[editar]

  • 1997 - Cantarte Comandante
  • 1997 - La novia del feeling
  • 1997 - Toda una vida
  • 1998 - Hasta siempre
  • 1999 - Dos voces de América en un canto a Cuba
  • 1999 - Soy del pueblo
  • 2001 - Mis cincuenta preferidas. Vol. III
  • 2004 - El gran tesoro de la música cubana. Vol. IV
  • 2004 - Rebeldes

Colectivos[editar]

Fuentes[editar]

Enlaces externos[editar]